«Con Cristina no se puede y sin Cristina no se puede»

palermo cool

Le iba a poner de título «El peronismo y las clases medias urbanas, otro amor imposible». Pero decidí dejar el original de Alejandro Grimson. Es más marketinero. Cierto que es una mirada muy «palermitana» – el tipo es antropólogo, docente y porteño. Pero hace eco a lo que dice, en privado, una gran parte de la dirigencia del peronismo. Ahora, si uno pregunta «Y si no es Cristina ¿en quién pensás para candidato presidencial en 2019?»… se escuchan los grillos.

Igual, esto de Grimson no tiene que ver con las apuestas, muy prácticas, del peronismo territorial. Se puede clasificar como «kirchnerismo intelectual». Eso de «los que tenemos una vocación transformadora del mundo»…

Más adelante haré una crítica, desde la política. Pero no se confundan: precisamente desde la política nacional, no sólo desde la porteña, es necesario entender el fenómeno que describe Grimson. Los resultados electorales en la C.A.B.A. están siendo espejados en las urbes de la Región Centro: Buenos Aires fuera del AMBA, Santa Fe, Córdoba, Mendoza…

«E: Trabajaste mucho el tema migraciones, fronteras e identidad ¿Como se piensa la Ciudad de Buenos Aires si uno la analiza desde esta perspectiva?

AG: En Buenos Aires hay una serie de fronteras de distinto tipo. Unas que son muy básicas porque están dentro de nuestro lenguaje común, que tienen que ver con CABA, primer cordón, segundo cordón, tercer cordón, y que da cuenta de esa desigualdad semicircular, esos semicírculos que envuelven a la ciudad y en los que cada vez que pasás al más lejano, va empeorando la situación socioeconómica de sus habitantes. Por el otro lado, hay otro polo que tiene que ver con estar más cerca del río o más lejos, que es muy fuerte en el norte de la Ciudad. Después hay una tercera cuestión que está incluso presente en Borges y en otros autores, que es la Avenida Rivadavia. Esa frontera es de algún modo constitutiva de nuestra subjetividad ciudadana urbana, y en ese sentido estructura nuestras relaciones y nuestras espacialidades. Vos podés pensar en un pibe que se mueve alrededor de la Avenida Santa Fe, Cabildo, Córdoba o Corrientes y que difícilmente cruza Rivadavia o Belgrano y que cruzar al sur ya implica un cierto nivel de extrañamiento y de no pertenencia. Vos encontrás ciudades latinoamericanas y en Buenos Aires empezó a pasar hace tiempo, de gente que hace su vida dentro de un cierto ghetto urbanístico, dentro de una frontera que puede ser por ejemplo entre Libertador y Córdoba y que se va por esas vías hasta las autopistas hacia los barrios privados de fin de semana y después vuelven. Esa gente no entra en contacto con la “otra gente”.
Esa “otra gente”, sí cruza la frontera, pero para trabajar. No se cruza por sociabilidad salvo de manera excepcional, no hay amistades ni sociabilidad urbana entre esos mundos donde las distancias parecieran ser cada vez mayores, cuando en realidad vivimos en un mundo donde la espacialidad debería ser algo más relativo y menos problemático. Cuando entrás a una villa en CABA o en el Conurbano, vez pibes que prácticamente no salieron nunca de ahí y ves que hay gente que sólo sale para laburar. Entonces ahí aparece un problema realmente muy complicado, porque esa forma de la vida urbana después condiciona el gran desconocimiento que hay en la ciudad respecto a cómo viven los otros; quiénes son los otros; qué quiere decir vecino; y cómo eso influye después en la forma de hacer política.

E: ¿La Ciudad es de clase media?

AG: En 2011 hice una encuesta que el 78% de los habitantes del área metropolitana se consideraba de clase media, ahora la CEPAL publicó que 80% de los argentinos se consideran de clase media. Lo que quiere decir es que lo que se consideraba clase media desde la teoría social y desde las herramientas del marxismo (profesionales, pequeños productores, pequeños comerciantes, etc.) no tiene nada que ver con lo que la gente considera. La gente puede llamar clase media a tener una vivienda mejor a la que tenía, a no ser el último orejón del tarro, a no estar totalmente excluido, a tener un sueldo, a poder mandar el pibe a la universidad, etc. A un montón de elementos que no están en la sociología clásica, pero que tienen que ver con la constitución de subjetividades.

E: Pasando a la política de la ciudad, ¿Creés que el PRO hizo una mejor lectura de las ambiciones y los intereses de esa clase (media) que se autopercibe cada vez más grande?

AG: Sin dudas hizo una mejor lectura para sus propios fines. ¿Cuáles son su propios fines? Promover el individualismo, el consumismo, la satisfacción y la idea de que las soluciones son individuales y que dependen del esfuerzo personal. A pesar de que hay un montón de personas en este país que se esfuerzan y que no les va bien, porque van empeorando las condiciones. El relato de que “si te esforzás vas a llegar” no es un relato válido en una Ciudad donde hay un montón de problemas, pero nadie más que ellos ofrece un relato y que lo catalice en una visión colectiva.

E: El PRO logró saltar esa frontera de la que hablabas al principio dentro de la Ciudad, a partir de la interpretación que hizo de la autopercepción de la clase media ¿Se puede explicar el desarrollo político de ellos en la Ciudad a partir de eso?

AG: Creo que en parte sí y en parte creo que el Gobierno Nacional anterior le hizo un enorme favor. Primero porque puso al PRO como antagonista y al mismo tiempo puso a la clase media. Ese fue uno de los grandes errores políticos, entre otros. Los insultos a la clase media cuando el 80% del país se consideraba clase media, gracias a las políticas de gobierno que ellos mismos promovían, son como una de las grandes paradojas. La gente en general piensa distinto a aquéllos que tenemos una vocación transformadora del mundo. Nosotros tenemos nuestros propios lugares del deseo y de las utopías, pero tenemos que entender que es imposible llevarlas a cabo sin conectar con los deseos y las utopías de las personas reales, que piensan de manera diferente. Y el PRO decidió hacer investigación social, porque entendió que haciendo eso podía incidir más sobre la realidad. El resto relegó mucho tratar de entender y la investigación social, entender las subjetividades. Últimamente se intentó un cambio en la comunicación, pero más como una cuestión táctica que como una cuestión central y nodal de la política.

E: El PRO gobierna hace 10 años la Ciudad de Buenos Aires. ¿La Ciudad es de derecha?

AG: En 2007 cuando ganó el PRO muchos creíamos que iban a privatizar escuelas públicas y restringir cuestiones del espacio público, etc y lo que mostró es que es un partido que tiene objetivos claramente neoliberales pero que coloca la política por encima de sus ideologías. Lo primero para ellos es seguir ganando elecciones. Lo segundo es que su política, a diferencia de lo que creíamos, no es incompatible con la obra pública sino que es totalmente compatible. En ese sentido es un neoliberalismo no clásico. Porque en el clásico no había obra pública y acá la hay porque son negocios para ellos y por más que sepamos que son negocios, llegan a todos los barrios. El modo en que en las redes el PRO se comunica en relación con la obra pública en la Ciudad me hace acordar a “la trampa” que uno le hace a los hijos. Cuando vos tenés un hijo chiquito, ponele de 4 años que tiene que ir al jardín en invierno con 5 grados afuera, que cuando lo vas a llevar te dice “Yo voy sin pullover”. Entonces la trampa que hacés es decirle: “Podés ir con el pullover rojo o con el azul, sos totalmente libre de elegir, ¿cuál elegís?”. Un día te desafía y te dice “No, voy con el violeta” y vos decís “perfecto”. Larreta nos trata a todos de esa forma. En Facebook te dice “¿Elegí qué querés para tu comuna? ¿Querés que cambiamos las baldosas en una esquina por 2 millones de pesos o un corral para perritos en la plaza por 1 millón y medio?”. Y no, yo quiero subte. Macri ganó en 2007 diciendo que iba a hacer subte.

E: ¿El subte es una forma de interpelar a las clases medias urbanas?

AG: El otro día en el título de La Nación decía “Inician la Línea F” y adentro en el artículo decía “inicia la obra en 2020 con la excavación”. Una cosa que habría que reforzar y que lo empiezan a retomar los trabajadores del subte es que el transporte público es el subterráneo. Quien jerarquiza el transporte público construye subterráneos. Esa es la agenda que tenemos que tomar, porque es lo que el PRO no hizo y no va a hacer. Esa campaña de ampliar el horario que lanzaron los metrodelegados es muy importante. Para los laburantes es central que haya subte a las 5 AM y para los pibes es central que haya a la noche. Y además, como diría el PRO, “es lo más normal en cualquier país del mundo”. Eso es una agenda para convocar a las clases medias.

E: ¿Qué pasó con Lousteau?

AG: Su performance en 2017 se explica porque es imposible que la ciudadanía soporte una pirueta tan ridícula. Él no era Cambiemos, estuvo a punto de derrotarlo y utilizó ese capital político para ser embajador en Estados Unidos y entonces empezó a ser Cambiemos y a mucha gente que lo votó no le parecía tan mal que “contribuyera al país”. Pero después se fué para ser diputado, no se entiende. Como no se entendió lo que hizo, la gente decidió no acompañarlo. Si quiero la película oficialista, voto oficialismo puro.

E: ¿Cuál es el lugar del kirchnerismo en la Ciudad?

AG: El kirchnerismo perdió porque hubo una oposición que se unió y se terminó estructurando. Por ejemplo a los 8 años hubo un desgaste con la 125, etc, pero en 2011 no hubo oposición. Acá no hay oposición, en una Ciudad donde el oficialismo saca 50% y el que lo sigue saca 20% estable, sin ninguna chance de pisar el 25% y se toma como algo normal. Y es normal y parece estar conforme, porque si no lo estuviera se cambiaría la estrategia. El kirchnerismo se pregunta cómo podemos ser la oposición más fuerte al macrismo y la pregunta del resto es como podemos construir una alternativa de gobierno al macrismo, son dos preguntas diferentes. Ahí el kirchnerismo por ahora define un límite y un techo para sí mismo, que es el techo de buscar ser “la mejor oposición”, la más dura, consistente y coherente. Pero para ganarle al macrismo hay que ser la mejor alternativa de poder.

E: ¿Cómo se construye esa alternativa de poder, esa “nueva mayoría” de la que escribiste? ¿Cuál creés que es el rol de Cristina y el kirchnerismo ahí?

AG: En este momento histórico estamos en un laberinto si queremos derrotar electoralmente a Cambiemos. El laberinto es que con Cristina no se puede y sin Cristina no se puede. Con el kirchnerismo no se puede y sin el kirchnerismo no se puede, porque nunca vas a construir ninguna mayoría contra el neoliberalismo sin el kirchnerismo porque hay procesos históricos, hay identidades políticas, hay militancia social. Una pretensión de ese tipo sería negar la realidad. Al mismo tiempo estoy convencido de que no se va a construir una mayoría contra el neoliberalismo poniendo por delante de la mayoría el kirchnerismo, que es lo que se está haciendo hasta ahora. “Nos parece fantástico ampliar todo lo que quieran, vengan atrás nuestro que nosotros los llevamos” y no va nadie, ni uno. En esas condiciones no se va a sumar nadie. La única solución que puede haber tiene que provenir del propio kirchnerismo, aceptando que la pluralidad va a ser programática y política y que después las cosas se van a definir en internas o como sea. Que el kirchnerismo sea amplio de manera genuina y eso implica encabezar o acompañar y ser parte de un proceso que derrote al neoliberalismo. Ahora si el kirchnerismo cae en una política sectaria de largo aliento, que es una posibilidad real, lo que va a terminar pasando es que va a surgir otro fenómeno antineoliberal que va a terminar rompiendo la salida del laberinto y posiblemente una parte de la militancia kirchnerista termine integrando esa salida. Es una hipótesis».

18 Responses to «Con Cristina no se puede y sin Cristina no se puede»

  1. ariel dice:

    http://www.laizquierdadiario.com/Carta-abierta-al-resto-de-los-diputados-no-permitamos-un-nuevo-robo-a-los-jubilados
    No es la unidad del peronismo , pero si la unidad para oponerse la saqueo Macrista, que en mi caso me parece mas importante ,celebro esta carta no sectaria ,mas viniendo del Trotskismo.

  2. Ernesto Villanueva dice:

    Abel, quiero enviarte un artículo. A qué mail lo envió?

    Enviado desde mi iPad

  3. Manolo dice:

    Abel Borges de Palermo o Arlt de Moreno, Temperley y el cementerio judío de Ciudadela
    Este muchacho se refiere a los clusters electorales, genéricamente, cuando en el PRO ya manejan una serie que arranca en 1983
    No se hicieron los deberes, recordas cuando rompía paciencias después de la 125 con los mamotretos de la Vanderbild…
    Ayj aka Víctor, se descostilla de risa, porque prestaron mas atención los Duran Barbas boys que los superadores propios
    Tan ensimismados en las nuevas mayorías con votos de calidad
    En fin Abel, la agonía electoral es de la Izquierda y el Progresismo.
    Donde su electorado natural, como en 1989, opto por el Angeloz porteño
    Abrazo

  4. Abel B. dice:

    Te respondí a tu mail

  5. Voces dice:

    El artículo es muy bueno y la conclusión final creo que es correcta.

  6. Norberto dice:

    Debo decir que Grimson no es de mi agrado, por varias razones, pero la principal es porque forma parte de un grupo de pensadores aislados en su propio círculo, que solo a veces suelen tener algunos aciertos.
    Y esto sucede porque toman como ciertas construcciones propias endógenas como si fueran verdades absolutas, descartando visiones diferentes sobre los temas, así en una de las conferencias ante el planteo acerca de las mediciones de pobreza, solo dio por cierta su visión de alrededor del 22% a fines del 2015, cuando las formas de medirla deben permitir comparaciones, es decir que sean un standard, que pueda o no gustar, pero que permita evaluar el desempeño en relación a la variable de los diversos actores mundiales.
    Entonces entiendo necesarios los análisis históricos, pero no sus predicciones a futuro donde este se definirá en función de la mejor o peor actuación de los sujetos a la visión individual de aquellos que deberán soportar las políticas en el tiempo. Todo dependerá de los comportamientos del domador y del potro, no estoy hablando de los definidos de uno u otro bando, sino de aquellos que según los tiempos creen en el televisor o en la heladera, y del cansancio o no de ellos a las mentiras oficialistas y opoficialistas. Si quieren podemos recordar que el 30 de marzo del ’82 la Plaza se llenó de protesta, a pesar que los medios audiovisuales solo tenían disidencias según los intereses de la fuerza armada a cargo, y que los medios gráficos ocultaban y acompañaban comprados mediante sangrientos regalos.
    Nunca menos y abrazos

  7. Franz Numm dice:

    Tengo una duda. Porque se califica al PRO como neoliberal?
    Yo no tengo una opinion formada en este tema, en parte porque recien me estoy informando (soy estudiante).
    Pero estuve leyendo en «El Cronista» a diferentes personajes que se autodenominan liberales, tales como Jose Luis Espert y Javier Milei (un payaso). Segun estos el gobierno no es liberal, es mas, Dicen que el PRO es socialdemocrata ya que aplica medidas keynesianas, que el gobierno no es liberal ya que toma deuda, y que gastan mas de lo que tienen. Ademas Fernando Iglesias (del Pro) critico a los liberales y los llamo liberalotes, y Marcos Pena en una entrevista dijo que seguian las lineas de Keynes.
    Estas son algunas cosas que dicen, a mi me suena razonable, pero yo que se.

    Saludos y buen post
    Franz

  8. Norberto dice:

    Si Ud cree que la emisión es causa de inflación, y que eso se restringe aplicando medidas que restrinjan el consumo, entonces está en campo liberal de la economía, en todo caso estamos hablando de la diferencia entre shock y gradualismo, no de liberalismo o keynesianismo, pero le recomiendo leer los comentarios de Silenoz, que expone mucho mejor que yo este tema.
    Nunca menos y abrazos

  9. Raúl C. dice:

    El gobierno PRO es la expresión de un bloque de poder de clase (alta) que logró un grado de hegemonía (creo que se dice así) pocas veces visto aquí, por lo menos con apoyo electoral masivo (sin golpe militar).

    En este contexto, dentro de un *plan de negocios* y de una ideología neoliberal rígida subyacente, se toman o dejan de tomar medidas políticas dentro de los límites que la realidad les impone.

    Entonces los extremistas ideológicos enajenados como Espert y Milei echan pestes. Pero en el fondo tienen coincidencias básicas.

    En cuanto a tomar deuda, es lo mismo que caracterizó al ‘Proceso’ de Martínez de Hoz, al menemismo y a la Alianza (ambos con Cavallo). Los gobiernos que tomaron deuda fueron los autodenominados ‘liberales’ en lo económico.

    En mi modesta opinión, esas discusiones (Espert, Milei, F. Iglesias, los periodistas llamados ‘Corea del Centro’ como Tenembaum y otros, los exabruptos periódicos de Carrió) son en gran parte acciones de propaganda para dar una ilusión de ‘debate democrático’ y ‘libertad de expresión’. Cuando en realidad el manejo es absolutamente autoritario, todos se unen monolíticamente ante el ‘enemigo’, y solo retroceden ante una fuerza opuesta en la calle, el Congreso, etc.

    El invocar a Keynes es otro viejo truco. Ya lo practicaba Prat-Gay: cuando entró en política los periodistas decían que en su oficina tenía un gran retrato de Keynes.

    En realidad, lo de Keynes es mentira, una de las más grandes. Aquí lo pueden explicar los que saben del tema. Es prácticamente imposible encontrar algo en común entre el keynesianismo y el liberalismo (o como se llame) de estos depredadores.

  10. victorlustig dice:

    repito la pregunta, aceptara CFK no ser la primus inter pares para una hipotetica unidad?

    que momento………………

    Por otro lado, todo dirigente peronista tiene el baston de mariscal en la mochila

  11. Silenoz dice:

    O sea por izquierda, por derecha y, ahora, por el lado progre el problema es…… ¡¡Cristina!!….. ¿alguien me puede decir lo revelador de la nota?

    El tema es que al «FIT del P» según el decir de algunos -lejos el más votado dentro del «panperonismo»- le exigen condiciones para estar a la altura de las circunstancias lo cual puede ser razonable en virtud de peso electoral relativo ponele, ahora digo ¿qué piensa aportar el «(10-x) + 5»? con 0<=x<=10

    Quizás a algunos dirigentes e intelectuales orgánicos les haga falta unas cuantas sesiones prolongadas de diván…

    En cuanto al sonido de los grillos ¡oiga!… este comentarista sponsorea desde hace rato a Taiana ’19.. síntesis peroniana, con todo el tiempo del mundo para salir de gira y un plus por haberse peleado en su momento con los K…. d’nserio lo digo ehhh…. (ja ja…)

  12. Silenoz dice:

    Bueno además de las sesiones porái repasar no se… Conducción Política o algo así…

  13. ricardo j.m. dice:

    quieren que no estamos mas sile no se animan a matarnos a todos nomas.

    y sangran porque se estan comiendo su mismo chamuyo el de que el gana conduce y bla bla y el que pierde va ala cola y toda la sarta de pavadas con la que nos corrieron doce años.

    esa pregunta del titulo del post es de ellos para nosotros con cristina alcanza y con todos los que adiheren a un modelo productivo distributivo peronista los demas son humo como el neoliberalismo un chamuyo para giles que los boludos llaman ideologia.

    el properonismo ajustador que se vaya con macri y se lleven sus votos que ahi si, si son ellos los votos tienen dueño, si es cristina no los votos no son de nadie.

    es una de migre roynolitico

  14. Manolo dice:

    Sile, no se trata de Ortodoxia sino de Ortopraxia, estimado
    Verbigracia; es bueno porque funciona o es malo porque NO funciona
    Esta en el texto que menciona.
    Volviendo a la correcta praxis, si hubieran estudiado el periodo 1997/2003, cuando el Jefe de Campaña de Tachuela tenia un 2% de intención de voto nacional y salia 4 o 5 en Córdoba Santa Fe, Mendoza y CABA.
    No estaríamos soportando tantas burradas de quienes votaron en 2003 a la mística de la República
    Si no saben de lo que hablo, y CFK puede dar fe, es que jugaron con Carrio o Lopez Murphy
    En lugar de la triple interna con Menem, Rodriguez Saa y kechup de Rio Gallegos.
    En fin abrazo

  15. […] en el peronismo, se sintió impulsado a hacerme llegar este artículo suyo a partir del que ayer subí de Alejandro Grimson. Pero el de A. G. se refería a la conducta de las clases medias urbanas argentinas. Villanueva va […]

  16. Silenoz dice:

    Sabe lo que pasa cro. precisamente la ortodoxia única fuente y último reservorio del saber -según ellos- y con masters en “Ortopraxis” están en pelotas totales.

    Mi humilde recomendación:
    – “los vecinos” tienen mucho más claro que los dirigentes qué carajo quieren
    – replantarse su ubicuidad (y en su significado bien amplio, por ej. contando porotos y ver quién es el FIT del P o percibir que la “curva de rendimientos” –aka tasa de ganancia- en el negocio de ganar elecciones con el método M está cayendo debido a la superpoblación de competidores, y que a pesar de esta circunstancia, la mayor tajada de “plusvalía” se la llevan los tilingos porque fueron los primeros ponele, mientras se pueda comprar Coca ¿para qué Pepsi o Manaos?)
    – desde acá y sin saber un pomo si no sabés por donde rumbear, fijate lo que hacen otros como los Saa (también podría poner Cristina en su acercamiento con estos cros. pero no quiero herir susceptibilidades) Es lo que hará el Coqui y seguramente el Gildo
    – lo anterior requiere hacer “política” y esta se hace con el cerebro NO con las hormonas (por eso recomendaba sesiones sicológicas)
    – y finalmente reconocer que algunos están a lo sumo para ser ministros eficaces o decir pelotudeces en cadena nacional

    Y sí claro, pero muchos de esos que jugaron con el ballenato y el bulldog, después lo hicieron con los K, tiempo mas tarde con estos tilingos y seguramente lo harán con el P actual –de hecho algunos anda flirteando- pero mientras NO SEAN CONDUCCIÓN no hay problema, que vengan….. Las victorias de los ejércitos de “Zanquilargo” no dependieron de la lealtad de los escuadrones de reclutas irlandeses o galeses

  17. jus dice:

    Acerca de «»las mayorias «» en nuestra… Capital Federal, adjunto el destape del domingo. En la hora 1:05:48. empieza un segmento con Ari Lijalad, donde escarba en las elecciones en Baires 2015 y en el enojoso voto electrónico aun no defenestrado a pesar de los demoledores informes ténicos q descartan la inviolabilidad de los datos de las elecciones, Interesante. Ari sí lo defenestra
    Personalmente no creo en los resultados de aquella elección, ni de la falsa opción del ballotage, ni tampoco en la supuesta eleccion brillante de la rebautizada Pitonisa.
    Clarin, el PRO y el radicalismo residual (nunca se habían visto tanto los otros yoes de estos doctores merengue) que con el emperador del norte y castigo de Dios jujeño para empezar y con el actor de las tres empanadas, antes obrero de la patagonia rebelde quien sabe si para terminar (con aquello q era llamado radicalismo) y con las señoras radicha, mas susanitas q nunca…todxs mienten, mucho y muchas veces

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: