Las ondas en el Todo

onda_gravitacional

Hoy, jueves 11 de febrero, científicos del observatorio estadounidense LIGO (Laser Interferometer Gravitational-wave Observatory) anunciaron la primera detección directa de “ondas gravitacionales”, curvaturas del espacio-tiempo, producto de un choque de dos agujeros negros ocurrido hace 1300 millones de años. Esas ondas llegaron a la Tierra el pasado 14 de septiembre.

Todos los medios han tomado la noticia. Pero no he encontrado, hasta ahora, una versión que le haga justicia. Si doy con una que sea adecuada para uno de estos limitados posteos (difícil), la copiaré aquí. De lo que vi hasta ahora, lo mejorcito está en Página 12, La Izquierda Diario, BBC Mundo, El País. Y La Nación, curiosamente, da el toque nacionalista: una argentina forma parte del equipo; supongo que se lo debemos agradecer a Nora Bär.

Como sea, recomiendo que lean alguno de ellos. Los que se interesan en la ciencia teórica no somos tantos. Pero piensen que esos logros serán recordados mucho más tiempo que ninguno de nuestros otros triunfos y derrotas.

En realidad, mi descontento con las notas no se refiere a la descripción del cataclismo que aniquila, pausadamente, masas decenas de veces mayores que el Sol; de las inmensas distancias en espacio y en tiempo (que son lo mismo). Ni a la proeza técnica que representa usar instrumentos que miden kilómetros, necesarios para detectar variaciones menores que el diámetro de un átomo. Dan una idea correcta del asunto. Los Eiseley, Sagan, Asimov no publican todos los días.

No. Lo que siento que falta -y que yo tampoco soy capaz de dar- es una idea que nos ayude a aprehender esa percepción fundamental de Einstein que está plasmada en la Teoría de la Relatividad: que los cuerpos -los de las estrellas, las montañas, los seres vivos- no “están” en un lugar del espacio y en un lapso del tiempo. Son parte, están vinculados con el Todo que es espacio y tiempo.

Ojo: es una percepción muy distinta de la del misticismo hindú. Es medible y se puede verificar con experimentos. Todos los cuerpos, gigantescos como estrellas o pequeños como los humanos, producen ondas. Pero esas ondas no mueven un líquido: mueven el espacio mismo. Agrandan y achican las distancias entre objetos, no los objetos.

Las diferencias con el mundo del “sentido común” son infinitesimales. Se necesitan masas inmensas e instrumentos muy sofisticados (Como en el caso de este anuncio).

Pero aunque no lo percibamos, aunque nuestra realidad de los sentidos siga siendo el universo de Newton, bah, el de Euclides, donde los objetos y nosotros mismos estamos en un espacio, y los relojes marcan horas uniformes, nuestras mediciones nos dicen algo diferente.

Creo que el que mejor lo cuenta es Borges “El tiempo es un río que me arrebata, pero yo soy el río; es un tigre que me destroza, pero yo soy el tigre; es un fuego que me consume, pero yo soy el fuego“.

16 respuestas a Las ondas en el Todo

  1. victorlustig dice:

    Disculpe Abel
    creo que no, ya no somos euclideos, el GPS, donde escribimos cuando comentamos aca, los autos y un sinfin de cosas que hacen a la vida comun estan aca.
    Quizas eso era en 1930, no ahora, y, esto recien empieza

  2. Víctor is bloody well right. Los GPS son relativistas, y los pen-drives son pura mecánica cuántica. Nuestros pendorchos cotidianos ya no son tan newtonianos o euclidianos.

    Por lo demás, qué buena nota la tuya, master Abel.

  3. Massa Abel: la mejor nota que leí respecto de este tema es la del Science Times, el suple científico del New York Times.

    Enjoy!

    Physicists Detect Gravitational Waves, Proving Einstein Right

    Daniel

  4. Pedro dice:

    Abel en política casi nunca coincidimos pero en Ciencia valoro tu profundidad de percepción. Saludos desde Madrid

  5. Uno dice:

    En cuanto a la cuántica, a Einstein no le gustaba la teoría, que no todo fuera intrínsecamente deterministico, la función de onda de schrodinger, etc. (Dios no juega a los dados)
    Otra curiosidad, el nobel a einstein se lo dieron por el efecto fotoeléctrico, y no por la relatividad, es como si le dieran a messi un premio por sacar un lateral en lugar de por sus goles mas o menos..

  6. vale dice:

    El hombre jamás podrá vencer la ley del universo. una maravilla abel, gracias por este post! y las explicaciones…

  7. Vincent Vega dice:

    Buena nota, Abel! Hay una animación copada con subtítulos en castellano, que hizo Jorge Cham, un latinoamericano en EEUU.
    http://phdcomics.com/comics/archive.php?comicid=1853

  8. Leo dice:

    Se pone difícil cuando los periodistas tienen que explicar lo que no entienden. Acá dejo un link muy didáctico en castellano:

    http://danielmarin.naukas.com/2016/02/12/el-nacimiento-de-la-astronomia-de-ondas-gravitatorias

    Saludos.

  9. abel, dónde está esa frase de borges? si es algo que ya leí quiero releerlo.

    aunque sea en portugués.

  10. Guille dice:

    Muy buena y muy linda la nota. Congratula también la sinceridad de reconocer los méritos de otros artículos que tratan de acercarnos a la comprensión de estas cosas tan dífíciles pero apasionantes

  11. David (idu) dice:

    Gracias por esta nota.

    Me motivó a buscar y leer muchísimo, y recordar mis viejos tiempos de Física Cuántica.

    De paso, sobre el GPS:

    Debido a la velocidad y la distancia a la tierra de los satélites, es necesario introducirles una “corrección relativística” a los relojes atómicos de a bordo, que si no se hiciera, tendríamos por CADA DÍA que pasa, un error de ¡11 kilómetros! acumulativos.

    Saludos.

    • Politico Aficionado dice:

      ¡Que lo parió!, como diría el Mendieta. ¿Tiene idea de cuanto atrasaría por año el reloj del Arsat?

      • David (idu) dice:

        Depende.

        Si quienes ajustan esos relojes de los ARSAT niegan la Teoría de la Relatividad, por provenir de una conspiración judía (lo cual puede leerse profusamente navegando por Internet), atrasarían mucho.

        Esperemos que le crean a Einstein.

  12. Claudiad dice:

    El descubrimiento fáctico de las ondas gravitacionales llama a festejo moderno, claro. Pero me pregunto cómo habremos de usar ese nuevo sentido tecnológico. Porque en el plano del para qué, subyacen mañas culturales siempre al servicio del paradigma preponderante; es decir… siempre habrá quien se sirva del natural interés científico y sus logros, para justificar culturalmente algo de orden social o religioso.
    Como sea, lo que me parece endiabladamente interesante, son los efectos que esa marea témporo-espacial tardía pueda ocasionar sobre los objetos y seres que encuentra en su camino. Porque no creo que tal sacudón de la cobija del espacio-tiempo no altere materialidades vivas e inertes, más no sea en orden infinitesimal. ¿Qué sucede cuando esa marea del 14 de setiembre irrumpe invisible mientras acontece una concepción biológica, por ejemplo; esa contracción y expansión infinitesimal de ese espacio-tiempo… ¿dónde deja al sujeto en vías de concebirse en ese micro-instante que fluctúa? ¿Y si por el contrario se trataba del instante del deceso de un ser vivo? ¿O del surgimiento de una idea única, un micro-instante fundamental de pensamiento?
    La refutación del pensamiento oriental continúa siendo una expresión de fe, aunque esta vez, bien occidental. Porque ni la aún teórica pero todavía no desahuciada teoría de las Cuerdas o la de los Multiversos o las hipótesis sobre el flujo-reflujo creativo de los agujeros negros y su aparente potestad para regurgitar galaxias y reconvertirlas del otro lado, pueden dar la extremaunción a las cosmologías orientales ancladas en lo cíclico y lo inmanente… como tampoco, confirmarlas. De donde seguimos con el incómodo asunto del Ex Nihilo y las más jodidas reiteraciones orientales y su presuposición de Absolutos.
    En lo único que todos parecen coincidir es en la instantaneidad del presente. Y ninguna tradición convergió, todavía, a garantizar ese futuro de expansión lineal que perentoriamente queremos autenticar, instancia temporal fetiche y distintiva de nuestra modernidad. Y tal vez por eso, ahora le pidamos a la ciencia ese milagro. En realidad, siempre andamos buscando religiones…
    Sin embargo es lógico que la ciencia contemporánea (al menos frente a las cámaras) evite como al zika la cenagosa cuestión de los Absolutos, que no son claramente de su interés porque no son mensurables. Por otra parte, la cultura oriental tiene múltiples ropajes para este tema del Todo, pasando por teísmos convenientes hasta dejar, como al paso, tangentes místicas abiertas al concepto de “evento” y singularidad, sin por ello renunciar a lo inmanente y predeterminado (¿una solución de conveniencia?… puede ser). El cristianismo de las primeras centurias también ha abusado de esa variante abierta al introducir de un patadón una Tríada y dentro de ella, un plagio flagrante del Absoluto como lo es Espíritu Santo).
    Como sea, la postulación de lo providencial ha dependido de las sucesivas líneas de conquista política y cultural que se han sucedido sobre el pensamiento humano. Copio un enlace interesante que reflexiona sobre la concepción del tiempo oriental. No es concluyente y por eso me parece interesante:

    http://www.yoga-darshana.com/tiempo%20en%20YSP.htm

    Lo curioso es que desde lo religioso, la idea de un Absoluto precedente maridaba de perlas con la teoría del Big Bang (que a su vez tiene actualmente francotiradores dedicados) y no contradecía la tradición lineal judeo-cristiana. Por otra parte, como no somos los únicos observadores del cielo (otras culturas nos antecedieron en ello) tal vez haya que preguntarse si esas antiguas élites conquistadoras (más entrenadas en lo abstracto y la astronomía que sus sometidos ocasionales), no bajaron apurados y colorinches panteones más accesibles a sus subordinados, para explicar a nivel de llano, la obviedad de eventos distorsivos del Universo que observaron – o teorizaron -, antes que nuestros científicos.
    Hablando de orientalismos y antigüedades varias, entonces, los sujetos de antaño podrían parafrasear a Gasalla y decirnos, con cierta justicia …“más respeto que soy tu madre”. Mis saludos.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: