La agenda K, la agenda Scioli

argentina-economia1

En los últimos meses ha disminuido el material crítico sobre la economía argentina. Natural. En medio de una campaña por la Presidencia, los candidatos, y también los economistas que tienen o sienten un compromiso con las opciones en pugna, están obligados a simplificar: de un lado está el Bien y la Prosperidad; del otro el Mal y la Débacle. Pensemos que son muchos los economistas, y sus divulgadores, que ya simplificaban las cosas antes…

Como saben, estoy convencido que nadie entra al blog de Abel para decidir su voto. Si le interesa lo que lee aquí, ya lo ha pensado. Y si no le interesa, entra para fastidiar y también tiene decidido su voto. Entonces, me parece que vale la pena acercarles estas reflexiones críticas de Juan M. Graña, que sintetizó hace menos de dos meses para Política argentina el activo Santiago Costa.

Tengo que decirles que no estoy de acuerdo con la totalidad de este texto. Es inteligente, pero comparte, me parece, un error típico de los planificadores de escritorio. La realidad siempre es más compleja que sus esquemas, y, sobre todo, los intentos por modificarla se resuelven en el marco de las luchas políticas. Igual, es valioso, y necesario, elaborar planes. Sabiendo que serán la primera baja en la batalla.

“En un artículo llamado “Grietas en el Trabajo” publicado en Le Mond Diplomatique, Juan M. Graña explica la complejidad del proceso económico del período 2003-2014. Plantea que había en noviembre de 2014 tres síntomas de alarma en el mercado de trabajo argentino: suspensiones aisladas de personal, estancamiento de la creación de empleo en el sector privado y aumento de la informalidad laboral (monotributistas, vendedores ambulantes, subocupados). Se pregunta qué pasó que se frenó el amplio crecimiento producto del círculo virtuoso iniciado en 2003, donde había 25% de desocupación, 42% de empleo informal y 50% de pobreza; y que nos permitió llevar esos números a 7,5%, 32% y 15% respectivamente en 2014.
.
Dice Graña: “El quiebre de tendencia se produjo en 2007 (en el caso de la desocupación), 2008 (en el caso de la precariedad) y 2010 (en el caso de la pobreza). La piedra fundante de la recuperación fue la salida de la convertibilidad, mediante la devaluación. Permitió un nuevo tipo de cambio real, inaugurando un nuevo modelo basado en la producción de bienes industriales, que desplazó a un segundo plano el sector de servicios, generando expansión de empleo vía PyMEs. El impulso a la demanda provino de la multiplicación de la renta del campo y del Estado, que se apropió de una parte de ella vía retenciones y las volcó en la industria vía subsidios y a la sociedad mediante programas sociales anti desempleo que fomentaron el consumo”.
.
Lo novedoso de Graña es el enfoque, que marca los límites del modelo aún antes de la 125 y de la crisis internacional. El autor hace foco en el rezago productivo de la estructura industrial argentina. En la falta de productividad comparado con otros países. Dice Graña: “En el capitalismo, las empresas buscan valorizar su capital compitiendo en el mercado: el principal mecanismo para triunfar es la reducción de costos que se logra, en términos generales, a través del aumento de la productividad. Si no logran sostener el ritmo de la competencia, quiebran. Pero antes pueden recurrir a “fuentes extraordinarias de financiamiento“, que son tres. La primera es la apropiación de la renta de la tierra, sea directamente o a través del Estado y sus subsidios. La segunda es la reducción de costos a través del deterioro de las condiciones de empleo de los trabajadores (salario real). La tercera es el endeudamiento externo, que permite financiar ese rezago durante un tiempo, aunque su posterior repago profundiza el problema.”
.
Una vez cancelada la deuda con el FMI en 2005, que permitió retomar el control en la asignación de recursos plasmado en el presupuesto, se desarrollaron políticas económicas heterodoxas, como la política de subsidios que apalancó a la industria sin perjudicar al salario real hasta que en 2008 el “campo” produjo su rebelión fiscal. Allí comienza la inflación, el tironeo por la manta corta entre el capital y el trabajo. Pero la inflación no solo erosiona la capacidad adquisitva del salario, también resta competitividad a los productos manufacturados exportables, encareciendo la moneda. Si los empresarios no invierten fuerte en el recambio de maquinarias que asegure productividad, buscan retener los márgenes de ganancia realizando una ofensiva para reducir el salario real via remarcación de precios y piden devaluación.
.
Sin la capacidad de financiamiento externo mediante endeudamiento y agotada la posibilidad de trasladar la renta agraria diferencial a la industria, en 2008 se estatizan las ex AFJP. Medida que posibilita al Estado financiarse con una base material y desplegar toda una batería de políticas heterodoxas impedidas por la injerencia previa del FMI y la falta de recursos.
.
La política anticíclica de sostenimiento de la demanda agregada, del mercado interno (trabajadores, industriales, jubilados, comercio, servicios), inyectó recursos en la base de la pirámide: nuevos jubilados y dos aumentos por año, Asignación Universal por Hijo, ProCrear, ProCreAuto, Programa de Cooperativas Argentina Trabaja-Ellas Hacen. Si “estar aislados del mundo” (financieramente) nos preservó de la debacle mundial, eso no necesariamente le sucedió a nuestros principales socios, y aunque China siguió comprando soja, Brasil sufrió una fuerte desaceleración económica, y por ende nuestra industria también.
.
No obstante, mediante paritarias, el salario nominal siempre le ganó unos puntos a la inflación con lo cual el salario real no decayó y en ciertos sectores de la industria, incluso siguió aumentando. Fue 2014, luego de la devaluación de enero, el primer año en que esto no pasó. ¿Cómo se llegó a eso?
.
Con la ausencia de Néstor Kirchner se aflojó el dispositivo de control a la clase dominante argentina y esto fue aprovechado. La fuerte corrida cambiaria (fuga de capitales) inmediatamente posterior al triunfo de CFK en 2011 redujo las espaldas del Banco Central, que quedó muy disminuido. En sólo dos años (2011 y 2012), mientras se festejaba el 54%, Repsol vació YPF al punto tal que no quedó más opción lógica que renacionalizarla. El agujero energético y la importación de combustibles en que derivó se llevaron puesto el superávit comercial, y con él murió el superávit fiscal.
.
En su reciente entrevista televisada a Kicillof, Verbitsky volvió sobre temas que en su momento tocó a través de Eduardo Basualdo, economista de la CTA: “Hace dos años, cuando el precio del barril de petróleo superó los cien dólares, el gobierno empezó a prestar atención al peso de los combustibles sobre la balanza comercial. A partir de entonces el saldo energético pasó a ser negativo. La respuesta fue la recuperación de YPF, en lo que Kicillof tuvo un rol central. El déficit energético, que en 2012 fue de 2.500 millones de dólares, palidece ante el del complejo automotriz, que es casi del doble, y el del sector de bienes de capital que apunta a triplicarlo. Entre los tres, devoraron tres cuartos del superávit comercial de 2011 y la mitad del de 2012. Tanto el cuadro de situación automotriz como la tecnología del destornillador implantada en Tierra del Fuego, reflejan la enorme extranjerización de la economía argentina. Con una integración de partes nacionales que apenas excede del 20 por ciento, el complejo automotriz arrojó en 2012 un desequilibrio de 4400 millones de dólares, que llegó a 6850 millones en el caso del sector de bienes de capital. La industria automotriz fue un gran dinamizador de la producción, el empleo, las exportaciones y el consumo, pero no puede seguir siendo por tiempo indefinido el principal motor del crecimiento. Peor es el cuadro de Tierra del Fuego: su déficit es mayor, los niveles de empleo son menos significativos y no han tenido éxito los intentos de avanzar en la integración de partes nacionales, aún las más elementales”.

En ese escenario, la decisión de las pocas principales exportadoras de granos en 2014 de retener el 50% de la cosecha de soja tuvo el timing necesario para que la negativa de generar divisas junto a la fuga de capitales intensificara como nunca la presión devaluatoria. Es necesario diferenciar ambas devaluaciones, la de 2002 y la de 2014. Más allá del porcentaje, una devaluación impacta por igual a todos aquellos trabajadores con ingresos fijos.
.
El día que devaluó, Cristina anunció el plan “Progresar” de incentivos para completar estudios secundarios y terciarios, señalando la intención de inyectar ingresos en la base de la pirámide para atenuar el impacto devaluatorio en los más débiles. ¿Por qué se devaluó? Para que el campo y la industria volvieran a traccionar la economía. Pero con el campo especulando (más de la mitad de la cosecha retenida y el precio cayendo más de un 30% desde su pico) y Brasil sin crecer y devaluando, se devoró todo la inflación
.
El inoportuno fallo de Griesa a favor de los fondos buitres, dinamitó la opción por el financiamiento externo que se venía ensayando con el pago de la indemnización a Repsol, los pagos en el tribunal CIADI y la cancelación de la deuda con el Club de París. El ministro Kicillof con su innovadora medida de swap con China y Rusia no solo extendió el famoso “puente de plata” de reservas para impedir corridas hasta la fecha que se liquidara el grueso de la cosecha, sino que emitió un fuerte mensaje geopolítico con acento BRICS.
.
Hoy ya vencida la cláusula RUFO (que nos hubiera hecho caer la reestructuración de la deuda al incluir al 93% que sí arregló), donde ya no hubieran sido 1600 millones de dólares sino en el mejor de los casos 7 mil millones (y en el peor 15 mil millones, dado que los otros bonistas de ese 7% fuera ahora quieren el mismo arreglo que Singer). No es un panorama tan oscuro, ya que el monto total es aún inferior al de un año de importación de combustibles, 15 mil millones de dólares, por compararlo con algo.
.
Muchas medidas macroeconómicas correctas, que en el fondo son políticas virtuosas, a veces corren el riesgo de volverse rigideces ideológicas que atenten contra el fin primero perseguido en un contexto diferente. La deuda y los subsidios son dos claras muestras de ello. Una cosa es la deuda como valorización financiera, como modelo para tapar el agujero de las privatizaciones y como forma de pagar sueldos estatales nacionales y deudas provinciales. Ahora, ¿nunca jamás el financiamiento externo como herramienta? ¿Ni para represas en el sur, o Atucha III, o mega proyectos mineros o petroleros? ¿Es imposible redireccionar los subsidios? Es verdad que el gobierno de CFK tuvo la intención al menos dos veces, y tuvo que retrotraer por una mala aplicación primero y por el choque del tren en Once la segunda vez.
.
Dice Aldo Ferrer que un gobierno debe generar densidad nacional para poder impulsar el desarrollo en tiempos de globalización. Generar espacios de rentabilidad que movilicen el ahorro argentino y lo transforme en inversión, que se complemente, mas no sustituya, con inversión extranjera. Es la única forma de obturar el proceso de descapitalización permanente. Ese ahorro interno, el crédito, debe estar estratégicamente dirigido. El kirchnerismo deja una sociedad integrada socialmente, con una inversión en educación y  una repatriación de científicos que garantiza un impulso a la ciencia y tecnología. También ha producido una emancipación cultural en términos de soberanía. Existe una estabilidad institucional donde los conflictos son procesados con instrumentos como el Congreso Nacional (2008-2009) o las paritarias. Es en este contexto que puede producirse una “industrialización de la ruralidad” (Julián Domínguez) o generar un proceso de industrialización mayor con YPF y la industria minera como eje.
.
Nada será suficiente mientras la actividad financiera genere más renta que la industrial. Hoy los bancos junto a las grandes cadenas de electrodomésticos y consumo (Fávrega, Garbarino, Coto, etc.) son los grandes beneficiarios del sostenimiento de la demanda agregada y la bancarización de las prestaciones sociales. Esto debe cesar, máxime cuando las doscientas mayores empresa argentinas están grandemente centralizadas y extranjerizadas. No se sorteará este cuello de botella oligopólico con el garrote “a lo Moreno” (sea reventando cuevas o con “precios cuidados”) o el micromanaging de los planes de cuotas, eso son sólo salidas coyunturales que permiten ganar tiempo. Necesitamos planteos estructurales.
.
Cuentan Pablo Ibáñez y Walter Schmidt en su biografía “Scioli Secreto” algunas de las ideas de lo que Scioli propone como “la agenda del desarrollo”. Allí puede observarse la negativa a endeudarse para pagar gastos corrientes, pero si para solventar mega obras de infraestructura, energía o transporte. Su predilección por el modelo de “aparcería ” al estilo brasileño, de asociación público-privada donde el privado invierte y usufructúa cierta cantidad de años y luego el dominio vuelve a manos del estado. La necesidad de impulsar la minería responsablemente, ya que es multiplicadora de industrias y generadora de PyMEs. La necesidad de reducir la inflación, no enfriando la economía y el consumo, sino potenciando la inversión y la oferta. Es muy posible que se realicen mini devaluaciones, como la que realizó durante años el kirchnerismo con el “tipo de flotación de cambio sucio o administrado”, y que se intente conseguir financiamiento externo.
.
Todo lo cual ratificó Scioli en su cena lanzamiento con empresarios en Costa Salguero del “Círculo Celeste y Blanco” con textuales como: “Aspiro a ser el presidente de las PyMes”, “Las alianzas con China y Rusia son estratégicas”, “Sigo las tres T del Papa Franciso: Tierra, Techo y Trabajo”. “Las tres I: Inversión, Investigación e Innovación”. “Exigirle a la banca privada que se oriente al crédito productivo que crea dignidad y no a la especulación financiera que crea indignados”.
.
Lo importante será ver si la asociación estratégica con Brasil se fortalece (más allá de una predilección BRICS o eje USA-Europa en la política exterior) y el mercado interno se protege, tanto de las importaciones como de la voracidad empresaria de apalancar su crecimiento mordiendo el salario real conseguido en estos años de recuperación económica”.
.
Notas:
Graña, Juan M. “Grietas en el Trabajo”. Le Monde Diplomatique, noviembre 2014.
Basualdo, Eduardo. “La economía argentina de la posconvertibilidad en tiempos de crisis mundial”. CIFRA-CTA, 2010.
Ferrer, Aldo. “Vivir con lo nuestro”. Fondo de Cultura Económica, 2009.
Ibáñez y Schmidt: “Scioli Secreto”, Sudamericana, 2014.

Anuncios

60 Responses to La agenda K, la agenda Scioli

  1. Mariano T. dice:

    Siniestro, sobre todo lo relacionado al sector agropecuario.
    Ahí podemos ver tres falsedades. Y no es un tema ideológico, porque no propone gravar la renta minera, que por alguna razón ve como algo positivo e ¿integrado a la industria???. Es um tema cultural, que no se si es mejor o peor.
    1) Es mentira, y de mala leche, decir que con la 125 se “agotó” la posibilidad de extraer renta del campo. Las retenciones eran montruosas antes de la 125, y siguieron siendo monstruosas después, el monto extraído se acerca a 70.000 millones de dólares, la mayor parte después de la 125. Lo qiue dudo mucho es que haysa ido a subsidiar a la industria, que por otra parte no crece desde 2011(la producción agropecuaria bien medida tampoco)
    2) Exagera groseramente lo de la retención de granos, desconociendo, por pura ignorancia, imbecilidad y prejuicio, el proceso normal de venta. Para empezar nunca se debería medir en %de la producción sino en meses. Y por otra parte hsy que ser muy burro como para decir que son las exportadoras son las que retuvieron.
    3) Al final con la restricción externa hace, como todo el gobierno, pura sarasa. A pesar de sus declamaciones, no propone ninguna solución para estos 4 años que vienen que no sea pedir dolares prestados.Porque en el corto plazo la integración de piezas nacionales a los autos no va a avanzar gran cosa, salvo que volvamos a tecnología de los 80. Y Tierra del fuego no implica hoy pérdida de divisas, sino subsidios del Estado y los consumidores.
    Falta una que no se vienen venir. Y es la disminucion drástica de las exportaciones agropecuarias, que enrealidad ya esta prefigurada desde hace 2 años, desde que empezó a bajar el area y la inversión (este año la venta de fertilizantes va a ser el 50% de 2007). Esto esta enmascarado por 2 años de muy buen clima, asi que al primer año normal va a aparecer de golpe en la escena. Por supuesto le van a echar la culpa a los productores, pero se van a joder igual, un caso de justicia retributiva.

  2. Pascual Lama dice:

    ¿pedir un crédito para financiar a una multinacional minera?
    ¿estamos locos?

  3. Best Seller dice:

    Abel, no puedo entrar a la nota de Le Monde (porque hace falta suscripción) pero llegué a la nota de Graña por otra página:
    http://www.fund-er.org/grietas-en-el-trabajo/
    En ninguna parte dice que la clave de todo el proceso fue el tipo de cambio real alto, es más, en la nota lo critica.
    Digo esto justamente porque me sorprendió leer en la cita que pone Costa a Graña defendiendo el tipo de cambio alto, cosa que creo que no comparto.
    Ojo, podría ser que la nota de Le Monde haya sido editada, pero lo dudo.
    Pongo la cita (real) del trabajo de Graña:
    “Luego de transitar cuatro años de recesión y de destrucción del empleo en el final de la convertibilidad, el ciclo comenzó a revertirse un par de meses después de la devaluación de enero de 2002. La amplia mayoría de los economistas coincide en que el nuevo tipo de cambio real es la clave para entender el proceso. Parecería, en esa línea de pensamiento, que esta modificación impulsó la generación de un nuevo modelo sin límites estructurales explícitos que, basado en la producción de bienes primordialmente industriales (y no en los servicios, como ocurría durante los 90), generaría una ilimitada expansión del empleo, sobre todo por el vigoroso crecimiento experimentado por el segmento PyME.”
    Saludos.

    • Abel B. dice:

      Hmm… Juan Manuel, releo esa cita (real) del trabajo de Graña y no encuentro que él cuestiona ahí la conclusión de la “amplia mayoría de los economistas”.

      En mi modesta opinión, aquí enfrentamos el problema clásico de las ciencias sociales (la economía lo es, por supuesto). Fenómenos necesariamente multicausales, donde además es muy difícil evaluar las condiciones necesarias y suficientes.

      Creo que es un error, grave, creer que manipular el tipo de cambio produce resultados directos. En el tema concreto que hoy nos enfrenta, devaluar NO aumenta las exportaciones en un plazo razonable. Y sí produce recesión de inmediato.

      Pero también es un error, tonto, asumir que el tipo de cambio es una variable independiente de todas las otras, y que el gobierno puede fijarlo en un valor arbitrario sin consecuencias.

      Abrazo

      • Best Seller dice:

        En los último estamos de acuerdo. Mi comentario apuntaba a que la cita de Costa le hace decir a Graña que el tipo de cambio alto es algo positivo, cuando Graña no está diciendo eso (además del hecho de que, por lo menos en la nota que encontré en la web, la cita ni siquiera existe).
        Por otro lado, la cita no cuestiona la conclusión de “la amplia mayoría de los economistas” de que el tipo de cambio alto es bueno, pero si uno lee toda la nota ahí sí se observa una posición más bien crítica sobre este tema.
        Abrazo

      • Mariano T. dice:

        El tema es cuál es el instrumento para equilibrar balanza. Pedir dólares prestados? Aumentar expos? Disminuir impos?
        El objetivo de devaluar no es que aumenten las expos, sino evitar que sigan disminuyendo. En el tema importación, si se restringen a mano cómo se hace para mantener la industria funcionando? Que la situación no sea que industriales tengan el doble cepo, no exportan porque estan caros, y encima no reciben insumos.
        Hace falta caminar por un desfiladero estrecho para evitar una recesión. Pero también tuvimos recesión desde 1996, sin devalución. Aunque sea de la recesión incial por devaluación vimos en 2002-2004 que se sale rápido

      • Best Seller dice:

        Mariano T, respondo y cierro acá, porque este debate se viene dando en la Argentina por lo menos desde hace más de 50 años.
        En los países periféricos como Argentina, existe una relación inversa entre tipo de cambio y salario (siempre ambos en términos reales): si sube el tipo de cambio, tienen que bajar los salarios. Cómo se da esto? Porque la devaluación se pasa a precios, mientras que los salarios (en el corto plazo) están fijos.
        Ahora bien, si al poco tiempo de devaluar, hay paritarias y los trabajadores logran recuperar el poder adquisitivo, la devaluación no solo no sirvió (el tipo de cambio real vuelve al nivel anterior) sino que además es un tiro en el pie porque termina generando más inflación (que, a su vez, hace que el tipo de cambio se aprecie más rápido).
        La comparación con la devaluación del 2002 no tiene ningún tipo de sustento: ahí sí fue efectiva, pero a costa de hacer mierda el salario de los trabajadores. Y precisamente ahí reside su efectividad: los trabajadores no tenían el poder de negociación suficiente como para recuperar el poder adquisitivo perdido a causa de la devaluación. Hoy la situación es completamente distinta.
        Eso no quita que hoy tengamos un problema en nuestra economía, que no es otro que la falta de divisas para financiar las importaciones necesarias que requieren los distintos procesos productivos. Pero, repito, la devaluación no es la solución, solamente agravaría la situación.
        Por el lado de las exportaciones, el principal problema no es la competitividad, sino la caída de la demanda internacional de nuestros productos.
        ¿Bueno, pero cuál es la solución? Honestamente no la tengo. Pero por lo menos estoy seguro de que no puede provenir del ajuste de los salarios. No solo por principios morales, si se quiere, sino también por cuestiones netamente empíricas: ya probamos varias veces con esto y nunca funcionó.
        Saludos.

      • Mariano T. dice:

        No dije que fuera la solución. Y estoy pensando en exportaciones industriales sobre todo, que tienen que compensar lo que el agro NO TE VA A DAR. Acepto otras ideas porque en expos estamos retrocediendo, y eso es gradual e irreversible, ya lo vimos 2 veces.

      • David (idu) dice:

        Best seller:

        Perón preguntaba: ¿Quién vió un dolar?

        Y tenía razón el viejo. Las compras se hacen en pesos, y la devaluación o no, tiene que ver con la competitividad de la economía.

        Obviamente, si el dolar “oficial ” queda clavado, los salarios aumentan en dólares (y no al revés)

        ¿Y con eso qué? Tendremos los tomates más caros del mundo en dólares.

        Debe ser bueno eso, porque lo venimos repitiendo incansablemente…

  4. victorlustig dice:

    bai de uai
    las series de 2013 y 2014 serian interesantes, de hecho, la rentabilidad de soja 2013 y 2014 para los que alquilaban fue cercana a cero.
    Esta bien, esta mal, es otra doscusion, la soja se habia transformado en una inversion cuasi financiera, con un poco mas de riesgo que un plazo fijo y con un poco mas de rendimiento.

    De lo que no estoy tan seguro es

    “El kirchnerismo deja una sociedad integrada socialmente, con una inversión en educación y una repatriación de científicos que garantiza un impulso a la ciencia y tecnología. También ha producido una emancipación cultural en términos de soberanía. Existe una estabilidad institucional donde los conflictos son procesados con instrumentos como el Congreso Nacional (2008-2009)

    Me da la impresion que grieta mediante eso no es cierto, sino, nadie hablaria de lagrieta, del ciculo rojo, de los enemigos y etcs, lo que si es cierto que esas palabras en todo caso eran circa 2011 mas o menos, despues, no lo se, pero es mi opinion nomas

    para cerrar este supino comentario

    En el tema concreto que hoy nos enfrenta, devaluar NO aumenta las exportaciones en un plazo razonable. Y sí produce recesión de inmediato.

    Si, es cierto, but, cuales son las alternativas, el problema es que el gobierno, como muchos se enamoro del ancla y fogonear el mercado interno, y, se olvido que hacen falta verdes para importar los bienes intermedios y no tanto, cuando se dio cuenta puso el cepo, que, tampoco se púede sacar
    Bueno, veremos como devaluan durante el 2016 mientras los diputados diran hay otra forma de hacer las cosas., but, beggars dont choose y tal y como vienen las reservas, el precio de la soja y los minerales, hasta creo que iremos al FMI vea.

    • ricardo j.m. dice:

      pero las elites , serlo, suponerlo o como fuere, no implican una encision de la sociedad a un estamento superior?, creo que si. por lo menos para sus integrantes.

      y por ello la sociedad esta integrada. por que justamente para que haya una grieta debe haber un cuerpo comun al que agrietar.

      cuando la elite píerde la capacidad de ajenarse y comienza a sindicarse como parte del problema del todo, y por su reaccion. construye esa grieta para que no les duela tanto tenerla adentro.

      o sea. para los chicos ricos que tienen tristeza y el gerenciamiento intelectual que ya los dejo militando el mamertismo galopante hacia la nada.

      cuando hay grieta la sociedad esta integrada por todos sus estamentos, cuando no hay grieta la sociedad esta dominada por uno de ellos.

      por eso siempre hay “grieta” y ahora que no pueden poner los milicos haciendo mirar a todos para otro lado por medio de la fuerza o viento de cola conserva para ganarla de chamuyo. hay llanto y principalmente lo que hay es la vision patetica de los gerentes de la imbecilidad cipaya insistiendo con sus estupideces y llorando que nadie los considera especiales en base a su patologia de autoestima de clase.

      sobre la econoimia ya lo dije. sea lo que sea que haya que hacer y desde cualquier lugar o escuela de pensamiento economico, desde y para argentina. comienza aumentando las reservas de oro.

      no es por magico , es por las dudas.

      o mejor no, mejor esperemos enterarnos por aSSociated press y despues le echan la culpa a alguien.

    • Mariano T. dice:

      Que te muestren las series 2014 y 2015 de maquinaria agrícola, comparadas con 2010. Hace un año que cuando hablan del tema, lo único que dicen es como aumenta el % de producción nacional, nunca el volumen total. De hecho hay que ver cantidad de unidades, porque los precios en dólares umentaron un 30%.

    • Silenoz dice:

      “cuales son las alternativas,”

      Y por lo pronto “endeudarse” para infraestructura y, sobre todo, darle masa, pero de aquellas ehhh, a la ISI

      Como el contexto externo es desfavorable y el interno está limitado por la restriccion, lo que queda es ahorrar divisas por la sustitución..

      Igual tranquilo por que para el determinismo neo lib progre liberal de izquierda no hay antídoto

  5. David (idu) dice:

    De las frases desopilantes que se han mencionado más arriba, hay otra que me llamó la atención:

    “…como la política de subsidios que apalancó a la industria…”

    ¿Qué política de subsidios a cuáles industrias?

    Sacando la automotriz y las maquilas de Tierra del Fuego, no veo “subsidio” alguno.

    Tampoco entiendo muy bien por qué hay que “subsidiarlas” si no son las mayores dadoras de empleo. ¿O vendremos con el cuento de las autopartistas y los fabricantes de bolsitas de nylon y etiquetas?

    No supe de subsidio alguno a las PYMES. Ni como industrial, ni como amigo de industriales.

    “Apalancado”. ¿Redacción de escritorio o estupidez supina?

    Claro, nuestro poder de lobby es nulo, pero los autos y los celulares se ven en todos lados… y eso al menos “parece” industria.

    Pero dan pérdida, que “bancamos” entre ricos y pobres, qué pena…

    Sobre la devaluación, es obvio que cuando se produzca (inexorablemente), va a mejorar la competitividad industrial, ya que el “costo argentino” superó con holgura al menemista.

    Y volverá un círculo virtuoso, como el que se inició en el 2002, que durará unos pocos años, hasta que volvamos a chocar la calesita cuando a al próximo “genio” populista se le dé por “clavar” nuevamente al dólar.

    Mientras tanto, amigos, si aceptan un consejo para estos próximos meses, cómprense todo lo que sea más o menos dolarizado “oficial”: electrónica, pasajes aereos, ropa en Miami…

    Una verdadera política de “inclusión social”.

    • Abel B. dice:

      Esa necesidad ¿o necedad? de pontificar sobre economía desde la doctrina de Doña Rosa, codificada por Neustadt…

      TODAS las industrias, le explicaría Mariano T, están subsidiadas, directamente o indirectamente. A través de los aranceles y/o de los subsidios a la energía y/o los subsidios al transporte y las retenciones al trigo y al maíz, que disminuyen el costo de la mano de obra…

      Por lo que comenta, Ud. está esperando ansiosamente el próximo subsidio masivo: la devaluación. No son pocos, y tienen un argumento: es preferible subsidiarlos a ellos que al turismo en el exterior.

      Pero por algún motivo necesitan decirse a sí mismos que NO son subsidios, sino “lo que es necesario hacer”.

      • David (idu) dice:

        Para pontificar hace falta ser Pontífice, o Presidenta en cadenas (de medios, no de gayola), o al menos Neustadt.

        Y como bien sabés no soy ninguno de los tres… bien lejos estoy (pese a tu insistencia neustadística).

        Mi destinataria en un medio para el cual escribo es “Juana” (y su marido, novio o amante), que es la sucesora de “Doña Rosa”. Juana es menos estúpida, no es “doña” y además maneja la tecnología, lee, viaja… o sea, tengo otro “target”

        Hechas las aclaraciones del caso, vamos al tema:

        No es cierto que las PYMES industriales estemos subsidiadas de ningún modo. Claro, nuestro costo energético es bajo en relación a las grandes empresas, con grandes maquinarias, etc, entonces la dádiva eléctrica (que agradezco enormemente), no nos mueve el amperímetro (literalmente).

        Lo que sí nos mueve (nos rompe) el amperímetro es el enorme costo de insumos nacionales, servicios y personal, medidos en dólares oficiales, que es nuestra referencia de venta y de competencia importada, (No somos formadores de precios)

        Ese “costo argentino” se ha duplicado (en dólares oficiales) durante el período presidencial que está finalizando.

        Así que más que “subsidios” nos han dado palos y palos.

        No importa, como ya dije, en nuestro caso particular gracias al Cotur, nos tuvimos que diversificar en prestación de servicios, caso contrario nos hubiésemos recontra-fundido (nuevamente).

        Sobre si la próxima devaluación será o no un ¨”subsidio masivo”, diría que es a la inversa: el subsidio masivo ocurre ahora, a costa del sector productivo. Lo cual habrá que normalizar, cosa que se hará (tarde y mal) cuando no quede otro remedio y la desocupación y el estancamiento sean intolerables.

        ¡Oh, París!

        Saludos.

      • Mariano T. dice:

        Abel. No deje que alguna lectura de algun papanatas lo haga meter la pata.
        La influencia del precio interno del trigo y el maiz en el salario de los trabajadores es cuantitativamente menor que el precio de tapa de La Nacion en ese público.
        Y por otra parte este año tendremos aprox un 30% de reducción de area sembrada en cada uno, salvo que en Octubre o Noviembre haya un anuncio que permita una recuperación en maiz que esta a tiempo. Fijese la ecuación costo beneficio de ese prejuicio cultural de los 60. Desvastador.

      • Abel B. dice:

        Mariano, yo al menos no tengo datos suficientes para determinar si el ritmo actual de devolución es sustentable o no.

        Pero de costos y de comercialización algo entiendo. El hecho que el precio de la harina sea un % MUY menor del costo de los alimentos, no significa que un aumento ahí sea absorbido por los otros insumos. No es así, lamentablemente.

      • Mariano T. dice:

        Lo del pan es un insulto la inteligencia. Históricamente el trigo fue el 15% del precio de venta del pan. Hoy es el 5%. O sea que un aumento del 100% en el trigo implicaría un 5% de aumento en el pan (en ambos casos 1$ por kg).
        Si después alguno se aviva, es un problema que un gobierno intervencionista debería resolver facil.
        Pero son siniestras las implicancias de ese razonamiento.

      • Raúl C. dice:

        Hace una ecuación de cuánto ‘tendría’ que subir el pan por el alza del trigo, en un país en el que los alimentos suben igual que los sueldos y ni un punto menos, por favor…

      • Mariano T. dice:

        En parte es así. Eso significa que el precio del pan no depende del precio del trigo.

    • el carlo dice:

      Me ha hecho reir David…y me hizo acordar a algo que viene a cuento de sus observaciones.
      Cuantos paises en el mundo conoce que le hagan declarar en el formulario de Aduana si trae un celular, y si lo trae, modelo y numero de serie…??? jajajajajaj

      • David (idu) dice:

        Me compré una locomotora a vapor para armar.

        Como ya agoté mis U$S 25.- ANUALES autorizados por la AFIP, la hice enviar de Barcelona a Nueva York por FEDEX, y desde ahí un familiar me lo trajo en una valija (desarmada, sin caja).

        “¿Es imprescindible que andes rompiendo la paciencia con tus estúpidos trencitos?”, me dijo razonablemente mi mujer…

  6. Diego dice:

    ¿En 2010 recién al gobierno le cayó la ficha de que el tema energético podía ser un problema? Mirá vos, yo lo sé desde 2006 y ando en colectivo. Abel, los están chamuyando. Cuando congelaron las tarifas y le dieron bomba al consumo interno sabían que se iba a consumir más energía en un mediano plazo. El consumo de energía es aritmético. Un país cuando crece consume más energía. Fijate si encontrás ese mapa con las lucecitas, las capitales de los países desarrollados te piden anteojos de sol mientras que el centro de África es una luciérnaga en medio de la oscuridad. Sabían que iban a aumentar los gastos externos del país a costa de que el consumo local iba a superar en pocos años a la producción local. Que en 2010 el precio del petróleo haya tocado un pico, es la consecuencia de que se te cruce una bicicleta cuando volvés en pedo por la Panamericana un domingo a las 7 de la mañana. Es la economía del hijo de Aliverti. O sea, la dependencia externa estaba esperandonos a los argentinos a la vuelta de esquina como tantas otras veces. Los 5 palos que le pagaron al FMI fue un acting bastante saladito para que la monada aplauda. Pero ya estamos de nuevo ansiosos por un préstamo barato. Este tema excede al FMI y a la ideología que si bien la tuvieron (no sé cómo piensan ahora) en los 90’s, también es cierto que la máquina cultural argentina ha hecho de ella una caricatura. ¿O no habíamos escuchado antes ese discurso de Kicillof? Es muy potente esa máquina cultural y tiene mucho poder fronteras adentro, tanto que es muy difícil atraparla sin que no termine derrapando.

    Ah, lo de la 125 fue un quiebre político, pero no económico. Vivíamos galopando arriba de un crecimiento con tasas chinas y sabíamos que los caballos toman nafta.

  7. Silenoz dice:

    Es que en realidad el crecimiento de estos años se debió principalmente al mercado interno a través de políticas fiscales expansivas más la recomposición salarial propiciada por el gobierno (SMVM, paritarias) provocando el aumento del consumo y, consecuentemente, del producto, regenerando el sector PyME (básicamente mercado internista) protegido por el tipo de cambio en primer lugar y políticas proteccionistas en segunda instancia

    El tipo de cambio por sí sólo no genera aumentos del producto, pero opera en el margen de beneficio (diferencia entre precio de vta.- costos, en términos de porcentaje) de los exportadores que están sujeto a los ciclos de los mercados externos destinos (en lo interno, son afectados por los costos laborales principalmente) y NO por el precio (los tipos NO bajan sus precios de venta), y que ya lo eran para fines de los ’90 con un tipo de cambio recontra apreciado. La devaluación de principios de década les aumentó ese margen exponencialmente lo que explica, en parte hasta el 2006 aprox., que la inflación fuera baja, resignando un poco dicho margen a favor de los salarios

    Por supuesto, el tipo de cambio no es inerte en sus efectos ya que una apreciación del mismo aumenta la participación de la masa salarial mientras que su depreciación la hunde. Por eso la puja, el conflicto se dirime en quién tienen la manija: el gobierno que no cede a aquellos sectores que buscan recomponer esos márgenes de beneficio “perdidos” ponele via puja distributiva y pérdidas de ganancias a raíz de la caída de las exportaciones.

    Una consecuencia de esto es que medidas recesivas (como una devaluación) y/u otras que benefician puntualmente a algún sector (pesificación asimétrica), no generan crecimiento ni tampoco tienen un efecto balsámico en la sociedad, es bastante boludo afirmar esto sin embargo los nestoristas anti k y duhaldistas NO lo entienden. Encima elucubran libremente sin considerar el contexto actual por el cual una devaluación del orden del 40% ponele, a diferencia del 2002, obligaría al que más haya medido a piantarse en un trasbordador espacial…. pero buehh… “bien-libre-piensan” eso sí.

    Por eso para el “círculo rojo” es necesario que el ciclo populista explote dentro del mismo proceso. Y, como al menos, por ahora no pudieron entonces viene la idiotez de la pesada herencia del futuro gobierno pero bueno, a diferencia del añorado 1 a 1 c/s choreo, macroeconómicamente no se tiene una situación de total inviabilidad en los fundamentals.

    Saludos

    (Bahh en rigor de verdad sí tenemos unos peligros tremendos con la Foxconn que no para de generar desempleo y Arbus que no me para en la puerta de mi casa ja ja…)

    • victorlustig dice:

      al pasar, como me dijo un econ nac&pop la economia en este gobierno es repartir lo que hay
      bau de uai en 2002 ya se sabia que en 2008/9 teniamos lio de energia, dependiendo de la hidrologia, pero bueno quien ponia guita, total, habia para repartir
      bai de uai 2 ya que me llamas, che que bueno lo de Nextel eh, Clarin, quien lo hubiera dicho, cierto, no hay monopolios ahora
      Abel, no iba a decir nada aca, pero ya que mencionan Arbus y Foxconn me senti en libertad de hacerlo, BTW se les cayo una bandera a los muchachos eh?

      David, si hubo subsidios, al software, a reemplazo de impos, que hayan sido efectivos y/o bien dirigidos es otra cosa, hoy, el 80% de las productoras de software se cae si sacan los subsidios de la GCBA y Nacionales, excluyo los sweat shops, que, tambien tuvieron subsidios, para que guen la guita y cotizen en WS

      • David (idu) dice:

        Hola Víctor

        Los subsidios para la gilada emprendedora funcionan asi:

        Presentas un proyecto.

        Si te eligen, pagas el 50%, el resto el gobierno.

        O sea no son subsidios operativos.

        CABA tiene (tuvo, porque se fini), un cupo de… 3 millones de pesos POR AÑO para TODOS los proyectos elegidos. Los demás, fuera. O sea 100 empresas reciben 30 mil pesos cada una. Una fortuna, igualmente bienvenida.

        Reitero, sólo para proyectos de inversión innovadores, compartiendo la inversión.

        Su eras un feliz ganador CABA te adelantaba la plata. En cambio los proyectos nacionales (Fonsoft y Fontar) te paga en dos tramos FiNALIZADOS, o sea que la inflación es a cargo del emprendedor

        Todo esto es muy diferente a la banca operativa de sectores inviables, no?

      • victorlustig dice:

        David

        Los conozco, no se haga problemas, pero, se olvida de las cargas sociales y de IIBB de CABA para los de Patricios.
        y, son mas de 30 lucas, agreguele un cero, y en las grandes mas

        aparte de esos estan los de organismos multilaterales y los directos de Industria (esos son por lo que me dijeron casi a dedo) para reemplazo de impos, alguna casa de reatil puso una fabrica en Ezeiza

        hay, hubo, pero, a todos los mato el dolar, ahora son el respirador para subsistir, si los sacan, calculo que el 80% quiebra el año que viene, salvo que devaluen y mucho.

        hay dos clases grandes, o tres, servicios puros, consultoria bah, productos one shot, fabricas de productos (software en caja o niveles superiores) y sweat shops, estos ultimos si alguien lesda/dio un subsidio mereceria ser lapidado, con el perdon de las empresas de limpieza, se manejan igual.

        De todas formas, tienen un grave problema para las PYMES, te doy la plata contra producto ejecutado en fases(lo cual excluye mucho a los entrantes), hay que tener TODO al dia (eso no se si es malo o bueno, en epoca de bonanza es inexcusable no tenerlo, en malaria es dificil) y los tiempos, FONTAR/FONSOFT es 6 meses 1 año. Pero, de nuevo a los nuevos les resulta dificil

        Algunos de organismos de afuera permiten pagar impuestos atrasados con subsidios, algo, si la memoria no me falla.

        De todas formas, creo que quien gane deberia revisar el sistema, de alguna forma le da mucha ventaja a los incumbents y ayuda poco a los nuevos, como la burocracia es un ente que se perpetua a si mismo la cantidad de papeles, flujo de caja previsot, y un monton de cosas que al final son solo papeles es mucha, y, no hay sistema de premios y castigos tampoco, como tampoco por ejemplo, castigos por empleo en negro o simulado (queres plata, si, todos en blanco, no los tenes, alpiste y si te detecto alguno en toda la vida del subsidio, no te doy mas y devolves lo que te di)
        Y, supongo, hay mucha sarasa en proyectos, mucho sweat shops etc.

        Mire que ando en esto desde que aprendi Fortran II eh

        PS lo que si, nunca pero nunca escuche a nadie quejandose que le pidieran engrase de maquinaria, en ninguno de los productos mencionados, la verdad, es un merito y hay que decirlo

        saludos

        PS Tambien hay ANR

        PS2 Lo cortes no quita lo valiente, en este caso el sistema es mejor que en otros tiempos, me da la imrpesion que solo hay que aggiornarlo

        PS3 De lo otro de plata en serio, (6 ceros minimo) bueno, siempre fue asi, y no solo aca

      • David (idu) dice:

        Gracias Victor por tu comentario.

        Algunos (diría que la mayoría) no podemos mudarnos al Sur de la ciudad…

        Menos aún los que no están en la CABA.

        Lo demás, coincidimos.

        Saludos.

  8. Cam Argen dice:

    “El final de la sobrevaluación
    La brusca devaluación argentina estuvo lejos de ser una política deliberadamente adoptada por el Ministerio de Economía. Por lo contrario, la pérdida de valor del peso frente al dólar estuvo condicionada por procesos económicos más profundos. Pese a las apariencias, el nivel del tipo de cambio no es una variable arbitrariamente fijada por la autoridad económica, ya que -con independencia de las fluctuaciones menores de corto plazo- no es posible sostener indefinidamente una moneda sobrevaluada ni subvaluada simplemente a fuerza de buena voluntad. ”

    “No obstante, los economistas ortodoxos encuentran las explicaciones más descabelladas y esotéricas respecto de la determinación del tipo de cambio. Por un lado están aquellos que creen que el tipo de cambio brota de los deseos del ministro, pero también se encuentran quienes afirman que no existe una explicación precisa de naturaleza económica para el fenómeno, sino que toda devaluación es producto de una conspiración abierta o encubierta, destinada a desestabilizar al gobierno de turno. De ahí las tranquilizadoras hipótesis del “golpe de mercado”, o las más actuales denuncias que atribuyen el desplome de la moneda al canibalismo de los “fondos buitres”. De este último tipo de interpretaciones se burlaba Keynes en 1923:

    “Cada vez que el franco [léase peso] se deprecia, el ministro de Hacienda cree firmemente que ello se debe a cualquier cosa excepto a causas económicas y lo atribuye a la presencia de un extranjero en las inmediaciones de la Bolsa o a las misteriosas y malignas fuerzas de la ‘especulación’. Intelectualmente, tal actitud no está lejos de la del hechicero africano que atribuye la enfermedad vacuna al ‘mal de ojo’ echado por un circunstante y el mal tiempo al apetito insatisfecho de un ídolo” .

    Realidad Económica 203 Augusto Costa Axel Kicillof Cecilia Nahón – Abril 2004

  9. Silenoz dice:

    ”La influencia del precio interno del trigo y el maiz en el salario de los trabajadores es cuantitativamente menor que el precio de tapa de La Nacion en ese público.”

    Y si, las libertades que da el hecho de escribir gratis y así aflora el cualunquismo. Y esto pasa por aislar la incidencia de una variable respecto del contexto.

    Por supuesto que un aumento del 1 o 2% no incide, el problema sobre viene cuando suceden hechos como los acontecidos alrededor del 2008 donde se dan aumentos generalizados por distintos motivos.

    En general la secuencia suele empezar por un alza pronunciada de alguna commoditie, alzas que suelen ser de 2 dígitos largos,

    Inmediatamente le siguen aumentos de otras en porcentajes similares

    Comienzan de esta formas las presiones de los sindicatos para recuperar poder adquisitivo perdido

    Como acá al menos lo han conseguido, la consecuencia es un aumento generalizado de salarios que aumenta consecuentemente el costo en toooooooodas los demás sectores económicos.

    Y el (primer) circuito o ronda de aumentos se cierra con aumentos generalizados en todos los demás productos debido al aumento del costo salarial. Dependiendo de la incidencia de todos estos últimos se recomenzará o no otro ciclo similar de aumentos sucesivos de salarios y precios

    De esta forma es como el ” La influencia del precio interno del trigo y el maiz en el salario” que afectan los bienes salarios se trasladan a toda la economía provocando un tipo de inflación denominada estructural por el prof. Olivera

    Pero bueno quizás tus predicciones Marianote sobre que tendríamos que haber importado, años anteriores al actual, carne, leche, trigo y no se cuantas calamidades (don Raúl C no me deja mentir al respecto) se deban a la estrechez analítica de aislar la evolución de una variable sin tomar en cuenta su incidencia en el contexto. O, a lo mejor, las fallas responden al dicho “maldición de burro nunca llega”

    Saludos

    PD: si vas a contestar Marianote acá abajo hay un link que dice “responder”. .. digo por las dudas que los nervios te traicionen y le termines contestando a cualquier otro

    • Mariano T. dice:

      Traer a colación el 2008 es mala fe. Ese año subieron todos los commodities, como minerales, petróleo y derivados, metales, etc. O bajó el dolar que es casi lo mismo. Al reves que 2014 y 2015.
      Esa vez, los demas paises revaluaron su moneda para evitar inflación

      • Silenoz dice:

        Al sólo efecto de continuar con mi “mala fe” entonces, debido a los problemas que generan un aumento voluminoso de los alimentos y su incidencia en los bienes salarios principalmente en países “emergentes” o pobres, los gobiernos obligatoriamente toman medidas de corte intervencionistas, NUNCA van a dejar que los “mercaderes” hagan y deshagan a piacere

        Los plañideos por pérdida de ganancias circunstanciales pasan a segundísimo plano frente a las consecuencias de estos hechos, sobre todo en los sectores más vulnerables ante el riesgo de caer más abajo aún

        De aquí entonces la emergencia de medidas resumibles en la tristemente célebre “mesa de los argentinos”, estas medidas podrán ser mejores o peores, más o menos discutibles pero la gravedad de la situación amerita la intervención largamente.

        A modo de ejemplo por aquellos y para ver además, que no estamos solos:

        ” Vietnam, uno de los mayores exportadores del grano, espera tener una cosecha récord en la meridional región del Mekong. La zona genera 58 por ciento de la producción mundial de arroz (…)
        Vietnam limita sus exportaciones en un intento de quebrar la dependencia de los precios locales con los internacionales”, sostuvo Jonathan Pinkus, economista del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).
        “Si los comerciantes se ven obligados a vender en el mercado interno, el precio cae. Vietnam no tiene un problema de reservas, sino de precios”, explicó.(…)
        La inflación fue de 9,2 por ciento en el primer trimestre de este año. El costo de pesticidas se disparó 75 por ciento, según informes de prensa local, lo que contribuyó al alza del precio del arroz. También aumentaron los combustibles.”

        ARROZ-VIETNAM: Alza de precios, pero no por escasez

        ” A pesar del rápido crecimiento económico de la última década, India aún debe realizar grandes esfuerzos para alimentar a su población (…)
        La baja producción y un verano inusualmente húmedo en 2010 contribuyeron a la inflación que aqueja actualmente al sector alimenticio interno que llegó a un índice del 16% anual en enero de 2011(….)
        El gobierno ha respondido a la crisis actual otorgando importantes subsidios al agro e importando mayor cantidad de productos básicos, como lentejas y legumbres, para asegurar el abastecimiento. También impuso restricciones a las exportaciones de ciertos productos para reservarlos para el consumo interno

        El aumento de los precios internacionales de los alimentos puede producir mayor pobreza [1]

        Para refrescar un poco la magnitud del aumento digo.. de la “mala fe”:
        [1] http://www.prb.org/images11/world_food_prices-sp.gif

        [1] ”Esta cifra compuesta oculta el aumento de precio de ciertos productos básicos, como la cebolla y el ajo, que aumentaron un 71% el año pasado. Este brusco aumento es más preocupante para el 41% de la población de la India que vive con un presupuesto diario de US$1,25 o menos y gasta la mayor parte de sus ingresos en alimentos, cuando incluso los elementos básicos se están volviendo inalcanzables(….)
        Según el índice del Banco Mundial, el precio internacional del azúcar alcanzó su pico máximo en 30 años a principios de 2011, después de aumentar un 12% desde enero de 2010. El precio de los aceites comestibles ha aumentado un 73% desde junio de 2010. Entre los granos, el precio del trigo sufrió el mayor aumento, y llegó a más del doble entre junio de 2010 y enero de 2011. El precio del maíz se ha visto afectado por el alza en el mercado del trigo y el aceite, y subió un 73% durante la segunda mitad de 2010. Otros productos comestibles que contribuyeron a la diversidad de la dieta, como las verduras y legumbres, también experimentaron importantes aumentos de precios.”

        ” En 2008, si bien otros cereales sufrieron un aumento de precio, los precios del arroz y del trigo fueron los que más se incrementaron, aunque cayeron sustancialmente en 2009 debido a una reacción notable de la oferta por parte de los agricultores que buscaban beneficiarse del alza de los precios. En 2012, han aumentado los precios de todos los cereales salvo el arroz (trigo, maíz y soja):
        · El precio del trigo ha aumentado más de un 50% desde mediados de junio.
        · El precio del maíz se ha incrementado más de un 45% desde medianos de junio.
        · La soja ha aumentado casi un 30% desde principios de junio y casi un 60% desde finales del año pasado.
        (…)
        En 2008, el precio del arroz aumentó más del triple, lo que tuvo una enorme repercusión negativa en los pobres, especialmente en Asia “

        La inestabilidad del precio de los alimentos genera una preocupación creciente, y el Banco Mundial está preparado para responder

        PD1: yo expuse ciertos comportamientos y, ahora, hechos, “mala fe” será, en todo caso, opinar desde la ignorancia y con la petulancia de tratar como brutos y demases a aquellos cuyas acciones no caben en la cajita musical que tenés perdida por ahí arriba

        PD2: Lo lamento Marianote pero entuavía no morfamos hierro, cobre, petróleo y derivados metales… bahhh algunos parece que sí metales y sustancias pesadas me pa’… en fin

      • Mariano T. dice:

        Entonces no es la inflación, como habías dicho antes, sinó la carestía, estás un poco más cerca.
        Es una importancia distinción, porque los precios de los alimentos, y de los demás commodities, aumentaron en todos lados pero solo hubo inflación generalizada aquí. Curiosamente el único país que tenía voluminosas retenciones y restricciones desde ANTES de que el fenómeno se desatara.
        En otros lugares, como dije arriba, lo contrarrestaron con una revaluación de su moneda (Chile, Brasil, Uruguay, zona Euro, etc), como manera de compensar la influencia del comercio exterior (tanto importaciones como exportaciones) en los precios internos.
        La violencia de la suba hizo que muchos países que también tenían economías semiprimitivas también pusieran algunas restricciones que luego desmontaron, Vietnam incluído.
        Digo economías semiprimitivas porque cumplen dos requisitos 1) La mayoría de los habitantes se gastan casi todos sus ingresos en alimentos
        2) Los alimentos que se consumen no son sofisticados, y tienen muy poco valor agregado en industrialización. Por ejemplo un arroz sin refinar en bolsas de 10 kg, o harina para cocinar en la casa. Entonces el insumo básico tiene una alta incidencia en el precio de lo que compra el consumidor final. (No es lo mismo la incidencia del trigo en 1 kg de harina en bolsa de 40 kg, que en 1 kg de obleas Opera en un supermercado).
        Acá estamos un poquito arriba de eso.
        De todos modos, en cualquier situación los argentinos tenemos el enorme privilegio de consumir bienes exportables, que por ese motivo son más baratos que en el resto del mundo.
        Hoy somos el único país del mundo con retenciones significativas e impedimentos para exportar, y moneda propia atada como cola del barrilete del dolar estadounidense.

  10. Silenoz dice:

    ”En otros lugares, como dije arriba, lo contrarrestaron con una revaluación de su moneda (Chile, Brasil, Uruguay, zona Euro, etc), como manera de compensar la influencia del comercio exterior (tanto importaciones como exportaciones) en los precios internos.”

    Mmmmmm… Marianote….. en fin

    [1] ”Ciertamente, algunos economistas interpretaron la aceleración de la inflación en 2007 y 2008 como una evidencia de l excesivo crecimiento de la demanda agregada. Pero esta interpretación tiene dos problemas. El primer problema es que otros países de América Latina, muy diferentes en términos de su política macroeconómica y de su arreglo monetario, experimentaron una aceleración similar de la inflación en el mismo período y una idéntica desaceleración posterior, siguiendo la tendencia de la burbuja de precios de commodities. Lo que diferenció a Argentina fue el nivel de inflación

    [1] http://3.bp.blogspot.com/-5i3c15jbI9U/Vfno2wtdiaI/AAAAAAAAAIU/yyWFFGH7YP0/s1600/gra1.jpg

    [1] http://3.bp.blogspot.com/-1dXWBDNyl6M/VfnpKGsvshI/AAAAAAAAAIc/j-FGUmie_Do/s1600/gra2.jpg

    1- Un menor “atraso cambiario” o una moneda más depreciada por aquellas épocas impacta más aun internamente (a precios en pesos) ante semejante aumento
    2- Las retenciones (por su carácter “fija”) no pudo neutralizar el impacto.
    3 – Precisamente por “exportar bienes salarios” los aumentos tardan menos en aplicarse y pueden ser mayores por el desabastecimiento interno y no te olvides la resistencia salarial en nuestro país, característica única arriesgo

    Esto 3 elementos explican el mayor nivel inflacionario

    Además ¿en qué quedamos? ¿deberíamos haber apreciado aún más la moneda?.. ¿no es que la apreciación de la moneda es mala?

    Y lo de las obleas si… andá y decile eso a Pagani… o a Kaufmann ahora que es formalmente lobbista

    Ahhh yo agregaría a lo de economías primitivas un 3) exceso de analistas primitivos

    [1] Inflación de costos y conflicto distributivo en Argentina: un análisis de la etapa reciente – Fabián Amico

  11. victorlustig dice:

    no se peleen mas, ahora Kici va de diputado y seguramente impulsara leyes para solucionar todos los problemas
    de paso, si el que gana ajusta, que hacemos? diremos Cristina se equivoco? vade retro
    last, sencillo, como dije, los econ nac&pop tienen la piedra filosofal, cuando hay se reparte, cuando no, le echamos la culpa a alguien
    como la energia, por usar otro tema, desde 2002 sabiamos que iba a faltar en el 2008/9, la culpa fue de la elevacion de nivel de vida conseguida por este gobierno y la compra de aires acondicionados
    en fin

    • Raúl C. dice:

      Nadie dice que fue solamente por la elevación del nivel de vida y la compra de aires acondicionados: se dice que fue por la duplicación del PBI (que incluye lo anterior y mucho más).
      La disponibilidad de energía no alcanzó la misma velocidad (entre otras tantas razones, Repsol tuvo alguito que ver).
      Esto es como decir que si un chico pega un estirón y le queda chica la ropa, es una desgracia.

      • David (idu) dice:

        NADIE sabe en la Argentina cuál es el PBI

      • David (idu) dice:

        Ni cuál es la pobreza, ni el valor de la canasta básica, ni la escolaridad, ni ningún dato cuantitativo relevante social y económico.

        Viva la ignorancia!

      • victorlustig dice:

        querido
        en 2002 casi nadie lo conocia a Nestor, y se sabia que iba a faltar
        por que?
        por que la poblacion aumenta y por ende el consumo electrico
        por que la comparacion de lo que paso en Tailandia Indonesia etc indicaba que estabamos en el fondo del pozo y, permitime un termino tecnico, habia mucha capacidad instalada y no usada que se iba a coomenzar a mover
        la soja sirvio para mucho, pero, no tengo los numeros aca, no para aumentar capacidad industrial instalada, como te dije antes repartimos lo que hay

        Ah Repsol, si, cierto, los organismos que controlan no tuvieron nada que ver no?, yo, en un futuro cercano, no hablaria mucho de Repsol, no sea cosa que se den una sorpresa desagradable ponele, aparte, de que hablamos, de disponibilidad primaria? de generacion, de transporte, de subtransmision, de distribucion? de que?

        tu analogia no es correcta, el chico se habia encogido antes si queres usarla

        fijate que ni Sile me dijo algo de energia, TODOS sabian que iba a faltar, NADIE hizo nada, hasta que falto, si queres te mando los power point (eso si en office 2000) todavia los tengo por ahi,

      • Raúl C. dice:

        David:
        Según usted, nadie en Argentina sabe eso.

        Y también según usted, nadie en el mundo entero lo sabe, ni siquiera BM/ONU/CEPAL/FMI/CIA… porque todas esas organizaciones según usted NO tienen información propia sino que usan unos papelitos que les pasó Moreno en 2007…

        Suena absurdo y ridículo: lo es.

        Pero no tiene por qué creerme a mí.
        Hay una prueba objetiva: ver si en las estadísticas de dichas organizaciones hay algún ***salto o quiebre de tendencia*** de las cifras de la Argentina a partir de 2007:
        NO-LO-HAY.

        Por otra parte, siempre se puede extrapolar y deducir un aumento del PBI mediante cifras de actividad económica según las cámaras empresarias, valores de consumo de energía según las empresas del rubro, percepción de impuestos, cifras de importaciones y exportaciones de las cámaras correspondientes, y unas cuantas variables más.
        Cada vez que alguien encara una tarea así, aparece un número del PBI que no difiere mucho del oficial.

        Claro que si usted desea ser un ignorante absoluto, es cosa suya y sólo suya.

      • Raúl C. dice:

        Bueno, eso de que todo lo que se hizo y hace está mal porque no se hizo antes… y si se hizo ‘antes’ está mal porque no se hizo ‘antes de antes’… es un buen truco, yo diría que uno de los mejores, lo que pasa es que está algo gastado.
        O sea que usted votará al que tenga la capacidad de hacer TODO en el primer año. Estos de ahora, ya se vio que no pueden.
        Decisiones estratégicas, proyectos, licitaciones, inversiones, financiación, construcción… todo se puede hacer rapidísimo, así que en octubre vote al más rápido, para que no sigamos con estas tortugas (caramba, me hace acordar a algo… ¿1966?).

      • David (idu) dice:

        ¿Cuál es el PBI?

        ¿Cuántos pobres hay?

        ¿Cuánto cuesta y de qué se compone la canasta básica?

        Gracias desde ya, Raúl. Sabés que no sigo queriendo ser ignorante.

      • Raúl C. dice:

        Cada vez que se trata de estos temas, busco los links y los pongo.
        Lo hice un montón de veces.
        Esta vez le toca a usted.

      • David (idu) dice:

        Humm…. ¿Ni un mísero datito?

        Amigos de tantos años, y me dejás sumido en la ignorancia…

        Te aprecio igual.

        Saludos.

      • Raúl C. dice:

        Los links los puse decenas de veces. Hasta puede revisar mi historial de comentarios.
        No soy yo quien lo deja en la ignorancia. Es usted mismo. ‘Me tapo la cabeza con la almohada, no veo ni oigo nada’…
        Lo que no se da cuenta es que con eso confirma que los datos míos no se pueden refutar…

      • David (idu) dice:

        El PBI, Raúl.

        Solo eso y te deseo el Paraíso por siempre jamás.

        Gracias desde ya.

      • David (idu) dice:

        Lo más grave, amigo Raúl, no es la ausencia de datos básicos de la economía.

        Lo grave es que lo tomemos como “normal”

        Una pena, y una deuda para con nuestras generaciones futuras.

        Saludos (sin datos)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: