Macri y los EE.UU.

unclesamwantsyou

Concluida la visita del Presidente Obama, me parece un buen momento para evaluar la actitud del gobierno y de diversos sectores influyentes de los EE.UU. hacia la administración Macri.

Como todos los temas complejos, hay muchos enfoques posibles, y no se puede estar seguro que uno tiene todos los datos. Pero es un asunto muy importante para todos nosotros, aunque reconocerlo lastime un poco nuestro orgullo. Así que conviene que nos esforcemos.

Los medios masivas oficialistas han publicado muchas páginas, en general con un sesgo chupamedias hacia Obama y, un poco menos, hacia Macri. Los activos colegas de Néstornautas han preparado un buen resumen, desde el punto de vista nac&pop, de las razones de Obama. Se me ocurrió que podía ser útil agregar un pantallazo de medios estadounidenses.

El influyente New York Times dice que Obama es el primer presidente norteamericano que sostuvo un diálogo de alto nivel con un líder argentino en 20 años, y que anunció una nueva era de colaboración entre EE.UU. y Argentina. Los temas prioritarios, siempre según el N.Y.T., son defensa, seguridad, energía y cambio climático. Incluyó en esta nota un bonito video de los pasos de tango de Barack y Michelle.

Ese video fue también el punto central de notas, tanto en The Guardian (inglés) como en el Miami Herald.

En una nota un poco más concreta, el Wall Street Journal informa que Macri fue el primer jefe de Estado suramericano en alinearse con la postura de los EE.UU. sobre Venezuela, y denunciar los abusos de los derechos humanos allí. El W.S.J. también dice ahí que el comercio entre los dos países está en un nivel mínimo, y que Obama tratará de crear nuevas oportunidades (para sus exportadores, of course).

Y un cable de la Associated Press, publicado por el N.Y.T. informa que Macri, al contrario de su predecesora Cristina Fernández, trata de crear un clima “inversor friendly”.

Con un enfoque más amplio, el New York Times informa por separado que la intención es afirmar un deslizamiento hacia el centro derecha en la América del Sur. Recuerda que el último presidente en visitar ahí fue George W. Bush, frustrado por la entonces vigente ola izquierdista. Y agrega discretamente que Obama puede estar tratando de afirmar la posición de EE.UU. en la región, donde China ha ganado espacio.

Lo mismo señala en otra nota el Wall Street Journal: Macri es “un nuevo aliado”. Como este cable de Reuters -publicado por el N.Y.T.- que dice que Obama aplaude al nuevo líder de centro-derecha, que apura las reformas necesarias.

Lo mismo afirma, of course, el Financial Times, que lo sintetiza: “Obama resetea las relaciones con Argentina”.

Eso sí, no hay que perder de vista que un sector progresista, con un discurso reivindicativo de los derechos humanos -lo que ellos llaman “liberal”- es también parte del “establishment” norteamericano. Así, este otro cable de Associated Press recuerda que la visita coincide con el 40° aniversario de un golpe que inició una represión brutal que dejó unos 30 mil “desaparecidos”. Y que Obama prometió desclasificar documentos que podrían echar luz en las atrocidades de ese tiempo.

Esta otra nota del Wall Street Journal menciona que el entonces Secretario de Estado, Henry Kissinger, “apareció aprobando” las tácticas de la represión. Y el New York Times  publica una nota del periodista argentino Uki Goñi que habla, con detalles, de la “larga sombra de la dictadura”.

Ahora, lo más interesante en esta vena lo trae a mi atención el amigo Eddie, nuestro corresponsal en Georgia: una nota “editorial invitada”, nuevamente del N.Y. Times!, de Gastón Chillier and Ernesto Semán,  del C.E.L.S. que cuestiona el apoyo de Obama a Macri, a partir de lo que ha hecho este gobierno en sus primeros 100 días. Empieza mencionando a Milagro Sala, una activista social encarcelada por un aliado de Macri, “a la que Obama no visitaría”. “Su caso ha merecido la atención del Papa Francisco, las Naciones Unidas y Amnesty International, pero no de la Casa Blanca”.

También vale la pena fijarnos en esta otra nota de miembros del C.E.L.S., Manuel Tufró and Paula Litvachky. Aparece en un medio mucho menos masivo, Open Democracy, pero con repercusión, porque trata de un tema que interesa mucho allí (y aquí): “la guerra contra las drogas”. Apunta que el gobierno de Macri remueve a Argentina del grupo de países que cuestionan la efectividad de esa “guerra”. Y que, al abrir la posibilidad de la intervención militar, hace posible el escenario de violencia y corrupción que se ve en México y Centroamérica.

Hasta aquí, este breve repaso. Que, sospecho, puede ser útil solamente para los estudiosos. Los opinadores argentos no cambiarán (no cambiaremos) nuestras opiniones previas. Cabe entonces que les acerque la mía: Conocer la posición que tome el gobierno yanqui, y sus diversas agencias, es muy importante -por supuesto- para trazarnos políticas viables (en el oficialismo y en la oposición). Como así saber quienes tienen capacidad de lobby. Pero no debemos pensar que es un factor decisivo. Ni tampoco es una realidad de largo plazo.

Tengamos presente el caso de Menem: Quiso ser, sin responsabilidad (no era lo suyo) pero con audacia y decisión “el mejor alumno”. Y lo consiguió: aliado extra-OTAN, un puesto en el G20, hasta la exención de visa para los argentinos que ahora trata de conseguir, nuevamente, la canciller Malcorra. Pero cuando en el 2001 el modelo económico de Menem se derrumbaba, la Argentina no consiguió una mínima solidaridad de parte del Tesoro yanqui. Y, antes de eso, cuando Menem fue imputado por los jueces… el respaldo también brilló por su ausencia.

7 respuestas a Macri y los EE.UU.

  1. Norberto dice:

    Es indudable lo que quiere el Tio Tom que nos señala desde el cartel cuando durante la visita su obediente General Attorney presento el “amicus curiae” en favor de los buitres, negado en su oportunidad en favor de Argentina durante el Gobierno de La Presidenta.
    Por algo tiene tan buena predisposición con Isidoro,

    tanta que volverá en febrero

    “En declaraciones radiales, el jefe de Estado resaltó que durante la despedida que le brindó en el Hotel Llao Llao la familia presidencial de Estados Unidos le confirmó que regresará a la Patagonia a comienzos de 2017, una vez que termine su mandato en la Casa Blanca.

    “Esto confirma que aceptan la invitación que les he hecho y en febrero que viene vamos a tenerlos pasando unas vacaciones acá, ya como expresidente”, resaltó.”

    http://www.ambito.com/noticia.asp?id=832664

    O es que se hará cargo personalmente del lobby en favor de sus amigos buitres que hasta ahora llevaban los demócratas de la AFTA de Singer Robert Raben como presidente de la misma y sus directores Robert Shapiro y Nancy Soderberg en coordinación con el saliente General Attorney Eric Holder y la actual General Attorney Loretta Lynch.
    Esto tal vez abra un poco los ojos sobre el papel que jugó su Gobierno dentro de la corrupción que no hace distingos entre republicanos y demócratas, ni poderes porque involucra al Ejecutivo y al Judicial, al defender el derecho al saqueo de su país sobre los otros, en este caso repudiado por una mayoría de dos tercios de los países del planeta, explícita ya que de manera implícita por el 85% si sumamos las mas de 40 abstenciones en la votación de la ONU, a pesar de las presiones que hicieron apoyados por las Instituciones Multilaterales y demás cuevas, guaridas fiscales, con el UK a la cabeza.
    En fin, veremos porque como en toda sociedad existen tensiones a ser disipadas, y en USA alguna hay entre el Tribunal de Segunda Instancia del Segundo Circuito de la Ciudad de New York, el Juez Griesa y el Ejecutivo de los States, como lo demuestra la fecha del 13 de abril, ¿querrán competir con Bonadio y su invitación a otro 17 de octubre?, para la audiencia donde decidirá la apelación que el Gobierno argento presentó en favor del fallo de Griesa.
    Nunca menos y abrazos

  2. Cine Braille dice:

    Cuando llegaron al Río de la Plata las noticias de la preparación de la expedición de Fernando VII, y ante la imposiblidad de disponer de una flota propia capaz de enfrentarla, al secretario Matías de Irigoyen se le ocurrió acudir a las patentes de corso. Tuvo un gran éxito con los corsarios de Baltimore, a quienes justo se les había acabado el filón de la guerra con los británicos, y de ese puerto salieron decenas de barcos que izaron pabellón argentino y se hicieron una panzada con los mercantes españoles. Todo esto con la vista gorda de las autoridades del puerto, locales y federales, que se llevaban su parte, y a pesar de las protestas de la embajada española. La historia llegó a su fin en 1819, cuando España aceptó malvenderle Florida a Estados Unidos. Justo entonces el gobierno norteamericano se puso firme y se acabaron los corsarios de Baltimore. Dejo las conclusiones del caso al lector.
    (Por esos meses Fernando VII preparaba otra expedición, que no salió por otras razones muy interesantes de discutir en otro momento).
    Aparte. Creo que un gran problema que tenemos es que un buen sector de la elite argentina cree que la relación subordinada con Estados Unidos es un valor en sí mismo, una especie de sello IRAM de “país serio y ordenado” o de carnet de membresía de un club exclusivo. Porque en términos crudamente capitalistas, de beneficio pecuniario, la relación subordinada siempre fracasó.
    Saludos

  3. osvaldo kreimer dice:

    Un datito para mostrar la ignorancia culpable de los medios hegemonicos, y tengo que lamentar que tampoco Ambito Financiero lo puso en perspectiva. Anunciaron con gran bombo durante la visita Obama que los empresarios yanquis invertirán 18.200 US M de aquí al 2020. Lo que no dijeron que en cuatro años 2011 al 2014, en pleno frenado de la economia mundial la Inversión Externa Directa en Argentina fue de 40.000 USM. (Datos del Banco Mundial) O sea que la inversión yanqui seguira siendo la misma que durante la Administración de CFK.

  4. Raúl C. dice:

    El maestro Aldo Ferrer decía: cada país tiene el FMI que se merece y los Estados Unidos que se merece…

  5. claudiad dice:

    Obviamente, el dato de qué intereses y lobbies primen en el gobierno yanqui y sus agencias (en ocasiones en disenso sobre el cómo pero nunca sobre el cuánto se expolia a periferias) no dirigirá en un cien por cien nuestro devenir político inmediato.

    Pero tengo mis objeciones en cuanto a su no injerencia en el largo plazo. Lo explicitado sin rubores en la página de la Casa Blanca y el Think Tank Inter-American Dialogue, deja en claro la organización de una agenda sólida con visitas urgentes para dar comienzo a dichas acciones. Y la lista de ellas es de cuidado, porque bajo la generalidad de a) incremento de cooperación para prevenir y combatir delitos graves; b) cooperación en materia de seguridad y facilitación de desplazamiento, c) acuerdo marco en materia de comercio e inversión, VIENE ESTE COMBO MAS PRECISO:

    – ventanilla única para importaciones yanquis y retroceso en propiedad intelectual liberada, mayor pago de mayores royalties

    – declaración de apoyo de cancillerías americanas a la OEA (reavivar su importancia continental)

    – entrenamiento y provisión de flotas aviones de carga a efectos de su inclusión en misiones de paz a Africa (¿por qué Africa? ¿asegurar recursos naturales del avance chino en éste?¿llevar los medicamentos vencidos de Glaxo/Roche/Boeringher?¿Apoyar las campañas eugenesistas de Gates?)

    – recepción de refugiados sirios

    – asistencia a las Fuerzas de Seguridad locales sobre Terrorismo y Financiamiento de Terrorismo en la Triple Frontera (capacitación en la DEA, FBI, Academia Internacional de Policía – otra vez, la Triple Frontera…)

    – montaje de una red de fusión de inteligencias por parte del FBI

    – capacitación en el Pentágono sobre operaciones de paz conjuntas, preparación para desastres, cooperación en defensa hemisférica

    – colaboración entre oficiales de enlace del Comando Sur y el Ministerio de Seguridad.

    – invitación del Pentágono a participar del Programa de cooperación con la Guardia Nacional (solo falta que el FEMA ponga aquí una sucursal y confirmamos que ya somos un Protectorado)

    – medidas de protección de aviones argentinos en base a programa de “funcionarios” (no sabemos si yanquis o argentinos) a bordo y de colaboración de oficina de aduanas yanqui para asegurar nuestras fronteras

    – tutela profesional sobre manejo y control de política de comunicaciones

    – nos venderán tecnologías “limpias” (nosotros gastamos en nuevas y costosas tecnologías y ellos se chupan el petróleo y el gas CONVENCIONAL que Chevron y antecesoras extranjeras mapearon y ocultaron convenientemente)

    – caída del acuerdo nuclear de controles mutuos con Brasil en favor de suscripción protocolo adicional al sistema de salvaguardas, altamente restrictivo del desarrollo local nuclear

    – solamente 13.800 millones de dólares de inversión en todo el período presidencial (no asegurable que se vuelquen en nuevas fuentes productivas sino por el contrario en la compra de empresas con papeles de deuda).

    Lo que no supone, necesariamente, que todas estas acciones transcurran ante la pasividad social absoluta. Es claro que nuestra situación interna será explosiva ni bien salga una gran parte de la población del ensueño múltiple (unos y otros tendremos contacto con límites negados reiteradamente). Pero el esquema de seguridad planteado es expansivo y tiene sesgo geopolitico (ampliado, diría).
    Mis saludos, mientras puedan hacerse en castellano.
    .

    • claudiad dice:

      Es lo que traté de resumir en mi comentario, más arriba. Preocupante, claro. Pero no imposible de superar. Saludos.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: