Las P.A.S.O. en la Capital y los políticos que vienen

The_Doors

Este título, que alude a un ámbito nacional, suena un poco exagerado para hablar de los candidatos en las primarias de un distrito que es sólo el cuarto del país por número de votantes, detrás de Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe. Aunque los resultados de hoy sean sobrepublicitados, como lo serán. Pero voy a darles los argumentos porque pienso que es apropiado.

Empecemos por repasar el escenario. Las encuestas, que no sirven para ver el futuro pero que si están bien hechas y las leemos con cuidado nos dan una idea de la realidad, nos dicen – todas –  que el PRO, el oficialismo local, sigue siendo la fuerza mayoritaria en la Capital. Como lo ha sido desde 2005. También aseguran – la mayoría – que el FpV, el oficialismo nacional, que mantiene el caudal de votos de los últimos turnos, es la segunda fuerza, a partir de la desintegración de algunas que tallaron fuerte en el pasado – UNEN, Proyecto Sur – y la falta de inserción de otras que aparecen.

Por eso, una de las pujas más interesantes es la interna del PRO, entre Gabriela Michetti y Horacio Rodríguez Larreta. En este caso, las encuestas, que mostraban hace semanas una mayor intención de voto por Gaby han ido variando y hoy su consenso da ganador a HRL. Atención: la mayor parte de los politizados que dan su opinión a viva voz o en las redes sociales, todavía se inclinan por la Michetti. Puede ser el microclima de los que se apasionan por este hobby tan especial, o un punto ciego de las encuestas. En unas horas lo sabremos.

Lo interesante son las consecuencias, en uno y otro caso. La victoria en esa interna de Rodríguez Larreta fortalecerá la imagen de liderazgo de quien lo apoya, Mauricio Macri, un plus impreciso pero real para su carrera por la Presidencia de la nación (Porque todos están de acuerdo que el carisma de HRL como candidato es inexistente). Un dato… pintoresco es que algunos opositores del PRO han anunciado su intención de votar por uno u otro de los contendientes para impedir el triunfo de su rival. Es una tontería: los politizados son una minoría pequeña, incapaz de decidir una elección, y con ella se privan de influir en su propia opción.

De todos modos, con carisma o sin él, si triunfa Larreta y, como aparece probable, se convierte en el próximo Jefe de Gobierno de Buenos Aires por cuatro años, inevitablemente será una figura de la política nacional. Aunque Macri, como también aparece probable, pierda en su proyecto.

La otra posibilidad es aún más impactante. Un triunfo de Michetti, contra la voluntad explícita de su referente, Macri, la convierte a ella en una referencia insoslayable del espacio “republicano”, el antiperonismo respetable. Que carece de una opción política propia desde que Elisa Carrió dinamitó a UNEN. Como Jefa de Gobierno, sería una presidenciable (prematura) del 2019.

Ya ahora mismo, algunos encuestadores especulan que, si es derrotada, una parte de sus votantes emigraría a otro candidato no macrista, Lousteau, que rivalizaría entonces en las elecciones definitivas del 5 de julio con el candidato del FpV, seguramente Mariano Recalde, por el segundo puesto y la chance en una posible segunda vuelta el 19/7 contra Larreta.

Otro desarrollo a observar es si, como aparece en algunas encuestas, las candidaturas del Frente de Izquierda, Ramal-Bregman, logran romper en la Ciudad Autónoma el “techo” del voto ideológico y se instalan como una oposición de izquierda al kirchnerismo. Como lo han logrado en algunas elecciones, en algunas provincias. Si lo consiguen en la Capital, la publicidad consiguiente los ayudará.

Pero el resultado más sugerente ya se dio en el Frente para la Victoria. Porque es el distrito en que un candidato “kirchnerista puro” – alguien que no tiene historia ni ha desarrollado poder en otras vertientes del peronismo – tiene la casi certeza de imponerse en la interna de esa fuerza, y hacer un buen rol en la elección general.

Es cierto que Mariano Recalde es el hijo de una figura con mucha historia anterior a 2003 en el peronismo, y está acompañado a la cabeza de la lista de legisladores por Carlos Tomada, que, si bien ha sido el ministro de Trabajo de las tres gestiones K, está identificado con el movimiento obrero peronista. Pero no hay dudas que su candidatura a Jefe de Gobierno expresa a La Cámpora, la organización que se plantea a su vez como la más auténtica expresión del liderazgo de Cristina Kirchner.

Un columnista de Ámbito, Ezequiel Rudman, dice que “se mide el dedo de Cristina para las PASO (nacionales) de agosto“. No es así. Los resultados porteños no pueden trasladarse automáticamente a la Nación. Precisamente porque en la Capital – lo he señalado muchas veces en el blog – no existe un voto peronista significativo separado de la adhesión a la figura de la Presidente. Todos los intentos de instalar candidaturas peronistas no kirchneristas han fracasado estruendosamente.

Quiero precisar entonces porqué remarco esta situación local. Los doce años pasados de la experiencia kirchnerista son una parte irreversible del peronismo y de la política argentina. Todo el pasado lo es. Y en este caso, el dato a considerar es que, a diferencia de las experiencias democráticas de los últimos 32 años, no concluye en una catástrofe.

Lo especial aquí apunta al futuro: Cuando el kirchnerismo sea el nombre de un sector que se reivindique como el “auténtico heredero” de esa experiencia K. En inevitable competencia con otros, que pongan el acento en otras banderas. Esa es la política, que pasa por la construcción de identidades diversas, aún dentr uo de una misma fuerza. Ese kirchnerismo, además del obvio liderazgo de Cristina, necesitará de dirigentes, relativamente jóvenes, que puedan competir en los diversos distritos.

Me parece evidente que Mariano Recalde, si, como la mayoría las encuestas indican, hace hoy un buen papel, tiene excelentes chances de ser uno de ellos.

Anuncios

3 Responses to Las P.A.S.O. en la Capital y los políticos que vienen

  1. Capitán Medibacha dice:

    La fotografía del momento -según mayoría de encuestadores, analistas y comentaristas- pareciera ser que Rodríguez Larreta vencerá a Michetti, confirmando así el liderazgo de Macri en el PRO y en la ciudad.- Esto opacará aún más el protagonismo de Massa, dejando para la final en la elección nacional solamente a dos candidatos, Macri y Scioli.- Se agrega que Macri, para derrotar a Scioli, requiere imperiosamente resolver su debilidad en el principal distrito del país, Buenos Aires, por lo que habrá una presión muy fuerte sobre Massa para que acepte bajar a la provincia, generando la opción electoral Macri para Presidente y Massa para Gdor de Buenos Aires.-

    Es una fotografía, pero no la película.- Imagino que los avatares del destino pueden fácilmente ir por senderos muy diferentes.-

    Imaginemos que esta noche R. Larreta efectivamente vence a Michetti y que Lousteau y M. Recalde terminan más o menos parejos.- Se abriría así una alternativa políticamente interesante para la 1ª vuelta del 5/7: que un porcentaje de votantes de Michetti no voten por R. Larreta sino por Lousteau, favoreciendo que el FPV quede 3º y fuera de la 2ª vuelta.- La definición de la elección del intendente de la CABA quedaría entonces entre R. Larreta y Lousteau.- A mi ver, sería una hipótesis con final totalmente abierto dado que es más que posible que el voto mayoritario de los simpatizantes del FPV, frente a semejante disyuntiva, prefiera a Lousteau antes que a R. Larreta.- Componente principal del crecimiento del PRO ha sido colocarse como acérrimo opositor del kirchnerismo.- Sin el kirchnerismo enfrente desaparecería automáticamente buena parte del atractivo del PRO por lo que no creo imposible que Lousteau pueda ganarle a R. Larreta.-

    Ahora bien, si el PRO pierde en la Capital sería un desastre a nivel nacional para Macri, arruinando seriamente sus chances para las presidenciales.- La desgracia de Macri daría nueva vida a las esperanzas de Massa para ser nuestro próximo presidente.- Incluso algunos encuestadores opinan que en una 2ª vuelta nacional Macri perdería con Scioli, pero éste perdería con Massa.- Es aquí donde se advierte la inconveniencia del calendario electoral diseñado por Macri y el PRO para la CABA.- Las listas para las candidaturas nacionales se cierran antes de que quede definido si el PRO gana o pierde en la CABA y Massa difícilmente pueda aceptar bajar su candidatura a la de Gdor de la provincia, antes de conocer si el PRO gana o pierde en la CABA.- Las elecciones locales debieron convocarse en forma simultánea con las nacionales, o bien ser calculadas para que se definiesen antes del cierre de las listas nacionales.- El cronograma electoral diseñado por Macri podría dejar al PRO sin Capital y sin Nación.- Fin de Macri.-

    Con lo que, de coincidirse con este pensamiento, en realidad a Macri le convendría mucho más que hoy gane Michetti y no Rodríguez Larreta.- Saludos

  2. Ñandú dice:

    http://www.mendozapost.com/nota/9273-quincho-radicales-el-miedo-a-perder-y-como-se-rearma-el-pj/
    Estimado, lo último de Montacuto, aquí salen chispas de todos lados

  3. […] la madrugada de ayer, hace 20 horas, subí un posteo pontificando sobre estas elecciones primarias. Con un enfoque particular: me interesaba evaluar cómo los resultados previsibles […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: