El libro de Sebastián Carbonetto

Hoy a las 18 hs. mi compañero y amigo Daniel Sebastián Carbonetto Kölln presenta su libro “Lineamientos para una economía política heterodoxa”. Lo hace en el PJ porteño -otra institución “en pausa”- en San José 181.

Es un poco tarde para avisar desde el blog. Uno que también está “en pausa”, además. Pero no quise dejar de reconocer un hecho poco habitual.

No es raro como acto militante. Seguramente es el aspecto más importante para Sebastián, que, como su hermano, sigue los pasos de su padre, Daniel Carbonetto, uno de los que dio sentido a la frase “economista nacional y popular”. Lo presenta en la sede del PJ, con prólogo de Guillermo Moreno…

Pero aquí ya es necesario subrayar algo: La introducción de Guillermo es rigurosamente técnica, casi académica. Y la lectura de su libro -que está escrito en un lenguaje llano y accesible, me apuro a aclarar- me hizo conocer aspectos importantes del desarrollo de la economía que, confieso, mi formación no profundizó lo bastante.

Aclaro algo: hay otros economistas nuestros que han escrito con inteligencia y profundidad libros sobre teoría económica. Pero… los encontré demasiado volcados a la discusión casi filósofica. Sobre el concepto de valor, por ejemplo. Mi deseo -opción personal, no más que eso- es que los autores argentinos, en realidad, todos los que escriben en castellano, se volcasen más a los problemas concretos.

En el libro de Sebastián encuentro las discusiones que han dado sobre temas muy concretos los “padres” de la economía. Discusiones que siguen presentes -a veces ocultas tras ecuaciones- porque son discusiones políticas.

Para tomar un ejemplo, casi al azar, bien desarrollado en la primera parte de este libro: La primera discusión de la “ley de Say” (Jean-Baptiste Say 1767-1832) “Cada oferta crea su propia demanda“, a la que se siguen aferrando los economistas aplaudidores de “los mercados”… El primero, repito, que la cuestiona como la tontería que es, fue Thomas Malthus, no populista él. Un siglo antes, expuso en sus cartas la percepción fundamental de Keynes. Que la demanda puede, y en ocasiones, debe, ser estimulada por el Estado.

Un ejemplo mínimo de un libro que todavía no terminé de leer. Lo único que le observé es el título ¿Porqué aceptarles a los economistas que siguen el discurso hegemónico actual la categoría de “ortodoxos”? Que subconscientemente se asocia con seriedad y rigor. La teoría económica hegemónica en los últimos 45 años no ha mostrado muchos éxitos, comparada con las versiones anteriores… Sus cultores no pueden reivindicarse herederos de los clásicos de la economía, que tomaban muy en cuenta los resultados de las políticas aplicadas.

Bueno, me dejé llevar por mi entusiasmo. Les digo esto: Si pueden, vayan hoy a San José 181. Pero en cualquier caso ¡consigan el libro!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: