El Titanic, desde pasajeros argentinos

titanic3

En el posteo anterior, Sacando pasaje en el Titanic, expuse mis reservas (para ponerlo suavemente) con el objetivo central de la política económica del gobierno Macri: la inserción, sin plan ni precauciones, de Argentina en el actual esquema económico cuyo centro es el Atlántico Norte.

Para ilustrar el tema, subí un artículo que publicó este jueves Paula Bach, donde -como de costumbre- hace una lectura informada de la coyuntura. Ahí señala -yo estoy de acuerdo- que el posible aumento de tasas por parte de la Reserva Federal y aún la posibilidad que el próximo jueves 23 ganen un referéndum los partidarios de que Gran Bretaña abandone la Unión Europea, el Brexit, son poco más que pretextos para las oscilaciones de los mercados: lo que pasa con las economías desarrolladas es que no se han recuperado de la Crisis del 2008, ni hay indicios serios que lo harán.

Como pasa siempre, los comentaristas leyeron su propia versión (son las reglas del juego bloguero). Algunos de ellos se centraron en el tema Brexit. Vale. Yo mismo dije ahí que “es indicio de un malestar muy profundo en “Occidente”, y si tengo tiempo volveré a escribir sobre eso“.

Un par de comentarios me ahorran trabajo. Uno de ellos es de alguien que usa el nic “guillermo“, nacido aquí y radicado en Londres desde hace largos años, pero que conserva características muy argentinas. Entre ellas, un gorilismo envenenado que le impide escribir más de dos párrafos sin atacar al peronismo y los peronistas. Bastante común, pero lo curioso es que parece creer que estoy obligado a reproducir sus ataques, más allá de lo que yo considere útil para ilustrar, precisamente, el gorilismo.

Debo decir, del mismo modo, que escribe bastante bien, para lo que es habitual en la blogosfera (ni hablar de las cloacas que son los foros online). En este caso, expone con claridad, y apasionamiento, la posición Remain, la de los que quieren que Gran Bretaña permanezca en la U.E. Me ahorra el trabajo de traducir alguna de ese palo, porque muestra fielmente sus planteos… y su miopía. Simplemente, podé los ataques al peronismo, a otros comentaristas y a mí (y agregué algunos acentos, hasta que me cansé).

“… Lo que dije no es mi deseo (que UK siga en UE), es la roca inamovible del trámite que viene si Brexit gana. No inventé el sistema de gobierno inglés. Te hice referencia a un aspecto no muy mencionado del tema, pero que va a tener importancia .

Lo de que UK va a permanecer en la UE con una union economica laxa es una de las infinitas mentiras propagadas por los que apoyan el Brexit (que en cuanto a deshonestidad verbal tiene poco que envidiarle a algunos por aqui): No hay forma de permanecer en la UE como asociado pero cerrando la entrada a los habitantes de paises miembros, el argumento No 1 usado ad nauseam por Brexit, cuya motor fundamental es xenofobia en general, y odio a la inmigracion al Reino Unido en particular. Se refleja en el argumento n° 1 de los que quieren “Salir”: Devuelvanme mi pais, estoy harto de que en mi barrio haya negros, afganos e hindues (Si, ya se que esos no vienen de la UE, pero … los argumentos emotivos tienen poco que ver con la racionalidad). Para asociarte económicamente a la UE tenes que aceptar inmigracion libre. Noruega lo hace, Canada lo hace, Suiza trató de cambiarlo y ahora está dando marcha atrás a 100 por hora porque le ha congelado el comercio con la Unión.

Si lees el New York Times hoy, verás citados a una serie de insiders en Bruselas que dicen que, por interés de la UE, las condiciones de salida de UK van a ser tan desventajosas como sea posible, para desalentar a otros gobiernos a hacer la idiotez que hizo Cameron: usar a la UE como aspirina para sus problemas locales en un momento en que la UE es impopular, por razones válidas y falsas. Abriendo el camino para debilitar y eventualmente desintegrar la UE con otros referendums.

Si a eso le sumás el hecho de la recesión fuerte que va a ser la consecuencia inmediata de Brexit, con caida de la libra y el stock market, desinversión y contracción (sé de fuente incuestionable que uno de los dos bancos suizos mas grandes en Londres tiene estructurado el plan para transferir 4000 de los 7000 empleos que tiene aquí a Frankfurt si Brexit gana, con implementacion inmediata. No deben ser los unicos). Gran Bretaña pasaria los proximos dos/tres años en recesión estilo 2008 o peor.

La negociacion de salida con Bruselas se va a hacer con ese fondo, ideal para la oposicion como marco para elecciones generales. Si Brexit gana ahora, los conservadores van a entrar en guerra civil, y ningun partido gana elecciones dividido en dos. Que los conservadores perdieran el voto en los Comunes en el proceso de lograr un Act of Parliament para confirmar Brexit llevaria inmediatamente a un vote of confidence, que el gobierno perdería. Le votarian en contra no solo los laboristas sino los conservadores disidentes. No le da la mayoria para evitar eso. Si el gobierno no logra hacer pasar Brexit por el Parlamento, se cae…“.

Otro comentario que tocó este tema y me interesa copiar aquí es el de “Casiopea“. Ciertamente no es gorila, y menos aún peronista. Pero es la mirada informada de una argentina radicada en el exterior sobre este Titanic. Y me da pie para agregar, a continuación, mis comentarios.

Buen título, Abel, pero creo que para desilusión de todos los que festejan la desgracia ajena a uno u otro lado de la ‘grieta’, estamos todos en un gran Titanic, hayamos o no comprado (y pagado) el pasaje.

Si bien Europa es una olla a presión y tiene serísimos problemas, los de China y Rusia no son menos serios ni menos pasibles de colaborar al gran naufragio, que dadas las herramientas de que van echando mano los gobiernos no va a ser rápido y espectacular sino lento y doloroso como el del Titanic verdadero. Y vamos a sufrirlo todos, amén de los que lo están sufriendo ya.

El tema es que las economías no terminan en el fondo del mar. Siguen andando, averiadas, como pueden. Quién sabe cómo se reconstituirá el mapa al otro lado, pero en el tránsito de acá a allá va a haber muchos sobresaltos para todos, incluyendo a Rusia y China.

… La crisis del euro, por ejemplo, es una historia sin fin de patear el problema para adelante, pero yo ya renuncié a tratar de dilucidar cuándo será el momento de la verdad, porque los políticos y los economistas siempre están imaginando una bala de plata, algo “nuevo” y “definitivo”, igual que los generales romanos que vieron entrar a los bárbaros en Roma y siguieron nomás, sólo que bajo un emperador bárbaro.

Con el Brexit, no sé qué va a pasar, pero los apologistas de la Europa unida ya dan lástima por su falta de comprensión de una realidad que le grita al ciudadano de a pie que algo está mal. Aunque gane el “remain” esta semana, que es posible, acaba de ganar por escándalo un partido antieuropeo en Italia y la idea de un “cambio” está instalada en gente que sabe que lo único que tiene es el voto. Los jerarcas están como jugando al “whack-a-mole”, martillan un topo acá y les aparecen tres más por allá“.

Estoy de acuerdo, Casio. Y con franqueza: Me parece irrelevante si algunos compatriotas odian a Inglaterra por las Malvinas y otras batallas, u otros la aman por las novelas policiales clásicas o la poesía de Housman. Nuestras simpatías y antipatías no van a pesar mucho en su destino. Del mismo modo, la suerte de esta etapa del capitalismo financiero globalizado no se va a decidir por una encuesta aquí.

El punto clave, para nosotros, es que una parte no pequeña y además muy influyente de los argentinos -los que ahora están en el gobierno o lo apoyan, aunque no sean todos los que lo votaron- quieren subirse a este Titanic. Me parece un grave error, y creo que los que no estamos de acuerdo con tomar pasaje ahí, debemos hacer política para evitarlo. O preparar la evacuación si llega a  escorar (más).

Esto no quiere decir que propongo que nos subamos a un hipotético barco chino o ruso. Son clientes nuestros y debemos tratar de venderles más (como a los europeos), pero no significa creer que tienen la “solución” o que, si la tienen, nos servirá a nosotros. Xi Jinping y Vladimir Putin están ocupados conduciendo a sus países, no una ONG de ayuda a los desamparados.

En cuanto a la Unión Europea, hoy es una unión económica laxa. Hay reglas en común, pero no un proyecto de desarrollo en conjunto. No es ya un proyecto político común. Ni siquiera lo es Mitteleuropa, hegemonizada inevitablemente por Alemania. Y si una parte sustancial de los ingleses -no ya una mayoría- vota por el Brexit, demostrará que sus valores formales han perdido atractivo. No es extraño que le hayan dado el premio Carlo Magno al Papa Francisco. Aunque no les guste, el papa argentino es uno de las pocas voces escuchadas que habla por los valores que solían ser los de Europa.

Anuncios

22 respuestas a El Titanic, desde pasajeros argentinos

  1. Norberto dice:

    Ha sido interesante leer las opiniones de dos destacados comentaristas con los que no comparto ningún punto de vista sobre Argentina y el mundo, en particular por su lugar de residencia de aquel que no sabe utilizar el teclado de su computadora para generar los caracteres ASCII, porque yo creía que lo único que no podía escribir era la ñ, pero cuando Ud Gran Jefe dice que debe agregar acentos, me hace saber la dejadez y falta de respeto por todos nosotros, que podemos cometer errores de ortografía, pero yo muchas veces escribo con una notebook con teclado inglés pero conozco el uso de la tecla ALT en conjunto con el 160, el 130, el 161, el 162, el 163, o el 164 para generar las letras con acento o la ñ, eso si muy atento para especificar que una fecha no es miércoles sino jueves.
    Por otra parte son un aporte de una visión que no tengo quizás porque no comparto, dado que prefiero centrarme en economías que hoy son nuestras complementarias, y que pueden colaborar en nuestro progreso y no en el saqueo que acostumbran en cada oportunidad que tienen, por ejemplo los coches del metro madrileño que resultaron un dolor de cabeza o los Mirage españoles de rezago y desdentados que se adquirirán para nuestra fuerza aérea, bien a la mode, PRO por supuesto.
    Nunca menos y abrazos

  2. Rogelio dice:

    Abel:

    En un momento de turbulencias en el Atlántico Norte, cuando buscamos referencias para orientar la nave, me parece que no es suficiente con analizar el nivel de las tasas de interés que fija la Reserva Federal de USA, como hace Fräulein Bach.

    G20
    Quizás convenga recordar que desde su creación en 1999 Argentina forma parte del G20, un foro de consulta y cooperación sobre cuestiones financieras donde se reflejan diversos intereses, del que se dice que está en transición hacia constituirse en una especie de Consejo de Seguridad Económica de la UN. https://goo.gl/S4xRjT

    La próxima cumbre de septiembre
    La agenda de la cumbre que el G20 realizará a comienzos de septiembre próximo en Hangzhou, China, merece que le dediquemos unos minutos, en particular teniendo en cuenta que en octubre próximo se incorporará el renminbi chino a la nueva canasta de monedas en que se fundamentan los Derechos Especiales de Giro (DEG) del FMI. Y que a partir de ese momento, China comenzará a emitir bonos denominados en DEGs y se enfocará en el fortalecimiento de una densa red de instituciones financieras ligadas a su moneda con la intención de proveer a la economía mundial de la liquidez que ya no le puede dar por sí solo el actual sistema monetario basado exclusivamente en el dólar USA. https://goo.gl/JMkIQw

    Argentina es el hogar
    En fin, aunque a primera vista no parezca pertinente, propongo evaluar nuevos puntos de referencia que nos ayuden a evitar el naufragio. Sabemos que a la hora de afrontar “… la fase continentalista en la que vivimos y universalista hacia la cual vamos, abierta nuestra cultura a la comunicación con todas las culturas del mundo, tenemos que recordar siempre que Argentina es el hogar”,

    Saludos

  3. guillermo dice:

    Tu capacidad de interpretar los textos que te caen simpáticos es tan vasta como tu imposibilidad de entender los críticos sin caer en el ataque personal y la generalización malintencionada. Si en ese texto que censuraste y publicás a piacere, (alertando a tus lectores sobre lo que digo pero no publicás para que juzguen por si mismos) encontrás una crítica al ‘peronismo’, avisame donde lo hago, y a donde mandarte una botella de champagne como desagravio. De lo que sí hablé es del odio feral de muchos que escriben aquí hacia Inglaterra, cosa que no tiene nada que ver con peronismo, es un tipo de mentalidad y actitud en que la política es secundaria a la motivación. Cuando era joven Joe Baxter fue periferico a mi vida. Empezó como Tacuara ultra-derecha frenético, involucrado en actos de violencia para ese lado, de ahí pasó a la guerrilla peronista en dos o tres años, y de ahí a guerrillero de Ho Chi Min sin solución de continuidad. En su caso, como en el de tus blogueros, la necesidad de expresarse por la violencia, fisica o verbal, y el extremismo en la posición eran mas relevantes que la ideologia a apoyar, que puede ser cualquiera.

    Disculpame la falta de acentos. Si Norberto, con esa amplitud de comprensión que tiene, me explica como hacerlos en un Samsung Android Grand Prime, los verá mas seguidos.

    Te dejo con una opinión expresada tanto por Attlee como Thatcher sobre referendums: They play into the hands of demagogues. Pero supongo que vista desde la perspectiva de ciertas opiniones políticas la demagogia no es mala.

    • Norberto dice:

      En eso es mas fácil, se puede elegir o bajar el teclado requerido. Con el teclado en hardware, como las notebooks, basta con mantener oprimida la tecla ALT mientras se teclea el número, al soltar aparecerá la letra con acento o la ñ.
      Así ALT 160 equiale a á, ALT 130 a é, ALT 161 a í, ALT 162 a ó, ALT 163 a ú, ALT 164 a ñ, y no recuerdo mas de memoria pero basta con ir a la tabla de caracteres ASCII y allí está el número correspondiente.
      Nunca menos y abrazos

    • Capitán Yáñez dice:

      Se equivoca usted, guillermo (lo escribo con minúscula porque usted así lo hace). En este sacrosanto ispa me atrevo a decir que nadie odia a Inglaterra, “invasiones”, “batallas” y guerra mediante (por no hablar del “clásico” -o “derby”- futbolero). Ni siquiera los Veteranos de Malvinas, fíjese usted. Por el contrario: veteranos de uno y otro bando se tienen un profundo respeto, más allá de chicaneros “argies” y “piratas”. No hay odios, sólo intereses a veces contrapuestos.
      Le digo más: como bien lo explicó alguna vez el enorme Gato Dumas, la excelencia del celebérrimo “asado argentino” con su “jugoso”, “a punto”, “cocido” se la debemos a… ¡los ingleses!. Nuestros telúricos gauchos se limitaban a un rudimentario “vuelta y vuelta” generalmente “arrebatado”.
      Rastree sus propias miopías y odios por otro lado, don.

  4. ElBosnio dice:

    Adoptando la analogia del Titanic, diría que debemos aceptar asociarnos en la construccion de Titanics (parto de la premisa que no tengo certezas a priori de si se trata del titanic o un Queen Elizabeth. Ya que no hay certidumbres, solo riesgos). Lo que no aceptaría es subirme a él solo porque me regalaron un pasaje de tercera y mucho menos si a cambio se quedan con mi pertenencias en origen.

    Dicho de otro modo. Los riesgos estan siempre y son inevitables. No podemos esperar a no tenerlos para asociarnos en una relacion comercial determinada. Lo que podemos es establecer relaciones ventajosas. Donde haya riesgos pero haya beneficios con mayor probabilidad.
    La sola idea de “subirse a un barco transatlantico” no es suficiente para aplaudir.

    Un puerto maritimo donde le ofrecemos doncellas y alcohol importado a marinos de todo el mundo no es una integración ventajosa. Si esa es la alternativa, prefiero un monasterio tibetado cerrado.

  5. Capitán Yáñez dice:

    Como avezado marino que soy, a los argentinos de a pie que quieren subirse al Titanic les recomiendo enfáticamente que lo hagan munidos de neumáticos (si, ésos que se usan en la pileta) bien inflados o, al menos, de los nunca lo suficientemente bien ponderados patitos inflables. Recuerden que van a viajar en tercera clase… y a la hora del naufragio para los de tercera no hay ni botes ni salvavidas. Recuerden, también, que desaparecido el cuco comunista el capitalismo ha vuelto a su versión salvaje… de los tiempos del Titanic… tiempos en los que los botes iban provistos de hachas de mano, con las que el botero cortaba los dedos del desesperado ciudadano de tercera que con el agua al cuello tratara de aferrarse a la borda (ni les cuento si tiene pinta de sudaca). Lo he visto varias veces cuando hundíamos buques británicos en nuestros buenos días de piratería malasia con mi amigo Sandokan. Algo así como las rejas de Macri, bah.
    Están avisados.

  6. guillermo dice:

    Releyendo tu ‘comentario’, podrías aclarar por favor en donde se ve mi miopía en lo que citás, así aprendo como funcionan los intelectos libres de condicionamiento por fanatismo – gorila como el mio, o el que sea, y me mejoro?

    • Abel B. dice:

      Esto es un hobby. Apenas me alcanza el tiempo para redactar (no muy bien). Sólo respondo de cuando en cuando a algunos coments. con onda. No es su caso.

      Pero la pregunta me permite ser didáctico: la miopía es creer que si una elección u otra manifestación evidente de la voluntad o la bronca (de una parte) del pueblo no tiene efectos legales específicos, es una tontería de la que se van a olvidar pronto.

      Consuélese. Los miopes son muchos

  7. victorlustig dice:

    De alguna forma coincido con Rogelio, el panorama es mucho mas amplio que Brexit.

    Lo notable del asunto es que en modo inverso a la imprenta, la evolucion de las comunicaciones terrestres etc, la modernidad (permitaseme este termino) ha generado la fragmentacion de los grupos subnacionales, salvo, en parte, Alemania y Francia (nucleo original de la CEE) TODOS han expresado por varios motivos las ganas de irse de su expresion nacional
    Escocia mas o menos, hay que ver si triunfa Brexit que pasa
    Eslovaquia y Checoeslovaquia
    el Norte Italiano
    Cataluña
    quizas el motivo es siempre el mismo, descontento con la transferencias de recursos, algo de xenofobia mal o bien disimulada, temor a la inmigracion descontrolada (sea lo que sea eso), la irrupcion china como succionadora de empleos blue collar de buen sueldo y beneficios asegurados, temor al futuro?
    todo junto?

    De hecho, y, algunas veces se ha encionado aca, no es la primera vez que existe una globalizacion financiera, ni que la potencia dominante ha elegido ser el centro de transacciones financieras sacrificando su posicion industrial, paso en Inglaterra de fines del siglo 19, pasas ahora.

    En aquella epoca termino en WW1, pasando el cetro a USA, esta vez? la posibilidad de WW es casi impensable debido a la bomba, quizas sea reemplazada por las de baja intensidad, pero, hay transferencia, inclusive el simil esta potenciado por la busqueda de China de presencia y soberania en el mar de China meridional, la construccion de islas, etc hecho solo comparable a la busqueda de Alemania de un lugar bajo el sol en los 1900. Condimentando el asunto, un hecho poco nombrado aca, y que muestra el grado de desesperacion para mantener la rueda girando, Arabia Saudita esta por ahcer una IPO de Aramco, se termina la guita parece.(BTW hasta estan considerando ponerles impuestos a las ganancias a los trabajadores extranjeros ahi, que, por otro lado, son casi los unicos que trabajan).

    Hay muchos condimentos en la estructura global como para considerar un Brexit aislado, pero, por otro lado, tal como el palo y la zanahoria, si gana y se van, la CEE les va a bajar la persiana rapido, otra vuelta a la fortaleza Europa.

    en fin tiempos divertidos

    PS Guillermo, a veces es interesante, a veces es en lo que se lee, casi borgiano, pero, por favor no haga como los primos americanos dijeran los ingleses, no todos los que viven al sur de Rio Bravo usan bigotes

    • Abel B. dice:

      v.l., Eslovaquia YA se separó. En 1993. El futuro no es lo que era.

    • guillermo dice:

      VL, no tengo absolutamente nada contra los bigotes, tuve uno por 20 años. Pero si tengo reticencia hacia dos fenómenos bastante usuales al sur del Pilcomayo (particularmente en la versión predominante en este blog, el mundo entendido desde el pasillo de la facultad): el endiosamiento del líder infalible (constante), y la xenofobia disfrazada de patriotismo (frecuente). Esta última bastante influyente en las interpretaciones sobre lo que ocurre en la UE.

      • Abel B. dice:

        Acabo de enviar a la papelera una larga disquisición suya, guillermo, enviada junto con esta de arriba. No tan larga como muchas que autorizo, por cierto, pero los diálogos de sordos me aburren.

        Por eso, 1) copio el punto central “Entiendo que te pasme la posibilidad de que un resultado electoral no pueda llegar a implementarse”.

        2) Contesto: No me puede pasmar a mí, ni a ningún argentino “la posibilidad de que un resultado electoral no pueda llegar a implementarse” En nuestra historia no muy lejana, elecciones se anularon. El sistema legal inglés es más flexible, pero aquí tanto como allá las voluntades mayoritarias son de cumplimiento aleatorio. El ÚNICO punto de mi afirmación es que la expresión de voluntad de una parte numerosa del pueblo -gane o NO una elección o un referéndum- siempre tiene consecuencias POLÍTICAS.

        Y 3) aviso que esta es mi última palabra en este ¿debate? de sordos. Y la suya, en este blog. Si le interesa abrir uno y continuarla, no puedo prometer que lo visite.

      • victorlustig dice:

        Sin duda Abel, pero fijese Eslovaquia esta en zona euro, los checos, no. No le cuento que lo primero que ve cuando llega a Bratislava es un gran casino y un monton de Mercedez Benz negros.

        Guillermo, deberia irse a vivir a Gales, asi se siente mas extranjero, una caracteristica notable en los que viven afuera de cualquier nacionalidad es exacerbar sus caracteristicas nacionales, no se preocupe, la pasa a mis ancestros vivos, son mas catalanes que cuando estaban en Cataluña. Por mas que trate, nunca sera posh
        PS No uso bigotes

      • Casiopea dice:

        Abel, ayer Juncker lanzó una frase memorable: que los políticos de cada país deben dejar de escuchar tanto a sus votantes. A lo que voy es que lo que dice Guillermo tiene antecendentes recientes: el golpe de guante blanco en Italia cuando la crisis, el “no” griego que Tsipras rápidamente transmutó en “sí”, aceptando un plan todavía más duro que el que los votantes habían rechazado (y que igual no alcanza). En el fondo, es una pulseada para ver quién manda, y si los votantes quieren mandar algo que la jerarquía europea no quiere cumplir, agarrate que vamos a galopar. El final está abierto y, como bien diría Ud., el que viva lo verá. Lo que pasa es que a mí los “tiempos interesantes” de Europa me dan cuiqui, dados los antecedentes del siglo 20.

      • Juan el Bautismo dice:

        ¡que cruel Abel. Matices mas matices menos un blog son sus comentaristas, una conclusion a la que se llega con experiencia.
        Difiero con Guillermo, si la flexibilidad inglesa no se trata de el cumplimiento o no de lo vinculante de un referendum sino que cualquier desicion parlamentaria futura podria revertir los cambios, eso ocurre con todo, no solo el referendum.

      • Mariano T. dice:

        Acá se esta haciendo también bastante fuerza para que no se implemente lo votado en Octubre y Noviembre.

  8. Casiopea dice:

    En el Titanic hay varios tipos de pasajeros. Nosotros, igual que Venezuela y Brasil, somos pasajeros conflictuados, pero pasajeros al fin. Nos enoja viajar en tercera, nos revienta la basura que cae desde la primera clase, armamos despelote en las reuniones de consorcio, se nos hinchan las venas del cuello de la indignación, nos organizamos para armar una nave propia y terminamos amarrándola al transatlántico porque en definitiva se viaja mejor que a merced de las olas en un botecito que hace agua y donde además la cohesión interna no es la que uno desearía, amén de que nos gusta el wifi que ligamos de rebote. El mandamás de la nave alternativa puede tener un discurso más combativo o conciliador, según el humor de sus tripulantes, pero ni uno ni otro sueñan con cortar la amarra (o el wifi) porque lo pasan por la quilla y después lo tiran por la borda. En fin, la historia de siempre, resumida metafóricamente.
    El problema es que ahora el Titanic está haciendo agua y no hay realmente una alternativa sólida que ya esté “construida” como está construido el Titanic con todas sus falencias.
    El tema de fondo para Europa, más allá de todos los Brexits y los Grexits que haya que dirimir es si van a “estrechar” la unión y convertirse en los EEUU de Europa, o si se van a empezar a desperdigar. El “no pero sí” de Grecia fue un hito en ese sentido, creo, por lo menos en lo que se refiere a los que están en el euro. Para Inglaterra hay algo más de flexibilidad, y no creo que vaya a sobrevenir el apocalipsis si deciden cortarse.
    Retrospectivamente, el euro fue un error, como temía Friedman. Pero parece ser un error que no tiene vuelta atrás, así que todo lo que pase de ahora en más va a tener que tenerlo en cuenta.

  9. Casiopea dice:

    Según Reuters, el voto inglés está tan parejo que no se puede anticipar un resultado. Pase lo que pase, una mitad va a quedar enojada…

  10. Capitán Yáñez dice:

    Mi siempre muy estimado blogger no más en jefe, acabo (con perdón de la expresión, por cierto) de enterarme de que el Excelentísimo ha sufrido un esguince de rodilla jugando al paddle (¡!)… después de fisurarse algunas costillas jugando con Antonia y de padecer una arritmia vaya uno a saber porqué… Si sigue así, tendremos, a corto plazo, presidente y vice en silla de ruedas, lo cual es una grave Razón de Estado. Complicada por la intempestiva desaparición de Balcarce (¿qué han hecho con el can? ¿hamburguesas?).
    No es para tomárselo en joda el asunto si presi y vice abordan el Titanic en tales vehículos. No doy un mango por ninguno de los dos al momento del naufragio. Y ausente Balcarce, por razones no explicadas… ¿quién ocupará el Sillön de Rivadavia? ¿Pinedo?
    Dios nos libre.
    Prefiero no imaginarme a Pinedo al grito de “¡sí… se puede!”

  11. Mariano T. dice:

    Me divierte esa ilusión de que no estamos en el mismo barco que el resto del mundo.,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: