Ah, la Francia! Entre la banca y la bronca

Según las encuestas -el producto en el que nadie cree pero todos consumen- Emmanuel Macron (En Marcha) y Marine Le Pen (Frente Nacional tienen cada uno alrededor del 23% de los votos válidos. Así, les alcanza para dejar fuera a François Fillon (Los Republicanos), una derecha más o menos clásica (es decir, una que no ha sido rejuvenecida por el equivalente de Durán Barba) y con algunos escándalos de corrupción, y a Jean-Luc Mélenchon (Francia Insumisa), una izquierda renovada con algún toque de populismo latinoamericano, como les aconsejaba Laclau.

Si esto es así -y ya todos los voceros más o menos oficiales en Europa lo dan por hecho (no le hacen caso a mi amigo Artemio)- los franceses deberán optar en la segunda vuelta entre un candidato ¡centrista!, con una imagen juvenil y moderna (¿les suena?), y sobre todas las cosas, explícito partidario de la Unión Europea. Que armó su propio partido tomando cuadros del socialismo -fue ministro de economía de Hollande-, de la derecha y de los que no están ni con unos ni con otros. Casi el sueño de un “Círculo Rojo” francés.

Del otro lado estará -y será el cuco a ser demonizado por todos los medios de la globalización- Marine Le Pen. Ella también ha modernizado el viejo chauvinismo francés, pero no demasiado (Sigue siendo antisemita, sólo que en vez de los judíos está contra los árabes). Pero Marine hoy expresa mucho más que eso: la bronca y el temor de los perdedores de la globalización económica. Y de quienes sienten que la nueva sociedad cosmopolita y multicultural les roba de su identidad nacional.

El hecho es que hoy la Sra. Europa, Frau Merkel, suspira aliviada: el espectro de un balotaje Mélenchon-Le Pen se desvanece. Y con ella, todo el establishment del Atlántico Norte. Igual, falta la segunda vuelta el 7 de mayo. Pronto.

¿Cómo sigue? Macron es el favorito. Los votantes de Fillon, en su gran mayoría, irán con él. Igual, lo que queda del viejo Partido Socialista, su candidato Hamon ya llamó a votarlo, para frenar al Frente Nacional. Los que votaron a Mélenchon… una gran parte de ellos encontrará que su corazoncito progre les va impedir poner la boleta de Le Pen. Pero esto es lo que aparece hoy.

¿Cómo se llega a este resultado? La gauche, siempre lista para explicar sus derrotas con la maldad o la estupidez de los otros (igual que la de aquí), sacará a relucir los atentados terroristas que asustaron a los votantes. Sin duda es un factor, pero más a favor de Fillon y de Le Pen que para Macron. Por mi parte, yo ya dije que los franceses eran conservadores. Los pueblos que no están desesperados generalmente lo son. Además, algo en que los suramericanos debemos reflexionar: Parece que, con quejas y críticas, una porción mayoritaria de los franceses valora la Unión Europea.

Después de todo, les dio 70 años de paz (a quienes estaban adentro, claro). Puede ser, es, la “Europa de los banqueros”, como advertía De Gaulle. Pero es la Unión Europea que hay.

Anuncios

15 Responses to Ah, la Francia! Entre la banca y la bronca

  1. Casiopea dice:

    Macron es partidario de la UE, pero con un ingrediente que puede ser tan complicado como el retiro del euro de LePen, que es el de las distribuciones fiscales a los países más “débiles”. Si realmente es lo que piensa y se propone lograr, aunque suene benigno, en lo profundo es un avance hacia una integración total al estilo Estados Unidos de Europa, que tiene la ventaja de sellar la integración y la desventaja de la cesión de soberanía. Hay que ver, pero me parece que puede llegar a encontrar mucha resistencia del lado de los “fuertes” y quizá sin quererlo alimentar el sentimiento antiUE en países como Alemania, Holanda, etc. Los distintos países de Europa están unidos por instituciones pero su situación existencial hoy por hoy es muy, muy dispar, con el agravante de que para avanzar en casi cualquier cosa necesitan unanimidad o casi. Y como siempre sobre llovido, mojado, el retiro de GB produce un descalabro en las relaciones de fuerza internas, porque era siempre GB la que lideraba el bando de los que no están en el euro, que van a perder peso relativo al restar el PBI de GB.
    La película de suspenso protagonizada por los cuatro candidatos viables franceses fue sólo un capítulo de la saga de Europa siglo 21. Game of Thrones, un poroto….

    • Abel B. dice:

      Hola, Casio. Siempre me remito a un dato que Toynbee, entre otros, constató a lo largo de 6 mil años de historia: las confederaciones “flojas”, con lazos más o menos voluntarios, no duran. Se disuelven, o se transforman en uniones más sólidas.

    • Silenoz dice:

      Una unión con el látigo fiscal y monetario y, por si fuera poco, sometido al Beggar thy neighbour por parte del Reich y sus primos menores a los mas giles, tiene de pocas a nulas chances de un venturoso porvenir alla USA como sueña….. a menos que decidan anexar o nivelar las productividades de estos sureños como lo hiciera cuando la reunificación.. Así y todo sería dificultoso

    • guillermo dice:

      era siempre GB la que lideraba el bando de los que no están en el euro Por ahi se me pasó, pero desde que arrancó el Euro jamás leí o escuché nada dicho por políticos de aquí sobre liderazgo del UK de los fuera del Euro.

      Inglaterra siempre la jugó de outsider dentro de la UE, su rol tradicional en la historia política de Europa, y nunca quiso tener un rol líder en nada relacionado con la UE fuera de conseguir reducciones a su contribución financiera. La parte política de la UE le pareció una molestia desde el vamos, lo que querían era el libre comercio. Su única contribución a la evolución de la UE fue apoyar decididamente el ‘ensanche’, con la entrada de cuanto país calificaba como europeo, aunque fuera de sus ciudades la gente anduviera en mulas. No por un espíritu apostólico de mejorarles el desarrollo, sino para diluir y trabar la estructura de poder de los originales.

      La salida de Inglaterra no va a cambiar mucho las relaciones de fuerza en la UE, no había relacion posible con alguien cuya politica era ser el gran ausente. En cuanto a lo comercial, ahora que la UE firma tratado de libre comercio con USA, lo que pierda de trade con UK lo gana en baldes por ese lado.

  2. Casiopea dice:

    A more in-depth look at some of the figures from today’s election from French polling firm Harris Interactive:

    Among people who voted for Emmanuel Macron:
    45% voted for outgoing President Hollande in 2012
    52% voted because they believe in his programme
    27% voted, not because they agree with him, but as a strategic choice

    Among people who voted for Marine Le Pen:
    56% voted because they believe in her program
    20% voted as a protest vote

    The most important issues in the campaign:
    Jobs: 44%
    Fight against terrorism: 34%
    Spending power: 31%
    Immigration: 32%

    For those who voted for Macron, the key issues of the campaign are Jobs (51%) and Europe (41%)
    For those who voted for Le Pen, the key issues of the campaign are Immigration (80%) and the fight against terrorism (64%)

    http://www.france24.com/en/20170423-france-liveblog-presidential-election-first-round-results-follow-live

  3. Casiopea dice:

    Y en el trasfondo, el superávit alemán, generando alianzas raras

    https://www.ft.com/content/74e46f02-2685-11e7-a34a-538b4cb30025

  4. Daniel Eduardo Arias dice:

    Lo de los Estados Unidos de Europa, a largo plazo, me parece difícil: hay demasiada variedad cultural y lingüística para potenciar los odios entre las futuras e hipotéticas “provincias pobres” del sur europeo y el núcleo rico francoalemán.

    Lo que parece haber sido un éxito pleno de Adenauer y De Gaulle es la fusión de visiones de los ricos. Recuerdo que en los ’60 había activísimos programas de intercambio de estudiantes, como modo de restañar el veneno dejado por dos guerras cuyos horrores todavía no logramos entender. Eso sí tuvo éxito. Los matrimonios entre ricos son más fáciles.

    Otra cosa que tal vez logre cocinar los EEUU de Europa, no sé si con la receta actual u con algunas pérdidas de componentes, es el miedo a terminar como un mercado de manufacturas chino. Ni siquiera Europa puede resistir un futuro de desocupación masiva, y menos que menos pagarle a los empleados y obreros actualmente ocupados para que finjan trabajar, como les paga desde hace treinta años a sus campesinos para que finjan dedicarse a la agricultura y se queden en el campo, en lugar de terminar en villamiserias extraurbanas.

    Tal vez el núcleo rico francoalemán decida transformar a toda Europa periférica en parte de la máquina high-tech, y así sobrevivir a la indundación de “todo por dos euros” que desborda de China.

    Pero hoy, con los bancos dominando el panorama, el destrato francoalemán hacia el resto de la UE -chapeau a quien lo bautizó “El Cuarto Reich”- es insoportable para la europeriferia. Salvo cambio de política, es imposible no apostar más a los crujidos y rupturas, según esa máxima de Abel: las alianzas flojas con el tiempo se disuelven o se endurecen.

    • Anónimo dice:

      Una buena guerra lo resuelve casi todo. Las condiciones se generan de manera acelerada. Toynbee siempre hizo hincapie en los nacionalismos, y en las religiones. Los ingredientes están, la política ofrece cada vez menos soluciones y los liderazgos brillan por su ausencia.

    • guillermo dice:

      Si apostás a las rupturas, donde deja eso al proyecto de La Patria Grande, tan fundamental al proyecto nacional y popular? Una de las sorpresas de vivir afuera la mayor parte de mi vida fue descubrir (cuando ha pasado suficiente tiempo como para que la gente se sincere diciendote cosas que saben no son elogiosas) es el grado al que los argentinos somos detestados por nuestros ‘hermanos’ latinoamericanos. Por razones entendibles (insoportables, mandapartes, arrogantes, groseros, gritones, etc) y menos atendibles (mas grandes, mas ricos, etc, aunque esa lista se hace cada vez mas chica). Si las diferencias culturales te parecen definitorias, hay muy poco cultural compartido entre digamos Argentina y Ecuador o Panamá, si sacás el idioma. Que es importante, pero lejos de ser decisivo.

  5. victorlustig dice:

    Es muy pronto, y, la confederacion ya se endurecio, para ello solo hizo falta el crash del 2008.
    Ninguno va a salir por que seria demasiado caro, salvo si las tensiones centrifugas de las zonas ricas funcionan, pero eso es para ver.
    Hay que ver que pasa con Escocia e Irlanda, lo que si, vienen años de tensiones grandes en España, Italia, Belgica y las Islas, si, como parece triunfa el esquema dos velocidades, va a ser divertido como se asignan esas dos velocidades.
    Un tema no menor en esto es GB, USA y China, con Putin en el medio,

    El que viva lo vera

  6. Una apostilla acerca de Macron: durante el comicio no dejo entrar ni a RT ni a RUPTY al bunker donde estaban todos los periodistas.

  7. CV dice:

    A todo esto, hay elecciones anticipadas en UK. Sorprendió Theresa May con la jugada…

    https://www.theguardian.com/commentisfree/2017/apr/22/dont-believe-theresa-may-election-wont-change-brexit

    ¿Habrá tratativas “bajo cuerda” con Guy Verhofstadt para no abandonar la UE?

  8. […] (muchos) argentinos politizados. Porque, en la tradición anticipatoria del blog de Abel, aquí se habló hace dos semanas del balotaje de mañana. Ahora me parece más interesante -para nosotros- enfocarme en lo que se dice en Argentina del […]

  9. […] inteligente- en los medios y blogs. En este blog habíamos anticipado algo dos semanas atrás Francia: entre la banca y la bronca (sigo pensando que el título es un buen resumen) y lo seguimos aquí (esta columna de comentarios […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: