Hablando de la Madre Rusia

Rodina-mat-zovet-po-plakatu-I-Toidze--ic1965

En realidad, el posteo anterior hablaba del conflicto en torno a Crimea, y cómo debía verse en el marco de un juego de poder y recursos que se extiende hacia el Cáucaso y el Asia Central. Pero hay un actor principal en ese escenario, y sucede que acabo de recibir un texto de mi amigo Ricardo Auer sobre La nueva configuración mundial, donde hace una descripción muy interesante de Rusia y su situación.

No es que esté de acuerdo en muchos puntos con Ricardo. Por ejemplo, no creo que esté “terminada desde hace tiempo la etapa de la globalización financiera“. En mi opinión, sigue siendo el factor decisivo del capitalismo tal como existe en EE.UU., la Unión Europea, Japón, y la mayoría de los países emergentes (incluso Argentina). Pero, como les digo, encuentro valioso el resumen de las fuerzas y debilidades de la nación que gobierna Putin. Comparte el fragmento con ustedes:

Al estilo James Bond, Putin mandó un claro mensaje desde Crimea con amor (a la Gran Madre Rusia) y con ello puso mayor claridad a la nueva configuración mundial.

Terminada desde hace tiempo la etapa de la globalización financiera; y pasada ya esta última década sin nombre, entramos de lleno a una nueva configuración de la situación global, caracterizada por los conflictos entre los grandes actores mundiales, fundamentalmente por el dominio de los recursos naturales y energéticos, de las áreas de influencia comercial y por la apropiación de las innovaciones tecnológicas.  Conflictos que tendrán, principalmente, un espacio económico y otro diplomático.

La expansión de cada actor estará determinada por su decisión y claridad estratégica y por los medios disponibles. Los medios generalmente determinan el alcance de las estrategias. Sin medios no hay estrategia, excepto una pobre defensiva.

Rusia tiene el mismo PBI que Italia (aproximadamente 2 billones de dólares). China tiene 4 veces su PBI y EEUU 8 veces. Parece un producto pequeño dentro de un envase grande. Vende productos primarios (gas y petróleo) e importa productos elaborados. Tampoco se destaca por grandes innovaciones tecnológicas; su política interna es muy estática y conservadora y su presencia política a escala global no era muy relevante, hasta hace poco tiempo atrás.

Sin embargo geopolíticamente Rusia es importante; porque dispone de un enorme arsenal nuclear; de Fuerzas Armadas poderosas, y aunque no demasiado modernas, están en vía de renovación; poder de veto en el Consejo de Seguridad de la ONU; extraordinarias reservas energéticas (las mayores del mundo); lazos históricos con muchas de la ex repúblicas soviéticas y una extensión territorial única: 17.000.000 km2. (un noveno de la superficie firme del mundo), asentada sobre todo el norte de Asia y ocupando el 40% de Europa; país transcontinental, tiene 20.000 km. de fronteras con 16 países. Su excepcionalidad geográfica la asemeja a EEUU.

Pese a su poderío tiene fragilidades internas: su población ha disminuido de 148 a 143 millones en las dos últimas décadas; la esperanza de vida promedio es relativamente baja: 64 años; económicamente es muy dependiente de su producción energética; está retrasada tecnológicamente con respecto a Europa, Japón o EEUU; tiene un sistema educativo mediocre (ver los bajos resultados del informe PISA: habilidad lectora: 21° EEUU-38° Rusia-57° Argentina; matemáticas: 30° Rusia-32° EEUU-55° Argentina; ciencias: 24° EEUU-33° Rusia-54° Argentina). 

Rusia tiene un gran espíritu nacional, está orgullosa de su historia, acrecentada por su memoria como potencia, y manifestada por una renovada voluntad de volver a ser grande e importante mundialmente. Por ello invierte un 4,4% del PBI en gastos militares (Europa: menos de 2%). El pueblo ruso, doctorado en resiliencia, pese a sus objetivas dificultades y disparidades sociales, seguramente no debe ver con desagrado aquella inversión. Putin ha mandado a restaurar miles de iglesias (ortodoxas rusas) a lo largo y lo ancho del país, reconociendo así explícitamente el poder blando (softpower) de la religión en el pueblo ruso.

… Para Occidente y fundamentalmente para Europa, el problema actual se reduce a mantener la estabilidad de Ucrania, por donde pasan 175 millones de m3 de gas por día, que alimentan la matriz energética de muchos países de la UE. La debilidad energética europea es su creciente dependencia del exterior. La UE importa en el año 2012 más del 50% de la energía que consume. En 1995 importaba el 43 % de su consumo. La UE produce el 6% de la energía mundial y consume el 14 % de la misma, según datos de la Agencia Internacional de Energía.

Según las mismas fuentes, EEUU produce el 14% y consume el 17% del total global, estando camino hacia un equilibrio por la explotación intensiva del gas de esquisto (proceso de fracking). Inclusive podría más adelante llegar a exportar LNG (gas natural licuado).

La seguridad energética es un tema que vuelve nuevamente a la agenda estratégica. El 45 % del total importado por la UE es gas ruso. El gas aporta un 25% del consumo europeo. Un tercio viene de Rusia y la mitad de éste pasa por Ucrania. Sin embargo, es muy improbable que los rusos, más allá de la escalada verbal, vayan a imponer restricciones a la exportación de gas, ya que, económicamente, necesitan imperiosamente esas divisas y la UE podría también desarrollar fuentes propias a través del fracking, tecnología hoy mal vista en Europa por problemas medioambientales, y del uso masivo de biocombustibles.

Alemania ha bloqueado preventivamente la venta de material militar a Rusia. Paralizó la venta de un centro de entrenamiento militar que cuenta con simuladores de combate muy sofisticados. Debe entenderse esta medida provisoria para evaluar el alcance del movimiento estratégico de Moscú y para negociar o evitar ulteriores avances de los rusos. Sin embargo es probable que Alemania tampoco quiera enemistarse mucho con Moscú, ya que 6000 empresas alemanas tienen allí representaciones, con inversiones por 20.000 millones de euros y que unos 300.000 puestos de trabajo en Alemania dependen de las buenas relaciones económicas entre ambos países. Rusia y Alemania tienen una fuerte dependencia mutua“.

Anuncios

17 Responses to Hablando de la Madre Rusia

  1. Sergio Robles dice:

    http://www.lanacion.com.ar/1675065-las-paritarias-espada-de-damocles-de-cristina

    “…Yo agarro mis nietos, me voy de viaje y que se arreglen como puedan…”

    Acabo de caer en la cuenta que Caló se escribe con C de Casildo.

  2. Norberto dice:

    Lo que sigue es un comentario sobre ambos posts, y es para decir que en todo caso, aún con la incorporación de la Ukrania pro rusa, se volvería al status quo zarista en la región, sólo que en la fecha de su incorporación a ese estado, la gran potencia oponente, si bien declinante, era la confederación polaco lituana, que incluía el dominio de lo que hoy es la porción pro occidental de ese país.
    Y es que pienso que primero deberán saldar diferencias internas entre partidarios de ambos bandos, pero respetando aquello que decida el conjunto, porque la expulsión de Yanukovich es producto de la aplicación de las técnicas de Gene Sharp llevadas al extremo de francotiradores disparando indiscriminadamente contra unos y otros para generar situaciones destituyentes, armados por organismos de otros países interesados en un vuelco por razones económicas y políticas, si es que ambas cosas no son lo mismo en este caso.
    Nunca menos y abrazos.

  3. oti dice:

    “… diré que estoy de acuerdo … en que en el plano geopolítico, Rusia puso un límite a la expansión de la OTAN en una región donde, si la aceptaba, se condenaba a una debilidad estratégica fatal.”

    Esto no cabe la menor duda, ya. Bien.

    Hay que decir también que lo sucedido en Ucrania inmediatamente antes y después del derrocamiento de su gobierno legal y constitucional, es una expresión política concreta de esa “expansión de la OTAN” en la región bajo análisis, porque, sino, se torna una fórmula demasiado abstracta hablar de “expansión”.

    En cambio, no es abstracto hablar, por ejemplo, del sistema “AEGIS”, de “defensa” antimisiles en Polonia, Turquía y, próximamente, en Ucrania.

    Ahora, surge, con toda naturalidad la pregunta siguiente: los actores globales occidentales que quieren condenar a Rusia a “una debilidad estratégica fatal”, son disfuncionales para los negocios y para toda la gama de intereses pragmáticos y complementarios que bien se describen en el post?

    Porque, si los fundamentos de esa expansión de la OTAN -que conducen a una debilidad estratégica fatal para un país tan grande como Rusia-, no son los negocios, cuáles son esos fundamentos? ¿O hay gente que queda fuera de esos negocios y, entonces, los quiere arruinar?

    Todo esto me preocupa como latinoamericano y argentino, puesto que considero que, en el mundo de hoy, gran parte de lo que sucede en los países, son manifestaciones y combinaciones concretas en lo local de lo que ocurre en lo global; y AL y Argentina no están al margen de eso. Me pregunto qué factores pudieran llegar a afectar la estabilidad de algunos de los gobiernos legalmente instituidos en AL.

  4. ram dice:

    Tal vez sea cierto que esta sea la etapa de mayor poder – poder de daño, seguro – de ese capitalismo global, financiero, depredador y más agresivo y más militarista. Tal vez sea así, pero tal vez también sea probable, muy probable, que esa etapa de máximo poder de daño, sea la última.
    Y Rusia, sea santa o madre, no importa qué sea; en la Historia que sí importa, ya se cargó a un par de poderosos muy poderosos. Al Adolfo y a Napoleón.
    ¿Situaciones incomparables a la actual?, puede ser, pero aquellas tampoco eran comparables entre sí y el resultado fue el mismo y de menor a mayor, Napoleón pudo tirar un poco más y tener su Waterloo, al Adolfo y su Reich de mil años y su raza superior lo reventaron hasta y en Berlín.
    Los invencibles fueron vencidos, a un costo atroz, todavía se discute si fueron 20, 22 ó incluso 27 los millones de muertos “invertidos” en esa bien llamada “Guerra Patria” (aún a pesar del disgusto que le producía al papaíto stalin tragarse ese sapo nacionalista).
    Al final la guerra la ganaron USA, por elegir bien el momento en el que meterse y su enorme capacidad indusrial y logística y también la ganó Alemania, claro, se avivaron de que si repetían la joda de 1918 y las “reparaciones”, se pudría todo de nuevo en el corto plazo, no sólo podía aparecer otro austríaco de bigotito sino que ahí, en las narices estaba el bigotazo de stalin. Y se permitió que Alemania gane la guerra y tenga la ocupación – económica – de toda o casi toda Europa incluído el este. No fue cosa de un día o dos, claro, pero la idea era terminar donde estamos ahora, y ahí los quiero ver…
    Se dice por ahí que Rusia tiene FF.AA poderosas pero atrasadas y no es del todo cierto, porque primero habría que decir respecto a qué es el “atraso”, tomemos por ejemplo el F-16 norteamericano estará actualizado pero es un bicho diseñado hace más de 40 años, un oponente del otro lado, el Mig 29 es más “joven”, entre 30 y 35. Ambos aparatos, además del reciclado permanente comparten una característica, son muchos, pero diferenciados en la filosofía, uno, el F-16 es sofisticado y delicado, el otro, el MIG 29 es más tosco y robusto, hasta puede operar en pistas de tierra (y es un jet bimotor).
    Los argentinos debiéramos incluir en cualquier análisis que tengan que ver con lo militar, la experiencia propia acerca de lo irrisoria que puede resultar la modernidad u obsolescencia de los medios a emplear en combate real – con una aviación constituída en aparatos que eran chatarra, o casi, con poquísima electrónica (que en alguno de los aparatos disponibles y utilizados, ni siquiera funcionaba) se tuvo en jaque a una flota moderna, con equipos tan modernos como bien utilizados y se les hundió barcos que, en los papeles, “no se podían” hundir y que no se les hundió más, por bombas inadecuadas y porque las chatarras argies eran pocas…
    Arrojo, ingenio y, sobre todo, la decisión de dar pelea y hacer moco al enemigo, es más decisiva que cualquier ventaja tecnológica.
    Al menos, frau Merkel, debiera registrar al respecto las lecciones dejadas por los rusos a sus compatriotas nazis (y eso que en lo económico, la doña sea tan militante del “letra con sangre, entra”).
    Y si el complejo militar-indusrial yanquie quiere el quilombo para vender sus juguetes, que lo piensen un poquito, un ratito; pueden que hagan guita pero Rusia no es Corea, tampoco es Vietnam (donde con más determinación que suministros rusos los derrotaron en toda línea), algún milico de la rama contable debiera fijarse en el costo real de las aventuras de Irak o Afganistán, de lo que significa el cagazo a que con una bala de cañón vieja y un celular, te vuelen un M-1, un camión, un Humvee o cualquier cosa que tengas, suelta o amontonada en convoyes.
    O sea, la tecnología, cagada de espanto ante morochos de turbante, sandalias y las bolas más la decisión absoluta de hacerlos moco. Y los rusos son todo eso, pero a una escala gigantesca. Históricamente garantizado.
    Fue un francés el que dijo éso de que “las bayonetas sirven para todo, menos para sentarse en ellas”, y ahora hay demasiados halcones ofreciendo el culito; una suerte que Putin sea mucho menos bárbaro que estos locos con carnet.

    • oti dice:

      La única guerra simétrica que existe es la nuclear, todas las demás son guerras asimétricas, de ahí que el poder de la tecnología sea relativo.

  5. […] las pocas horas que en el blog de Abel estamos Hablando de la Madre Rusia, por lo que estoy seguro es una simpática coincidencia, Vladimir Putin llama por teléfono a […]

  6. victorlustig dice:

    es notable, la guerra la gano USA, pero los rusos son locos y vale mas un loco con turbante

    de todas formas, esto no es mas que la repeticion del gran juego, solo como claves historicas

    a) la guerra la gano Rusia con camiones americanos, ver Operacion Bagration, para cuando desembarcaban en Normandia los tenian a los rusos en Varsovia, y, los alemanes pelaban mucho mas en el frente ruso que en el occidental, miedo vio.

    b) la expansion rusa al este y al oeste es, solo, en parte la necesidad de llegar a mares que no se congelaban, por eso Pedro el Grande, por eso, sin que nadie se diera cuenta, llegaron al Pacifico en 1639
    http://es.wikipedia.org/wiki/Conquista_rusa_de_Siberia, bueno, los chinos si se dieron cuenta http://es.wikipedia.org/wiki/Ruta_de_Siberia

    c) la conquista del oeste, iniciada por Pedro, y luego seguida por todos, comenzo cuando le rompieron el idem a los suecos en Poltava http://es.wikipedia.org/wiki/Batalla_de_Poltava

    d) Polonia siempre fue desmembrada, y por ende, partes de lo que hoy esUcrania (recuerden el corrimiento de fronteras al Oeste post 2da guerra) http://es.wikipedia.org/wiki/Particiones_de_Polonia

    Como diria Isaac, las corrientes de la historia…

    • Mariano T. dice:

      Sacaron a los alemanes de Prusia Oriental y se la dieron a los polacos (salvo Königsberg que se la quedaron los rusos). A cambio le sacaron un pedazo grande a Polonia y lo llenaron de ucranianos que relocalizaron desde el este de Ucrania. Y para terminar Rusia le sacó un pedazo a Ucrania y le colonizó el este del país con rusos.

      • Norberto dice:

        Me parece que ambos necesitan leer un poco mas, por empezar la parte norte y occidental de Ukrania fue dominio polaco lituano desde la edad media, pero los polacos no son ni eran precisamente amables con sus siervos ucranianos, sino que su comportamiento fue muy semejante a los de cualquier conquistador de la época y los trataban como a esclavos, durante mi carrera tuve compañeros de estudios y de trabajo de ese origen, y el odio hacia los polacos es visceral, y la porción sureste proviene de los dominios de los cosacos, que luego se integraron a lo que hoy se conoce como Ukrania, a la que luego el ucraniano Kruschev en virtud de un aniversario de la adopción del cristianismo por el rus de Kiev le agrega el territorio perteneciente al Khanato de Crimea

        presten atención a los dominios polaco lituanos, y al territorio de los cosacos de Zaporozhia que sumados al hetmanato constituyen lo que es hoy la región pro rusa.
        Nunca menos y abrazos.

      • victorlustig dice:

        Norberto
        sin duda que hay que leer mas, siempre, pero ahi siempre fue una mezcla

      • Mariano T. dice:

        Norberto, si te corres 50 años para aca se estan dividiendo a Polonia y todo lo del medio entre Prusia y Rusia. Anticipando el pacto entre tus amados Molotov y Ribentropp.
        Y un par de siglos antes la hoy minúscula Lituania era el guapo de la cuadra.
        Todas estas fronteras estan generadas por realidades militares, no etnicas, y las regiones cambiaban de manos tres veces por siglo.
        Pero lo que no cambia es que siempre hay gente como vos que defiende al imperialismo si hay coincidencias ¿ideológicas?

      • Norberto dice:

        Por supuesto AyJ que eso genera la rivalidad entre los patriarcados de Kiev, el primero y en una época el de mayor peso y el de Moscú, pero a lo que me refería es que las poblaciones del este y del sur de Ukrania no son rusos transplantados, sino que son ucranianos cosacos de religión ortodoxa y de costumbres guerreras, algo así como piratas de tierra, que estuvieron al servicio de uno u otro señor, mientras que los que poblaron el oeste y norte del actual territorio, pronto se vieron como vasallos de polacos y lituanos y sometidos en su mayor parte a la servidumbre de sus señores extranjeros, que incluso impusieron su versión del catolicismo, aunque conservando ciertas características del rito oriental.
        De estos orígenes nacen las afinidades que hoy existen y que dividen esta nación.
        Nunca menos y abrazos

      • Mariano T. dice:

        “ucranianos cosacos”? Seguís tirando verdura, Los cosacos no eran eslavos ni blancos.
        Los movimientos de millones de personas no son de esa época, que terminó en el siglo 19 cuando los zares dominaron todo.
        Son del siglo 20, por eso son rusos trasplantados.

  7. Mariano T. dice:

    Hoy es inaceptable que las potencias se pongan a partir países., al menos que haya un tema muy grave de ddhh de por medio.
    Las repúblicas del Baltico hicieron bien en entrar a la NATO antes de lidiar con sus minorías rusas, tan implantadas como las de Ucrania. En este momento, ya es claro que Ucrania tratará de minimizar las pérdidas territoriales que le ocasione el zarpazo del oso, y buscará la protección de la NATO, con o sin misiles, para lo que le quede. Sin Crimea, la representación electoral delos pro rusos queda debilitada.
    Es muy parecido a la partición de Irlanda durante su independencia.

    • José Mercado dice:

      “Las repúblicas del Báltico hicieron bien en entrar a la OTAN …”
      ¿ Qué sería “hicieron bien” ? ¿ Que si Rusia las invadiera la OTAN correría en su auxilio ?

  8. José Mercado dice:

    Estampilla : “РОДИНА-МАТЬ ЗОВЕТ! ПОЧТА СССР 2K” o sea “¡LA PATRIA LLAMA! CORREO DE LA URSS 2 cópecs/centavos”

  9. […] que sucede en regiones clave. De allí tomé, sin permiso, sus observaciones sobre Rusia, que subí aquí. Y Ricardo fue lo bastante generoso para aceptar la […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: