La inflación, la bicicleta financiera y los golpes de Clarín

(cliquear encima para ampliar)

Las tasas (muy) altas que ofrece el Banco Central a grandes inversores y a otros bancos -que éstos no trasladan a sus depositantes-, y sus inevitables consecuencias han sido discutidas por economistas, por supuesto. Y también, desde hace meses, por la Comisión de Economía del PJ (Había, hay, matices, pero la conclusión es unánime: una economía que ofrezca un beneficio de un 25 % anual en dólares no es sostenible). En las últimas semanas, la “bicicleta financiera” llegó a los medios.

Con una inflación mensual en abril del 2,6% según el INDEC de Todesca, y un dólar quieto, era imposible evitarlo. Y el presidente del BCRA, Federico_Sturzenegger, hizo publicar un análisis que “demostraba” que la bicicleta financiera no podía existir.

Mi experiencia bancaria -en un banco del que F. S. fue presidente, pero en otra época- me indica que es similar a los que disciplinadamente produce la “línea” cuando uno se lo pide. No mienten, claro, pero estiran los supuestos hasta que dan el resultado necesario (en este caso, que si el especulador tuviera que sacar un seguro de cambio, el costo le costaría la mayor parte de su ganancia. El hecho que el seguro de cambio lo da gratis en la práctica el gobierno, hasta las elecciones de octubre, queda fuera del análisis. No está reglamentado, así que…).

Desde el punto de vista teórico, el único punto que encuentro de interés en el asunto es porqué algunos podrían creer que la política de “metas de inflación” -que tiene alguna, no mucha, eficacia en economías donde la inflación anual está por debajo del 5 % y la variación en las tasas es de un cuarto, o en situaciones graves, medio punto- va a funcionar en la nuestra. Pero creo que es un tema de sicología social más que de economía.

Como sea, la mayoría de los argentinos, que no son economistas, merece una explicación comprensible. Ana Castellani, socióloga e investigadora en el Conicet, preparó el cuadro de arriba y lo tuiteó. Un resumen gráfico de la bomba que el BCRA infla.

Pero también apareció otro resumen en Clarín, ayer. De la pluma de nada menos que Ricardo Roa, uno de los coroneles del Grupo. No es técnico, claro, pero es didáctico. Y filoso. Tiene interés político, además. Yo no comparto la superstición de algunos militantes, que todo lo malo es obra de una única mente maligna: el contador Magnetto, la Embajada, o el Grupo Bilderberg. Veo intereses que chocan y negocian. Pero no hay duda que el Grupo Clarín es un jugador poderoso. Cuando él empieza a golpear, con un fin táctico o estratégico, hay que mirarlo con atención. Copio la nota:

“La pregunta viene con respuesta incluida y bastante obvia por cierto. Es: ¿por qué ahora, después de correr durante meses y seguir corriendo, el Banco Central sale a afirmar que la bicicleta financiera no existe? La respuesta es porque la bicicleta financiera existe. Así de simple.

Pasa también que el jubileo entre las tasas de interés altísimas que el propio BCRA impone y el dólar quieto o que el BCRA deja quieto está tomando formato de escándalo. Y porque salpica y pone en aprietos hasta judiciales a Federico Sturzenegger, el Central no ha encontrado mejor salida que la de decir que la bicicleta no existe.

Hay un par de datos que cuentan todo. Uno dice que las tasas de interés determinadas por el Central van del 24,25 al 26,5% anual. El otro dice que el dólar está casi al mismo nivel que a fines del año pasado o que está aún por debajo. Así de simple, nuevamente.

Sturzenegger cree que de esta manera conseguirá sujetar la inflación dentro de la banda anunciada del 12 al 17%. Un 12 o un 17% contra 24,25 o 26,5%: aquí hay algo que tampoco cierra. Y si la inflación no es mayor no es tanto por la rígida estrategia monetaria del Central sino porque la retracción de la economía la aprieta y el dólar paralizado le corta vuelo.

Los índices de precios muestran cuánto se resisten a la dieta. El de vida abril dio 2,6% que es otro sopapo para el Central. En marzo había dado menos: 2,4%. Y en cuatro meses acumula 9,1% que es más de la mitad del tope previsto para 2017. De paso los índices recuerdan que decir que se está frenando la inflación es muchísimo más fácil que frenarla.

Por si se desconoce, otro dato de estos días: en marzo las ventas reales en supermercados y shoppings cayeron nada menos que 4,9%. Mejor sería decir que volvieron a caer porque vienen en pendiente desde comienzos del año pasado.

No es de extrañar que de Sturzenegger se quejen dentro y fuera del Gobierno. Está expuesto a eso y más cuando los brotes verdes antiinflacionarios siguen tan verdes como los brotes de la economía. Sigamos buscando.

La culpa de una inflación que todavía colea y de una economía que sigue bastante fría no es toda de Sturzenegger. Si ésta es la cuestión y lo es también la falta de un plan articulado como Dios manda, habría que buscar responsabilidades en lugares más encumbrados del poder. O sea allí donde verdaderamente se decide. O donde se decide lo que todos vemos. Macri repite ante sus muchos ministros: “tengo que cerrar un agujero de 500.000 millones”, para lo cual espera el examen de octubre a ver si lo aprueban o cuánto le aprueban.

Un mes atrás el jefe del Central sorprendió con algo que no debería sorprender a un especialista. Dijo: “Es sorprendente la cantidad de defensores que tiene la inflación en nuestro país”. ¿Se habrá sorprendido él con el 2,6% de abril?

Pueden cambiar bicicletas y ciclistas pero lo que no cambia es el pedaleo, más rápido o menos rápido. Es el que hace todo el que puede cuando ve que se le escurren los pesos. Si en un país se habla de bicicleta financiera que la hay, la hay.

Es una cuestión de diferencia de velocidades entre el dólar y las tasas, que le ganan. Lo cierto, al fin, es que el Gobierno está metido en un laberinto económico al que no le encuentra salida. Se sale por arriba, simplificaría cualquiera. ¿Y por cuál arriba?, debe estar preguntándose el mismo Gobierno”.

Anuncios

21 Responses to La inflación, la bicicleta financiera y los golpes de Clarín

  1. Mamita, qué fin de año y 2018 nos espera, gane o pierda. La salida es por arriba, en helicóptero.

  2. Rogelio dice:

    Interesante Ejercicio

    En la página de información económica “Trading Economics” podemos consultar el cuadro “Interest Rate” con la…

    Tabla completa de tasas de interés que hoy pagan los bancos centrales de todo el planeta tierra

    http://www.tradingeconomics.com/country-list/interest-rate

    Paso 1: hacer click sobre el encabezado “Last” de la segunda columna de la tabla.
    Tendremos el ranking mundial de tasas de interés en orden descendente.

    Paso 2: con click sobre el mismo encabezado, tendremos el mismo ranking en orden ascendente.

    ¿ Qué titulo le ponemos a este interesante ejercicio ?

    • Daniel 7 dice:

      Locamente esta conduccion liberal convirtio al pais en ….. VENEZUELA!!!!, increible!

      Y de titulo podria ser “la Chavizacion del PRO”, “Hermanando Naciones del Tercer Mundo”

  3. David (idu) dice:

    Desde lo estrictamente técnico, esta historia la vivimos muchas veces durante las últimas décadas: es casi nuestra marca de fábrica: las aventuras financieras MUY costosas para el pueblo, pero con enormes beneficios para los “¡Banqueros del mundo, uníos!”

    La diferencia en cada caso es quién estaba en el Poder.

    Claramente el peronismo puede (pudo) hacer lo que quiso sin graves consecuencias… hasta que la gilada votó en contra.

    Los militares también pueden (pudieron) hacer lo que quisieron sin graves consecuencias… hasta Malvinas.

    Quedan los pobres radicales, que se tuvieron que ir siempre, o los del joven ¿”Cambiemos”?, cuya historia se está por escribir…

    ¿Helicóptero o gloria?

    Por ahora… calentando los motores, salvo que a Durán Barba se le ocurra alguna idea genial…

    PD: ¡Qué fijación tienen Uds. con Clarín! Y eso que yo tengo más derechos: su antecesor inmediato es el pasquín nazi antisemita Clarinada de Roberto Noble… en fin…

    • eljardinero dice:

      Son todos iguales, lo cual te obliga a votar siempre para la derecha (¿?)

      • David (idu) dice:

        ¿Derecha e izquierda? ¿Esas categorías caídas en desuso hace casi medio siglo?

        ¿Qué es hoy votar a la “derecha”?

        ¿El gasto público infinito? ¿Los intereses confiscatorios? ¿La inflación? ¿Deudas impagables? ¿Estado elefantiásico creciendo? ¿Ñoquis? ¿Corrupción? ¿Subsidios?

        Si el gobierno anterior era de izquierda y este es de derecha, bueno, salvo las cadenas de antes, y el pretendido republicanismo de ahora, no hay mayores diferencias…

        Claro, estoy por la República, lo cual figura en la Constitución.

        ¿La Constitución es de derecha o de izquierda?

  4. Norberto dice:

    El IPC anualizado es del 30%y dudo que sea menor, porque después de octubre hay suba de tarifas, que están dolarizadas, y a la vez habrá una devaluación no menor al 25%, con lo que el componente dolar de ellas se haría sentir al agregarse a los aumentos ya pautados, y no creo que se resistan a no llevar el nuevo valor del dólar a las mismas, por dos poderosas razones, el International Monetary Fund y el aumento del déficit fiscal que significaría cubrir con subsidios esa diferencia.
    Nunca menos y abrazos

  5. Capitán Yáñez dice:

    Mi siempre muy estimado blogger no más en jefe, empecemos por aclarar un punto meramente “técnico”: las “metas de inflación” responden a un modelo de los llamados economistas “neokeynesianos”, mientras que lo que está haciendo el Banco Central es monetarismo puro y duro, tal y cual lo aprendió su presidente de su maestro, el Chicago boy López Murphy. Pero bué… ya muy bien sabido es que Don Gato y su pandilla son extremadamente renuentes a llamar a las cosas por su nombre.
    Aclarado el punto, vamos al asunto. También en la Tribuna de Doctrina aparece cada tanto, sólo en medio del consabido fárrago de demonizaciones al kirchneroperonismo (a propósito… ¿no podrá el compañero ex – gobernador calmar el apetito voraz de su miembro viril?), algún palillo contra la “política económica” del gobierno, por vía directa de algunas de las sacrosantas plumas de sus escribas, como la citada del periodista guerrero Roa, o indirecta en declaraciones de prominentes personajes de la vida argenta. Ayer o anteayer, sin ir más lejos, en alguno de los diarios el mismísimo Etchevehere el agrogarca esbozaba alguna discreta queja sobre el precio del dólar o algo así.
    Son, como diría un maoísta (si es que queda alguno…) “contradicciones secundarias en el seno del enemigo”. A la hora de la milanesa con fritas bien se sabe en qué mesa estará sentada esa gentuza.
    En fin… a éstas alturas, con el consumo y los salarios reales en caída y el 40% de la capacidad industrial instalada ociosa es tan canallesco seguir achacando la inflación a que “el dinero excedente va a la compra de bienes” como aquel “neodesarrollismo” atribuido a Don Gato (con foto del Frigerio abuelo incluida) por el gran diario. Duró lo que un suspiro, claro…

    • Raúl C. dice:

      Esperemos que ante los problemas causados por el dólar atrasado (por un lado) y los problemas que trae cada devaluación (por el otro), no aparezca como gran idea la de comienzos de 2002: la dolarización de la economía.
      Los creyentes, recen para que no ocurra.

      • ricardo j.m. dice:

        que no te extrañe si ganan en octubre siempre fue el objetivo real desde el 75

      • Miguel dice:

        lamentablemente creo que nos quieren llevar nuevamente a la dolarizacion de la economia, casi lo logran por completo en el 2002 pero esta vez me parece que estan acelerando los tiempos como metodo probablemente mas eficaz, depende de nosotros poder evitarlo conversando lo mas posible con nuestros allegados para como con otras tantas cosas de este gobierno al rebelarnos lograr evitarlas o menguarlas. gracias por el blog es siempre muy interesante acudir a leerlo y tambien la mayoria de los comentarios.

  6. Silenoz dice:

    Ja….

    ¡Y sí…. qué se puede esperar de estos fenomenales tiramierdas!…. se me hace que esa nota es de algunos de los “bilivers” que ladean al corredor de guanancos, y que, al igual que su mentor, pa’ escribir boludeces son mandados a hacer….

    Así que resulta que no hay pedaleo por que no hay futuros…. o sea no lo es por una cuestión estrictamente técnica…

    Repito lo que comenté por acá hace un tiempo por que me parece que la “prosa” es confusa para que no se entienda un pomo y quede lo “legible” que es algo así como que no hay bicicleta por que lo decimos nosotros:

    Tasa implícita de FUTUROS (TIF)
    TIF=Cotización dólar futuro / cotización de fecha actual – 1

    La “lluvia de inversiones” viene dada de la sgte. manera (Lebacs + Futuros)

    El inversor gana con:
    Devaluación (por futuros) + Tasa de interés (Lebacs) – TIF [1]

    ‘tons si la TIF es MAYOR a la tasa de interés => se gana MENOS que la DEVALUACIÓN => sube demanda de dólares

    Caso contrario (Tasa Lebacs > TIF) se quedan en pesotes australes o morlacos”

    Lo que están diciendo estos ñatos es que la TIF no está y la ganancia por deva tampoco => queda la tasa de LEBACS / LETES pero lo que OMITEN es que una vez “madura” la inversión la cantidad de pesotes convertidos a dólares al tipo de cambio hace que esa ganancia sea muchísimo más alta que si se hubiesen metido anteriormente en dólares a la tasa LIBOR….

    Confunden por que el negocio no son los dólares si no los pesotes finales convertidos a rúcula sopesando de tasas y tipo de cambio, además ¿cómo pueden estar seguros que no hay carry?

    El carry no se hace solamente en dólares sino que se trata, también, de buscar la menor tasa de interés: pedís guita prestada a la menor tasa, no importa la moneda y te venís pa’cá, en esta joda entran en juego las tasas de interés (diferencia entre la de préstamo y la de inversión) y el tipo de cambio

    Y cierran con una boludez total ”solo podría concretarse si esa expectativa inicial de tipo de cambio estable se materializa. ¿Pero se ha materializado?”
    ¿Y no les parece que se materializó? Hace pocos días el BC dijo que intervendría en el MULC (lo cual podría entenderse como una “cobertura” ante una posible corrida cambiaria pos devaluación) eso está tirando hacia abajo el rendimiento de los “inversores” según [1] por que está aumentando –levemente- el tipo de cambio, ‘tons ¿qué van a hacer los tipos para cubrirse?

    Si hay una devaluación la idea es que el nuevo tipo de cambio de “equilibrio” sea aceptado por el “mercado” ¿y cómo se hace eso? Y, si los tipos entienden -vaya a saber como- que el nuevo valor es razonable, no sapa nada, pero siempre hay que apilar dolarios por las dudas que algunos no lo entiendan….

    Veremos si “los mercados” le dan otros años de gobierno a esta asociación ilícita de gobierno (yo creo que si…. por lo menos 2 más sino vuelvo el cuco populista….)

    Y ya que estamos y como de quien viene:
    Se que hay muchos cros. pensando la “industrialización y desarrollo” pero si “vamo’ a volve’ ” antes pensemos cómo desarmar la bomba de tiempo de la –actual- pesada herencia por que tengo pocas dudas que nos van a querer rajar a pura corridas cambiarias….

    Y con el delincuente del presidente del BC.. todavía no puedo dilucidar si es o se hace…. realmente desconcierta el nivel de nada de entendimiento de este sujeto

    Respecto a las “metas de inflación” como remedio NO resulta por que el diagnóstico que justitica esta receta es inflación de demanda y lejos estamos (antes y mucho más ahora) de algo así… es problemático que el “equipo económico” no entienda y llegue a percibir que la inflación actual NO TIENE CAUSAS MONETARIAS, es lisa y llanemente inflación de costos, en esta tiene razón Bein.

  7. ricardo j.m. dice:

    sin duda es mas para la psicologia social o el estudio de la estupidez

    inflacion menor que el aumento del poder adquisitivo mal tedible, inflacion galopante casi en hiper si sumamos todos los aumentos reales y no lo decididos para contar meh, no pasa nada.

    • Raúl C. dice:

      Hay un ilustre antecedente:
      Durante el Proceso la inflación se mantuvo en 3 (tres) dígitos anuales.
      Primero le echaban la culpa al gobierno anterior. Neustadt se la pasaba tomando la inflación de febrero del 76 e inventando un valor ‘anualizado’ de más de 1000 %.
      Cuando esa chicana se gastó, dejaron de hablar del tema. Ningún medio decía que esa inflación era terrible o intolerable, o que parecíamos Burkina Faso. Nada.
      Lo que hacían era estimular a la clase media para que corriera por la City buscando la mejor tasa para sus depósitos (que por buena que fuera no llegaba nunca a compensar la inflación).

      De allí podemos decir a la manera del Indio Solari: ‘toda inflación es política’.

  8. victorlustig dice:

    Notable renglon de Silenoz

    llegue a percibir que la inflación actual NO TIENE CAUSAS MONETARIAS

    • David (idu) dice:

      Mastellone aumentó el Casancrem y perdimos 13 ceros…

      Turro.

    • Raúl C. dice:

      Durante el período en que perdimos 13 ceros, Mastellone aumentó el Casancrem unas 120 veces… Y en todos los casos, poniéndose adelante de la inflación…

      Repase algo de sistemas de control. Sobre todo, el concepto de ‘feedback’.

      • David (idu) dice:

        Ya lo repasé. Tuve que hacerlo para mis pobres alumnos en la UBA… no aprendieron nada. Ja.

        La turrez de Mastellones tiene 14 dígitos

  9. Lucas dice:

    (en este caso, que si el especulador tuviera que sacar un seguro de cambio, el costo le costaría la mayor parte de su ganancia. El hecho que el seguro de cambio lo da gratis en la práctica el gobierno, hasta las elecciones de octubre, queda fuera del análisis. No está reglamentado, así que…).

    Qué pasó Abel?

    • Abel B. dice:

      Estimado, sería demasiado pedir que TAMBIÉN el gobierno brasileño diera garantías!

      Como sea, aún no sabemos si habrá un efecto caipirinha o simplemente un vasito. Por ahora, mi consejo profesional -a un inversor que está dispuesto a aceptar un riesgo razonable- sigue siendo permanecer en pesos hasta el 30/7. Pero estar muy dispuesto a salir en cualquier momento.

  10. […] el Estado paga intereses, en forma rutinaria, del 20 al 25 % en dólares. Por ejemplo, aquí y aquí. Pero trato de no ser tremendista. Este es un blog herbívoro (y hay un interés personal ¿quién […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: