Alberto Fernández y las decisiones políticas en tiempos de pandemia

Algo que ya fue observado por pensadores más profundos que el autor de este blog es que los hombres, y mujeres, que están en altas posiciones de poder toman muchas menos decisiones en la realidad que las que aparecen tomando (y encima, las tensiones los envejecen mucho, como puede verse en las fotos de A. F. No sé porque a tantos nos gusta el poder; debe ser una pulsión masoquista 🙂 ).

Como sea, esto es especialmente cierto en guerras y epidemias. Ahí -si uno no es un imbécil- se hace no lo que se quiere sino que se está obligado a hacer. Y para más inri, hay que tratar de dar la impresión que son las decisiones de uno mismo.

Esto viene al caso de la conferencia de prensa del Alberto de ayer. Lo resumí en el párrafo que agregué a la crónica -muy resumida- que publica AgendAR. Siguiendo mi -obligada- política de ahorrarme trabajo, lo copio aquí:

El diagnóstico de la situación y las medidas dispuestas son fruto, en última instancia, de la evaluación de sanitaristas y epidemiólogos. En nuestra opinión, hubo en esa conferencia de prensa dos declaraciones que reflejan la voluntad política del presidente, y la estrategia que se ha trazado. Una es la frase que elegimos como título de la nota «La cuarentena durará lo que tenga que durar para que los argentinos estemos sanos«. La otra, es que la dijo en compañía de Kicillof y Larreta.

Para los politizados lectores de este blog agrego que la decisión no es la duración de la cuarentena, sino el hecho de decirlo en esa forma. Y Fernández no decidió quiénes tendrían responsabilidades de gobierno en el Área metropolitana, sino que estuvieran a su lado en las ocasiones más importantes y “prime time”. Es decir, son decisiones de comunicación.

Otro comentario que me sale del alma: Cómo un dirigente comunica es tan importante, sino más, que el contenido de lo que comunica. Alberto no es malo en eso; su estilo es muy distinto de todos los otros peronistas que llegaron a la presidencia, pero -los resultados hasta ahora lo están demostrando- es el que funciona ahora.

Pero, la comunicación presidencial debe ser una tarea tan revisada como la firma de los decretos. Fernández -cualquier presidente, en cualquier país- necesita el equivalente de un Secretario Legal y Técnico que supervise lo que va a comunicar, antes que lo haga.

Dadas las características de A. F. -bah, de las casi todos los que llegan a las altas posiciones de poder- debe ser alguien en quien tenga tanta confianza personal como la que deposita en Vilma Ibarra, por ejemplo. Pero lo necesita.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: