Despidos, como arma política

despidos

despidos1

Les aclaro de entrada -lo aviso en el título- que voy a escribir solamente sobre los despidos en el Estado como una decisión política. Por eso subí esa expresiva imagen que preparó Despidómetro, a quienes pueden seguir en Facebook y en Twitter, porque sin duda tendrán que actualizarla.

No me voy a referir, entonces, a un tema que toqué algunas veces en el blog y del que sigo convencido: que el derecho a un trabajo, con estabilidad, protección legal y sanitaria, debe ser tan reconocido como el derecho a la vida o a la educación básica, si queremos tener una civilización humana. Pero eso requiere una transformación política, económica y social tan profunda que no corresponde trivializar en una coyuntura.

También cabe reconocer -más allá de las consignas políticas- que estos despidos son una parte menor del problema laboral. Decisiones de política económica erradas -o deliberadas- hacen perder muchos más empleos que cualquier intendente o director arbitrario. Por eso es difícil que -salvo UPCN, ATE, municipales y otros gremios estatales- el sindicalismo en su conjunto los tome como bandera.

El punto que no debemos perder de vista es que son una bandera. Una bandera positiva para el nuevo oficialismo. La prueba -por encima de declaraciones altisonantes de intendentes y algún gobernador- es el Decreto 254/2015 del Presidente Macri del 24/12/15 (víspera de Navidad), que en su artículo 2° dice:

Instrúyese a los Ministros, Secretarios de la Presidencia de la Nación, Autoridades Superiores de organismos descentralizados, Empresas y Sociedades del Estado de la Administración Pública Nacional, a revisar en un plazo no mayor a TRES (3) meses computados a partir del presente decreto, las designaciones efectuadas por procesos concursales de personal de dichos Ministerios u organismos, durante los últimos DOS (2) años computados desde la vigencia del presente, con el propósito de analizar su legalidad, y en particular el cumplimiento y pertinencia de los requisitos previstos para el cargo concursado y los antecedentes presentados por los postulantes“.

Los abogados discutirán si no es violar derechos adquiridos a través de un procedimiento legal formalizado (y ganarán buenos honorarios en los correspondientes juicios). Otros, más reflexivos, pensarán si todos los concursos no deberían ser revalidados periódicamente en principio, incluso los de los jueces, profesores títulares y hasta algún ingeniero. Lo que se señala aquí es que, en términos políticos, éste fue una señal explícita desde la Presidencia que todos los nombramientos en 2014 y 2015 eran blancos legítimos.

La vice, Gabriela Michetti, lo interpretó así y subió la apuesta. Los 2035 contratos que dio de baja en el Senado no eran de personal que había entrado en la gestión Boudou. Eran los que Boudou “incorporó a planta”; la mayoría de ellos revistaba allí desde mucho antes, con los contratos provisorios que son una práctica común (y deleznable) en el Estado.

Era de esperar que en algunos municipios el tema se manejase con más brutalidad, en la tradición de las policías bravas. Lo que por suerte despierta rechazo en la mayoría de nuestra sociedad (no en todos).

Pero el peronismo y sus aliados deben tener claro que los votantes de Macri, y hasta bastantes de los propios, aunque no aprueben de escopetas y palazos, están de acuerdo en que se despida a los “ñoquis”. Y un largo proceso de demonización del empleado público -que los sindicatos del sector no se han esforzado en combatir- hace fácil aceptar la acusación. Especialmente para el nuevo oficialismo, cuando recae sobre los “del otro lado”. Después de todo, son multitud en el PRO y en el radicalismo que esperan ansiosos los cargos que “les corresponden”.

Y es fácil de notar que a los que se muestran más indignados en los medios por “la práctica corrupta de los nombramientos por política” no se les ocurre cuestionar los contratos y prebendas que reciben por su “militancia” periodística o digital.

Porque el punto que me interesa hacer aquí no es que en el Estado falta personal. Es evidente que necesitamos más, y mejor entrenado (las fuerzas de seguridad son uno de los casos evidentes). Carlos Tomada, Chequeado y comentaristas del blog han demolido los mitos más frecuentes, y les invito a seguir los enlaces.

Lo que encaro en este posteo es que el empleo público es, también, uno de los objetivos legítimos y necesarios de todas las fuerzas políticas que funcionan en una sociedad moderna. Y no tan moderna: viene de siglos atrás. Max Weber, entre otros, ha estudiado en profundidad el tema.

Por supuesto, esto tampoco es nuevo en Argentina. Sus partidos políticos han disputado cargos y recursos en el Estado, como en todos los paises donde hay un Estado, mucho antes que surgiera el peronismo. Si algo se puede remarcar de la etapa institucional que empieza en 1983, es que no se avanzó -bah, se retrocedió- en la otra faz del Estado, la de formación y conservación de los funcionarios de carrera, que son su memoria y su continuidad.

El peronismo, debemos reconocerlo, no ha aportó para ello, comparado con lo que hizo en su etapa fundacional (Es cierto que Alfonsín y De la Rúa, a pesar de las buenas intenciones del primero, aún menos). Las privatizaciones y los “retiros voluntarios” de los años de Menem nos privaron de muchos cuadros valiosos. El kirchnerismo mantuvo por mucho tiempo el sistema de concesionarios que había heredado del menemismo y, salvo en ciencia y tecnología, no hizo un esfuerzo en formar nuevos.

Y en los últimos años directivos puestos por La Cámpora echaron o maltrataron funcionarios en las áreas que controlaban, ganándose odios. Sé de muchas reparticiones que en las semanas previas al 10/12 aparecían todos los días pintadas “La Cámpora se va…” (Sé también de infinidad de casos en que respetaron capacidades y aún acuerdos políticos, pero -como decía creo Maquiavelo- los hombres tienen mejor memoria para las injurias que para los favores).

Como sea, esas actitudes sirvieron de pretexto -mucho no es necesario, en una sociedad con el odio fácil- para esta ofensiva que vivimos. Donde no sienten necesario establecer si trabajan o no; basta con el origen del nombramiento. Llamo a reflexionar -si no es muy tarde- sobre el daño que se está provocando a la convivencia argentina.

Porque esta actitud legitima las futuras represalias de los ofendidos hoy, y de los que hagan causa con ellos ¿Se puede creer que nunca triunfará una oposición a Macri tan enconada como esta administración lo está con el kirchnerismo? Solamente el promedio de edades garantiza que formarán parte de las futuras administraciones. Y se sentirán justificados, a su vez, para tomar medidas arbitrarias y persecutorias.

No es un futuro agradable de imaginar para los argentinos, salvo para los idiotas que creen que alguna vez podrán parar la rueda de la historia.

(Dada la sensibilidad del tema -trata del trabajo de seres humanos- está nota está cerrada a comentarios, excepto los que aporten datos concretos. Lo hago también como ensayo, porque estoy un poco harto de moderar hinchadas que confunden dónde está el campo de juego).

Anuncios

13 Responses to Despidos, como arma política

  1. Ñandú dice:

    Llama la atención la falta de inteligencia, uno de los productos de la “nueva política”.
    En Las Heras, Mendoza, sobre una planta total de aprox. 2.800 se procedío al despido de 662 que era el total de contratados de la Municipalidad. Las razones de este porcentual tan elevado es que al asumir Paco Perez hace cuatro años en una medida de tinte populista destinado a los sectores que alguna vez Padilla denominó como el mendocinismo congeló el ingreso a las plantas de personal de personal permanente. De más está decir que ni el mismo Paco respetó esta norma, pero Miranda (ex intendente, actual diputado nacional) sí.
    El intendente electo, aunque ya fué en 1995 candidato a Intendente es un outsider de la política. Buen médico geriatra, bonachón, pero que siempre hizo un culto del plus y de la sobreprestación (mi médico personal y de mi familia, es el que viene enterrando mis ancestros desde hace más de 25 años), pero que de política lo único que tenía eran las nociones del sentido común, y por lo tanto todos los empleados públicos eran ineficientes y la política sólo manejo de ñoquis. Es más en su discurso, y lo más grave es que intentó en la primer quincena llevarlo a cabo, sostenía que un político debía seguir manteniendo su profesión y en su caso seguiría atendiendo el consultorio en horario de tarde, porque el era un tipo habituado al trabajo (cierto) y que la intendencia sólo era una labor part time, ¡¡¡para una comuna de 2800 empleados y con 220.000 habitantes en 10.500 km!!!.
    Este es tan sólo un elemento, otro el “hambre” de los radicales, quienes desde 1987 no gobernaban el departamento, y que al llegar se encontraron que tenían que compartir gobierno (cargos esencialmente) con un abanico que iba de Libres del Sur y otros ex K al Pro, pasando por los gansos y el peronismo renovador de Massa. Como uno de los resultados de esta melange de no política, gobierno part time y rejunte electoral; hoy a un mes de la asunción todavía no se conocen dentro del gabinete todos sus miembros (“Fiesta” distrital de la vendimia del El Pastal: Secretario de Gobierno preguntando “¿Che quien es el Delegado Municipal del distrito?”)
    ¿Cuál ha sido el resultado político de esta nueva configuración en el ejercicio del poder comunal al día de hoy? Creo, a mi humilde parecer, que los resultados pueden resumirse en tres puntos:
    1) De cajón: Demonización de la gestión anterior, rompiendo con todos los pactos de la transición (Yo como oficialismo en retirada no hubiera pactado nada).
    2) Cambio de los logos y colores municipales, que es un lila entre naranja y rosado muy paquete, que les queda precioso a los negros barriendo las calles y limpiando acequias!
    3) El Decreto despidiendo 662 trabajadores.
    Creo que es lo único relevante, y que nos nos estaría convirtiendo en un caso nacional, despedir casi el 24 % de la nómina acusándola de ñoqui, tiene que ser algún record que merecería el Guiness de la chambonada política, qué lo único que produjo fue la parálisis del Departamento por falta de personal y la reacción de los afectados y sus núcleos familiares.
    Se despidió a todo el personal de apoyo de los jardines maternales, a todos los profesores de los casi 20 CEDRYS (gimnasios y centros culturales barriales, una de las mejores políticas públicas de Miranda), enfermeras, a todo los miembros del ballet municipal, personal de limpieza, al de la biblioteca municipal (tiene casi 100 años de existencia), a dos instituciones menducas como son la Reina y Virreina vendimiales en ejercicio, la barra brava del glorioso Huracán Las Heras, como 100 ñoquis de verdad, y siguen los etcéteras.
    La protesta: Cortes de calles, de la ruta 40 con la intervención de un juez federal, piquetes sitiando la municipalidad con la infantería de la Policía disfrazada de Robocoop dentro del Municipio, el Intendente movilizándose con cuatro policías de custodia, con amenazas a su persona, a su consultorio, a su familia para ir empezando.
    No le puedo expresar Abel, la tristeza que experimenté. Si revisa la prensa del 13/14 diciembre de 2001, podrá comprobar que los saqueos comenzaron en Las Heras; como integrante en ese momento del Ejecutivo Municipal, jamás se recurrió a la represión. Desde los inicios del Proceso que la Policía no había entrado a la Municipalidad, ni siquiera los gansos que asumieron más o menos en 1978!.
    En algún otro comentario, si amerita, me extenderé sobre la respuesta del peronismo a esta situación. Pero algo tiene que ver con la aufstrastopolitik de Manolo (o como se escriba esa palabrota), ya que la dirigencia ha desaparecido producto del mazaso recibido.

  2. Su texto toca un tema muy delicado que tienen ingredientes trágicos -sugiero ver el filme “El precio del hombre”, en francés “La loi du marche”- su texto está a la altura del tema. Así cuando escribies “Pero el peronismo y sus aliados deben tener claro que los votantes de Macri, y hasta bastantes de los propios, aunque no aprueben de escopetas y palazos, están de acuerdo en que se despida a los “ñoquis”. Y un largo proceso de demonización del empleado público -que los sindicatos del sector no se han esforzado en combatir- hace fácil aceptar la acusación.”
    Si, los sindicatos como ATE o UPCN requieren dirigirse a los usuarios de los servicios públicos pues sino caen en sostener el efecto “Noqui”
    ¿Cuál efecto? ¿Cómo se fabrican los “noquis?¿…?
    El noqui pasó de las masas de harinas, de mesas compartidas a la vida social de la ciudad y del empleo público. La realidad es una ficción (Lacan) que trae un grado de su verdad -o de su vergad -, se puede conversar con detalle un hecho que sorprende: la aparición de una nueva forma del autoritarismo, más bien corresponde siguiendo a Hanna Arendt, ese totalitarismo del trazo “un…ario” -trazo distintivo forjado en matemáticas, también organizador de una ancestral práctica: la caza, una práctica del indicio (un simple trazo).

    El “noqui” no deja casi ningún aspecto del cuerpo al margen. La subjetividad es corporal o no será.Un “caso”: quizás comenzó, en su cantidad, bajo el gobierno democrático de Raúl Alfonsin, así apareció en el chamuyo argentino: “noqui/s”, resultado de transformar y aplicar una matriz previa (real,simbólica e imaginaria) mostrada en “El judío eterno” -Der Ewige Jude (1940) Adolf Hitler y Joseph Goebbels supervisaron su producción. ¿Cómo se puede combatir, eliminar, excluir a miembros de la comunidad humana sin tener el acuerdo a una mayoría de sus componentes para excluirlos? ¿Cómo se fábrica ese acuerdo o consenso? El primer campo piloto de la ciudad de Dachau, recibió los buenos augurios de las diversas sociedades de la industria local y de las instituciones “morales” por su valor re-educativo.Su población fue al principio- más de cuatros años previos a la guerra- solo de trabajadores, sindicalistas y militantes políticos

    El “noqui” es una de esas figuras y pre-condiciones. Invito a conversar tema: Sábado 30/01/2016, 15 horas. Pte. J.E. Uriburu 1345, 1°, CABA: Proyección del filme de Luis Estrada,2014 “La dictadura perfecta ( una verdad sospechosa)” para tratar cómo en América Latina la democracia giró o gira o girará hacia la forma dictatorial, legal y para colmo democrática. Estimado Abel si a usted le parece pertinente y tiene posibilidades de asistir, está más que cordialmente invitado a participar.

  3. guido dice:

    En gral. Pueyrredon (mar del plata-batan) no hubo despidos por lo pronto pero sí suspensión de horas extras. El problema es que una proporción importante de profesionales, especialmente en el área de salud que es lo que conozco por razones familiares, tiene módulos de 15 o 20 hs. que se compensaron históricamente con extras hasta que “sale” la ampliación de módulos, proceso que puede demorar años. Una consecuencia es que hay personas cuyos ingresos se redujeron a la mitad o menos de un plumazo. Todo en un contexto donde corren rumores de revisión de actividad en redes sociales por superiores jerárquicos, y hasta de difusión de recibos de sueldo por las mismas (hay varios casos, pero en uno en concreto de una conocida el recibo difundido, adrede correspondía al cobro, junto con el cargo de planta correspondiente, de 4 meses atrasados en un programa de Nacion-medicos comunitarios – a una profesional de la salud. Fue difundido por ws entre sus compañeros con el objetivo explicito de generar odio y suspicacias entre ellos). Más allá de los perjuicios personales a los trabajadores, por lo general profesionales ya que otros agentes municipales suelen ser contratados por jornada completa, esto ha resintido el funcionamiento del área, ya que prácticas básicas como la realización de ecografías y algunos tipos de tomografías se hacían exclusivamente con extras de profesionales en otra función, por lo que han dejado de realizarse desde hace varias semanas. El contexto en que esto se produce es el del retorno a una legislación laboral para municipales largamente declarada inconstitucional, y resucitada por medio de un DNU que no existe en la estructura jurídica de la provincia de buenos aires. Y, por cierto, como nota de color, con pintadas alusivas a varios funcionarios desplazados u otros activistas kirchneristas o no (incluso muy NO), acompañadas por mononas esvásticas. Es muy lindo todo.

    • Javier dice:

      “…prácticas básicas como la realización de ecografías y algunos tipos de tomografías se hacían exclusivamente con extras de profesionales en otra función, por lo que han dejado de realizarse desde hace varias semanas…”

      ‘Varias semanas’ de gestión Macri? O empezó antes de la asunción, con gobierno Scioli, y tratan de pasarle la factura a Vidal?

      • guido dice:

        Estoy hablando de una municipalidad, Javier, el partido de General Pueyrredón (Mar del Plata-Batán). El intendente es Arroyo, entró por Cambiemos aunque es un vecinalista.

        Me parece que en el comentario está bastante claro pero lo escribo de vuelta: la administración del PRO suspendió todas las horas extras en la municipalidad, medida que afecta, para el área que mejor conozco, a los profesionales de la salud del municipio. Como resultado de ello hay toda una serie de prácticas que no se están realizando debido a que los profesionales que las realizaban han dejado dejado de contar con las horas que el municipio destinaba a ese fin. Por ejemplo, un obstetra con un módulo de 15 horas semanales dedicaba esas horas a atender pacientes y una 5 o 10 a realizar ecografías en calidad de extras. Ahora solo atiende pacientes. Otra actividad suspendida (porque se hacía íntegramente con horas extras) exige la evaluación de incapacidad que la ley exige para entregar un certificado.

        ¨Por otra parte, Vidal es la gobernadora y debe hacerse cargo del gobierno que ha buscado y conseguido, más allá de que en este caso no tenga nada que ver.

  4. Politico Aficionado dice:

    Sientate en la puerta de tu casa y veras el cada’ver de tu enemigo pasar.

    • victorlustig dice:

      eso hice, como victima, y, no se si se repetira ahora, es notable la enjundia con que dicen que es malo lo mismo que antes era por no acompañar el proyecto y era bueno para homogenizar los cuadros gubernamentales en una sola bla bla bla bla

  5. Raúl C. dice:

    Aporto un dato que puede parecer paradójico.
    En Hurlingham llegó un “K” que barrió con los contratos recientes del anterior, que era “FR”.
    Claro que si consideramos el contexto (que el flujo de fondos de la Provincia en general va a achicarse, y mucho peor será para los intendentes “K”) no es algo tan paradójico sino prácticamente un caso más de la regla general.

  6. Raúl C. dice:

    Barrida en ARSAT (los ñoquis y militantes que ponen satélites de comunicaciones en órbita).

    http://www.eldestapeweb.com/los-trabajadores-arsat-se-suman-la-ola-despidos-n13870

    El nuevo presidente de ARSAT, que tomó esa medida, está totalmente capacitado para su cargo por meritocracia de gestión, por 3 razones 3:

    Es militante radical, abogado y yerno de Aguad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: