Clinton vs Trump: menos y más de lo que parece

hillary-vs-trump

Estimados: es casi seguro que, siendo ustedes las personas inquietas u obsesivas que visitan un blog como éste, ya han leído más de lo que pueden recordar sobre las elecciones de hoy. Yo también. Así que voy a tratar de decir algo no taaan repetido, y breve.

Aquí anuncié, ya hace muchos meses, mi opinión: que Hillary Clinton será la próxima Presidente de los Estados Unidos. No me baso en encuestas, como ya les dije. Los recientes casos de Gran Bretaña y de Colombia confirman algo que ya debería saberse: son una buena herramienta para saber qué opciones está contemplando una población, pero no sirven para adivinar el futuro.

Pienso como pienso porque sé que los EE.UU. son una sociedad en que el “establishment”, la coalición de intereses e instituciones poderosas, es muy fuerte, está de acuerdo en cuestiones centrales -en particular, en lo que concibe como los intereses permanentes de su país, que identifica con los suyos propios- y, aunque no es omnipotente, dispone de muchos recursos, no solamente económicos. Y los intereses establecidos no gustan de las sorpresas, las “wild cards”, como dirían ellos. El Donald, egocéntrico, y sin antecedentes en la función pública… podría ser una sorpresa.

Creo entonces que hago claro porqué digo que lo de hoy puede ser más de lo que parece: una victoria de Trump sería una derrota de una clara mayoría del establishment: sus alas Demócrata y Republicana (ninguno de los “power brokers” de ese partido está a favor de Trump), el núcleo de Wall Street, la mayoría “liberal” en los medios,… No grave, por supuesto -ahora paso a marcar las limitaciones de un Presidente yanqui- pero mostraría que no pueden condicionar un tema tan central y visible.

Las limitaciones de la Presidencia en EE.UU. surgen del mismo elemento aristocrático / oligárquico (elijan el término que prefieran: dicen lo mismo) en su gobierno desde su mismo comienzo como nación. Sus Padres Fundadores discrepaban en muchas cosas -los debates entre Madison y Jefferson todavía son pertinentes- pero estaban de acuerdo en algo fundamental: el principio democrático no podía imponerse sobre la libertad individual. Y el derecho de propiedad.

Una delicada arquitectura -muy siglo XVIII- de controles y balances garantizaba que un gobierno fuerte -necesario para proteger los intereses de los EE.UU.- no pudiera afectar esos valores que entendían supremos. Y aún hoy, después de 240 años muy movidos, el Presidente de los Estados Unidos, el POTUS, puede ordenar y ordena asesinatos en el extranjero, pero hay un montón de agencias que controlan la legalidad de sus actos en el interior.

Entonces, si hoy gana Trump, Vladimir Putin brindará con vodka, y Xi Jinping quedará preocupado. Pero nadie se apresurará a cambiar alianzas o movilizar / desmovilizar tropas. Los hombres (y un par de mujeres) que manejan las otras Grandes Potencias saben que la ola, inesperada, que ha convertido a un millonario excéntrico en un candidato con chances no está motivada por ninguna situación externa, sino por temores y odios en el seno de la sociedad estadounidense.

(Del mismo modo, Hillary Clinton no cambiará, estimo, los lineamientos de la política exterior de Obama ¿Por qué lo haría? Defiende esos mismos intereses establecidos. Es posible que anuncie “zonas de control aéreo” en Siria, como dijo en su campaña -a veces los políticos cumplen con sus anuncios, aunque es raro- pero sus militares saben, y lo han dicho, que no se puede cambiar la situación sin (muchas) tropas propias en el terreno. Y no hay ninguna indicación que estén dispuestos a hacerlo).

Queda una pregunta: ¿hay elementos en la historia norteamericana que permitan entender esta “rebelión contra las élites”, contra las políticas que ellas han implementado y que han  incrementado la desigualdad y disminuido el nivel de vida de los norteamericanos comunes (y que los han llevado a tener que aguantar un presidente negro y parece que una presidente mujer)? Seguro. Y son muy reveladores.

No se trata de las presidencias de Andrew Jackson ni de Franklin Delano Roosevelt. Son los que ejercieron mayor poder personal, siempre dentro de las limitaciones de su sistema (Lincoln es un caso totalmente aparte, al ejercer en medio de una guerra civil que fue la primer gran guerra moderna). Jackson (que fundó el partido Demócrata) y FDR eran hombres de la política.

Hay dos casos clásicos: el Partido Antimasónico, importante entre 1828 y 1838, que expresaba la desconfianza y el rechazo de los norteamericanos de a pie contra la élite -en su mayoría vinculada desde la Independencia a la masonería- que gobernaba los EE.UU. Y los Know Nothing, los “No sé nada”, del Partido de los Americanos Nativos, que en la década de 1850 lucharon contra la inmigración católica, que destruía los buenos valores protestantes de la gente común.

Esos movimientos, aunque hoy parezcan ridículos, sacudieron la política de su país y marcaron agenda. Los estudiosos consideran a la Ley Seca, en el siglo pasado, como otro fruto de un movimiento anti elitista. Pero… ninguno de ellos, en dos siglos y medio, pudo imponer un presidente.

Dentro de algunas horas sabremos si se rompe la tradición. Mientras, les propongo que dejemos que Hillary y Donald nos canten dulcemente

13 respuestas a Clinton vs Trump: menos y más de lo que parece

  1. Pablo Etchevehere dice:

    Lo siento por los que piensan que gana Hilary mañana todos los medios del mundo analizarán porque perdió Hilary, es muy sencillo solo los norteamericanos conocen a los norteamericanos y la televisión y los viajes a Miami y Nueva York nos hacen creer que los conocemos muy bien y solo conocemos Miami y Nueva York o lo que muestra la TV y el cine. Pero EEUU es mucho mas que eso es California pero tambien un pueblo polvoriento de Misuri etc. Creo que el EEUU profundo vota a Trump y alli estara el secreto de su secreto triunfo. Dios nos libre pero esta escrito en el libro de la vida.

  2. claudia dice:

    Derrumbar las elaboradas construcciones de la élite norteamericana parece bien difícil, aún para un outsider impredecible y circunstancial (que probablemente no se formule un objetivo tan revulsivo, en realidad). Así lo apunta un breve pero muy sustancial artículo de Martín Granovsky que revela qué clase de andamiaje subyace a ese poder elitista centenario y tensiona a la sociedad norteamericana:
    http://www.pagina12.com.ar/diario/ultimas/20-313717-2016-11-08.html

    • Pintxo dice:

      Sin pretender defender a los lideres norteamericanos actuales, ninguno de ellos tiene por sistema y tradicion cuentas sin declarar en Suiza u otros paraisos fiscales, por lo que el fracaso de sus politicas economicas significarian grandes perdidas para sus fortunas invertidas en EEUU.
      La diferencia en ese importante aspecto con la politica argentina es abismal donde no existen politicos pobres, y las campañias se han basado en descubrir cual de ellos tiene mas cuentas en el exterior sin declarar. Sea esto ultimo en Bahamas, Nevada, Seychelles, etc.

      • Abel B. dice:

        Pintxo, le agradeceré mucho si puede proporcionarme una lista de políticos estadounidenses pobres de los últimos 120 años, para mi información.
        No se apure. Me voy a descansar unas horas.

      • ricardo j.m. dice:

        delaware

      • Pintxo dice:

        1. Yo no me referi a los politicos norteamericanos sino a los argentinos.
        2. De todas formas despiertese porque la tarea es muy semcilla, solo descuelgue el F 1040 del ex-gobernador de virginia actual candidato a vicepresidente y va a ver que sus ingresos si bien no lo hacen pobre lo hacen clase media comparado con el PBI percapita de los EEUU. No creo que ha ninguno de sus hijos le puedan embargar 5 millones de una caja de seguridad por estar flojo de papeles. No se si ahora fui mas claro.

  3. victorlustig dice:

    no se, pero me suena a Jackson mas parecido aTrump que a Hillary, alguna vez en el midwest charlando con un amigo compare a Jackson con el carlo, despues me disculpe, al final estaba en su casa, me dijo, Jackson lleno la Casa Blanca de sus croonies amigos.
    Jackson no era el establishment, al final cerro el US Bank

    el que viva lo vera diria nuestro anfitrion

  4. Silenoz dice:

    Yo concuerdo con el pronóstico de Abel sobre LA futura presidente aunque mis motivos son mucho más pedestres, digo entonces que el Trump no será presidente por que es imposible que gane un represetante de la derecha cavernaria, sin inguna preparación, sin plan económico y, encima, acusado de evasión Impositiva…

    JJjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjj

  5. Juan el Bautismo dice:

    … mmmm 02:20 say no more. You must acknowledge the ignorance of knowledge. The world forgivelifesism’s poisonous effects are real. Tear down this walls!.
    **slow claps**

  6. hariovaldo.com.br/site/2016/11/09/passeata-na-paulista-foi-fundamental-para-a-vitoria-de-trump/

  7. sería conveniente no olvidar lo fundamental…

    Hillary Clinton’s Axis of Evil
    By Pepe Escobar
    October 14, 2016 “Information Clearing House” – “Sputnik”- Let’s cut to the chase; Hillary Clinton is ready to go to war against Russia in Syria – with inbuilt, potentially terrifying, thermonuclear consequences.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: