Quita de subsidios, manejo comunicacional y política económica

Sobre la decisión del gobierno ya comenté el 2 de noviembre aquí Ojo con los subsidios. Y sostengo lo que dije. Cuando, frente a las primeras medidas concretas, empecé a pensar en este nuevo post, lo titulaba mentalmente “En lo posible, sin épica“. Pero este gobierno aprende rápido de sus errores. Y después de la “batalla del dólar” – que va ganando, pero no gracias a su política comunicacional – el manejo de los anuncios ha sido muchísimo mejor.

La estrategia aplicada está resumida, curiosamente, en este artículo de Clarín, una pieza inteligente y objetiva que de alguna manera se filtró (mis disculpas a los buenos profesionales que hay allí, pero, francamente, su discurso único es abrumador y, encima, poco elaborado en la mayoría de los casos). Dice la nota “Las personas tienden a aceptar de mejor gana medidas que son costosas para su bolsillo cuando saben que hay una chance de evitarlas, aunque luego en la práctica no utilicen esta alternativa. Obstáculos burocráticos, por más pequeños que sean, pueden ser muy eficaces para orientar decisiones a nivel masivo. Y el “encuadre” -la forma de presentación- de una medida determina la percepción psicológica que tendrá la sociedad sobre el anuncio.

… El tema del encuadre (“framing” en inglés) se volvió fundamental para cualquier anuncio. Al hacer énfasis en Barrio Parque, Puerto Madero y los countries, se logra que la atención se centre en un aspecto amigable de la medida. Nadie -salvo algunos afectados- está de acuerdo con que el Estado subsidie la climatización de piletas en barrios de lujo. Y el costado más impopular -el hecho de que los aumentos de tarifas se irán generalizando a los sectores medios en un esquema gradual- logra sostenerse en un segundo plano“. ¿Está claro que – no importa la forma cómo se haga – anunciar aumentos de tarifas nunca va a producir explosiones de júbilo?

Teniendo en cuenta eso, la política comunicacional de la oposición ha sido, otra vez, pobre. Es cierto que tienen limitaciones inevitables – los opositores son los que están fuera de los cargos de gobierno, por definición – y han dicho lo que tenían que decir “Los subsidios a los ricos eran un escándalo, que nosotros denunciamos! Sacarlos ahora muestra que el modelo K se viene abajo!” ¿Qué otra cosa? Pero no pueden evitar reaccionar a la agenda del gobierno, sin siquiera un intento de imponer una propia.

Los medios oficialistas y la blogosfera K lo manejaron correctamente, sin estridencias (claro que hay compañeros que no pueden decir “Mañana va a llover” sin poner un acento épico y glorioso). Y nuevamente Mariano, en Yendo a menos – con ayuda del aguijón de Omix – hizo aquí y aquí, un encuadre muy adecuado del tema..

Justamente, fueron esos posts los que me motivaron para hacer algunas observaciones sobre la política económica implicada en las medidas. Muy superficiales, aviso: este blog no es parte de la blogosfera económica, y mis conocimientos son los mínimos necesarios para entender de qué están hablando.

En ese nivel, puedo hacer una simplificación, muy gruesa pero pienso que no inexacta, de un concepto keynesiano básico. Keynes, en cuyo nombre se dicen tantas tonterías, planteó que, en una situación en que existe capacidad instalada inactiva en las industrias y un alto desempleo, el Estado puede y debe estimular la demanda, creando un círculo virtuoso. Nunca dijo que era una política correcta en una situación como la que existe hoy, cercana al pleno empleo y con poco margen disponible para utilizar aún más la maquinaria y los canales de distribución física existentes.

(Nota, importante, al margen: Tengo claro que hay una parte considerable de nuestra población, sobre todo entre los jóvenes, que no tiene acceso al mercado de trabajo. Y que los déficits de infraestructura son tremendos. Pero ambas cosas requieren un esfuerzo consciente y sostenido; el mercado no puede solucionarlas y por eso medidas keynesianas no alcanzan y pueden ser contraproducentes).

Considerado eso, la quita de subsidios debe ser vista como una reducción del gasto público, necesaria para tratar de evitar los riesgos, ya muy visibles, de un déficit fiscal considerable. Por definición, va a reducir el consumo (los ricos también consumen, lo sabían, no?), y provocar un cierto enfriamiento de la economía. Lo que no le viene mal al gobierno para ayudar a mantener la inflación bajo control (Hoy no está descontrolada, pero es alta, y en un país con nuestra historia económica siempre existe el peligro).

No estoy seguro hasta qué punto este razonamiento, o el imperativo heredado de Néstor Kirchner de cuidar la caja del Estado, han influído en la decisión gubernamental. De todos modos, no puede hablarse, en serio, de un cambio profundo. La Asignación Universal por Hijo y las otras políticas sociales garantizan un nivel de consumo mínimo que es, en conjunto, muy importante. La CGT, el sindicalismo, garantizan, a la vez, una inflexibilidad a la baja de las remuneraciones de una franja un poco más alta en sus ingresos e igualmente numerosa.

En resumen, mi impresión es que las consecuencias estratégicas de esta decisión – que, ojo, entiendo necesaria; aquí estoy de acuerdo con la oposición en que la política de subsidios, tal como estaba planteada, era insostenible a la larga – se verán, sobre todo, en el desarrollo y la sofisticación del aparato fiscal del Estado.

Porque subsidiar a la oferta, como se hace hasta ahora, es burdo, injusto – el gas subsidiado para los barrios de clase alta y clase media, y las garrafas para el conurbano – y perjudicial para el desarrollo de la economía – empresarios cuyo negocio no es ya prestar servicios sino cobrar subsidios. Pero subsidiar la demanda, que el subsidio llegue a quien realmente lo necesite, o deba ser alentado, requiere un sistema de control que, con el grado de precisión necesario, simplemente no existe hoy. ¿O porqué creen que esta decisión no se tomó antes?

Aplicar esta nueva política requerirá, como mínimo, una extensión y modernización de la AFIP superior a todo lo que se ha hecho hasta ahora. Pero, bueno, todavía estará muy por debajo de los recursos materiales y legales con que cuenta el IRS, el Internal Revenue Service de los yanquis.

21 Responses to Quita de subsidios, manejo comunicacional y política económica

  1. Rogelio dice:

    Estimado Abel:

    Permítame añadir un elemento al conjunto de acciones concretas para afrontar no sólo una situación coyuntural sino una situación crónica que tiene que ver con la magna fuga de divisas de Argentina.

    Tiene que ver con uno de los puntos de la agenda de la reciente reunión del G20, el mismo que enfatizó el ministro Domínguez en el programa televisivo que comenté en su blog la semana pasada: “refugios fiscales”.

    Todo cambia cuando la conducción política no se restringe a administrar un Estado bobo y trabaja en todos los frentes.

    La punta del ovillo a desenmarañar comienza en esta nota de Clarín.

    Saludos cordiales

  2. Alcides Acevedo dice:

    ¿El gobierno está ganando la batalla del dólar?… me parece que se está quedando sin munición.
    La verdad es que la corrida cambiaria sigue, sin prisa y sin pausa… la idea de los operadores (y del gobierno) es sacar la mayor cantidad del país al menor precio posible, y lo están consiguiendo.

    En cuanto al “opositor” diario Clarín y sus notas “objetivas” ya qudan pocas dudas: el otro día me asqueé de escuchar en Radio Mitre a los periodistas “opositores” pidiendo a los gritos aumentos de tarifas y aplaudiendo las quitas de subsidios.
    ¿Clarín discurso único? hay que leer con más cuidado… yo leo el diario Clarín los Domingos (sobre todo el suplemento económico) y está demasiado lejos de ser salvajemente opositor, más bien lo contrario, en serio, basta ya de la santata que quiere mostrar al gobierno enfrentado a las corporaciones.

    Un acápite acerca de los subsidios: todo el mundo aplaude que se beneficie al consumidor domiciliario (sobre todo a los más pobres) y se cobren tarifas diferenciadas al comercio, pero sobre todo a la industria.

    La idea es que la industria puede pagar…. gracias a las políticas de protección arancelaria y al super-héroe Moreno.
    ¿Se entiende? la industria paga más por la electricidad porque puede vender mucho más caros sus productos de lo que prodria hacerlo en condiciones de mercado.
    Un típico subsidio cruzado e ineficiente: las estructuras de costo industrial son mayores a lo que deberían ser en condiciones de normalidad.
    Industria estructuralmente ineficiente con costos distorsinados… despúes hablan de “despegue industrial”. Mamita.

  3. Casiopea dice:

    Aunque no soy simpatizante de este gobierno, apoyo decididamente cualquier medida orientada a retirar subsidios al consumo de los que pueden pagar precio pleno y a la oferta. Ahora, que sigan con los del transporte, a ver si realmente se empieza a limpiar esa maraña corrupta.

  4. parcass dice:

    Estimado Abel: Ud parece estar muy seguro que estas medidas se van a llevar a cabo.
    Desconfio.
    Esperar y ver.

    Cordiales Saludos
    ramon c

  5. Gerardo González dice:

    Este es un tema importante.
    Abel: recordarás que siempre me opuse a los gritos a estos subsidios a los servicios públicos.
    Fueron capricho del Finado, que eligió y mantuvo esta arbitrariedad sin que nadie sepa nunca porqué.
    En los subtes, por ejemplo, la mayoría de los viajeros son clase media que siempre pudo pagar lo que cueste el servicio.
    La contrapartida de la eliminación de los subsidios será la recesión que provocará, porque los seis deciles mas pobres de la población suprimirán otros consumos que ahora tienen. Si el subsidio era una ampliación de otros consumos, su quita es la privación de ellos.
    Y ese apriete sicológico a la gente de la declaración jurada, es un insulto a la inteligencia. Yo declararé que soy pobre y ellos que investiguen.
    ¿Dónde se ha visto que la tarifa es una cuestión de conciencia?
    La que nos falta es que los millonarios pidan que le suban los impuestos.

  6. parcass dice:

    Estimado Abel:creo que en este tema tiene una mezcla explosiva:
    1.esta cientificamente demostrada la incapacidad de la mayoria de los funcionarios( y su corruptela) que teoricamente tienen que aplicar estas medidas.(que todavia no se sabe como se instrumentan:ej.el boleto de colectivo ligado al PASE(?) es impracticable,segun lei.
    2.en mi empresa (industria “tecnologica”) nuestros proveedores ya avisaron que estan preparando una nueva lista de precios.Por supuesto que pasaremos el aumento al comercio minorista a quien proveemos.
    3.Que pasa con los que no pueden pedir “rebaja” y les aumentan las expensas?.
    4.A la inmensa mayoria de la gente no le importa un rabano si es justo o injusto,le importa que le cobren mucho mas.Sobre todos los clase media de centros urbanos.Mas aun aquellos que votaron a la Sra.Ud piensa que se van quedar lo mas panchos?.
    5.Porque la gente debe “renunciar” al “subsidio”?: sospecho que es para cubrirse contra la probable judializacion del tema – a lo cual estamos muy acostumbrados-.
    En resumen:esto es inflacionario y recesivo.Y claramente inconstitucional: o acaso no somos todos,iguales ante la ley?.
    En fin,les deseo suerte Abel,no por politica,por tranquilidad.
    Cordiales Saludos
    ramon c
    PS:me meto en un tema que no deberia;pero no importa:que le pasa a Ayg que por primera vez se ofende porque Ud lo tildo de racista?.Ud con elegancia le pidio disculpas.No veo nada malo en ser “racista”.Eso no quiere decir que ande por ahi matando gente(por ejemplo).Hay grandes pensadores que eran racistas y no le hicieron dano a nadie.

  7. El Lurker dice:

    Yo soy defensor de los subsidios al transporte.
    La clase alta y media alta tiene auto, no es verdad que el subsidio al tren, colectivo o subte beneficie a los ricos.
    Además, muchos de los que mencionan que es mucho más caro el boleto en Córdoba o Rosario se olvidan de que esas ciudades tienen un octavo de la población del AMBA, y que en el área metropolitana de Buenos Aires es muy común perder casi 4 horas por día en el trayecto de la casa al trabajo y viceversa, y que muchas veces es necesario hacer trasbordo más de una vez entre tren, colectivo y subte.
    Y son los más pobres lo que tienen que pasar por eso, no los que tienen auto.

    En el primer mundo podés comprar un pase que te permite usar cualquier medio de transporte todas las veces que quieras por un mes.
    Lo ideal sería subsidiar a la gente que vive en el segundo o tercer cordón y que tiene que tomar más de dos medios de transporte para llegar al trabajo.

  8. Abel B. dice:

    Estimados:

    Muy breve (estoy saliendo). Creo que disminuir los subsidios al transporte urbano sería un error gravísimo y un problema social de magnitud imprevisible. Ya lo señalé en el post que menciono arriba https://abelfer.wordpress.com/2011/11/02/ojo-con-los-subsidios/
    Lo que le pasó a Bachelet en Chile debería ser ejemplo suficiente. Hay cientos.

    Más en general: Me sorprende hasta qué punto se ha infiltrado en el “sentido común” un prejuicio no examinado contra los subsidios en general.
    Es esperable en los liberales locales (“está científicamente demostrado…” ¡Ja!), pero inclusive los que no los son, creen que hay algo “artificial” en los subsidios.

    Son una herramienta como cualquier otra. Eso sí, como cualquier herramienta, puede ser usada mal, o estúpidamente.

    Saludos

  9. Capitán Yáñez dice:

    Es muy gratificante escuchar el cotorreo de los que se hicieron olímpicamente los pelotudos cuando las tijeras se pasaban por la educación y la salud pública y la flexibilización laboral y la reducción de indemnizaciones por despido parecían la salvación a todos los males de la República. Muy gratificante. Por supuesto, doña Rosa no saldrá a machacar la cacerola al grito de “¡devuélvanme el subsidio a la luz!”. Sería políticamente muy incorrecto… pero ganas no le van a faltar. Y seguramente cotorreará “¡claro, a nosotros, la gente bien, nos lo sacan, pero a esas negras de m… la asignación se la dejan!”. Gratificante.
    Y también es gratificante que Acevedoon El Esterilizador empiece a asquearse de Radio Mitre. La monolítica unidad del enemigo empieza a romperse, parece.
    Si estos son los que saltan… vamos por el buen camino.

  10. victorlustig dice:

    con Alcides no vale la pena, cuando estudie marcos regulatorios de los 90 y ahora hablamos de subsidios, subsidios cruzados y subsidios de los clientes a las utilities y viceversa.(pista Alcides, sabes que cuando se vendio segba hubo subsidios a las Centrales?) (pista 2, IIBB de las provincias)

    disiento Abel, la gente toma 3 medios por que el que hay es malisimo, hay que arreglar los trenes y los subtes, cualquiera que viva en zona oeste lo sabe, aun en Capital. Se olvida de un factor, las combies truchas, y son muchas, muchisimas. Despues, lo subimos, pero, hay que subirlo.

    Estimado dr, la verdad, no se si es la 1ra vez que me dice racista Abel, o sort of, pero, es la 1ra que me doy cuenta, que ilustres pensadores lo hayan sido no califica para que yo lo sea, no para que yo lo califique de bueno, no soy un ilustre pensador tampoco, obviamente.

    vuelvo Abel, los subsidios existen en todo el mundo, Amtrak es un ejemplo, pero, el problema es definir la capilaridad de ellos

  11. Casiopea dice:

    Se puede subsidiar el transporte dándole una tarjeta de transporte subsidiada al consumidor en vez de subsidiar a las empresas.

  12. ana dice:

    Con subsidio o sin subsidio ,las empresas un desastre.
    El subsidio debería ser selectivo por frecuencia o sea tener pase la persona que en razón de su empleo tiene que viajar todos los dìas(a veces en tres medios de transporte).
    Selectivo por tratamiento mèdico ,por ejemplo ,una persona que tenga ese tratamiento con frecuencia en la semana.
    Contemplar en síntesis la obligación de tomar el medio de transporte.
    El aumento de tarifas domiciliario es otro caos en un país tan complicado como ARGENTINA ,porque Bº Norte ,Belgrano ,Recoleta ,Countries solo manifiestan ostentación de barrio y también en los barrios NO PAQUETES hay residencias bastante caras también.
    Aparte en este país son muy frecuentes las riquezas SIN OSTENTACIÓN.Quizás bastante evasivas.
    Es un problema difìcil el subsidio ,por demás complicado.
    En las provincias siempre existe el resentimiento de que se les”carga” el subsidio a ellos.
    En ciudades grandes como BS AIRES Y GRAN BS AIRES el retiro del subsidio puede aumentar la inflación.

  13. desvinchado dice:

    Subsidiar un bono mensual para el que lo toma todos los días y el resto que pague tarifa regular. Nadi que viaje 10 veces por mes se va a comprar el bono mensual. De esa manera subsidias el trabajo/sueldo como se viene haciendo hasta ahora

  14. parcass dice:

    Estimado Victor:la mayor parte (sino toda) nuestra progresia comunistoide considera a Sarmiento un racista de cabo a rabo.
    Churchill – que consideraba como delincuentes comunes a cualquiera que no perteneciera al Almirantazgo – escribio en el ’37 un librito llamado “Grandes Contemporaneos”.Entre ellos incluye a Hitler.A quien justifica en sus politicas y las alaba.(El tema judio,ya en plena ejucucion) lo describe como “detalle” muy menor.
    Es decir, el racismo es un mote muy dificil de establecer.
    Un muy cordial saludo
    ramon c

  15. rib dice:

    Espero que cuando se me “consulte” acerca de si “necesito” subsidios la pregunta sea:

    ¿Prefiere conservar el subsidio o prefiere un aumento salarial que lo compense? Entonces yo elegiré el aumento salarial.

    Porque sino … es una quita.

  16. Mariano T. dice:

    rib: No lo dudes es una quita, un tarifazo y un ajuste fiscal. Pero igual esta bien.

  17. rib dice:

    Está bien si me aumentan el sueldo … sino va a estar muy mal.

  18. Mauro A. dice:

    Me molesta mucho la hipocresía de algunos: esperar que te aumenten el sueldo cuando te quiten los subsidios es absurdo, la idea es esa, que te sobre menos plata que ahora. Yo soy de córdoba y el otro día pusieron en el noticiero a un representante de los countryes de córdoba que se quejaba mas o menos de lo mismo (estaría bueno poder conseguir el video para cagarse de risa de cómo no entendió un choto la idea de redistribución).
    En cuanto a que los del interior nos quejamos por que subsidian a las provincias mas grandes, es mentira. Nos quejamos de que subsidien a lugares donde el PBI per capita es mucho mayor que acá. Aunque estoy seguro que hay muchas localidades donde el PBI per capita es mucho menor que en córdoba capital, por lo que veo bien si de repente me sacan los subsidios a mi para poder asegurar servicios en tucuman (por dar un ejemplo)

  19. rib dice:

    Más allá de las implicaciones macroeconómicas que tiene toda quita salarial – esto no es una transferencia – hoy el sueldo promedio de un monotributista de la CABA no alcanza ni para tener una vivenda propia. Si hay quita salarial, más de un tucumano volverá a su provincia.

    Sin duda.

  20. […] y el discurso de Cristina en la Unión Industrial. Ya le dediqué varios posts, por ejemplo aquí, aquí y el más reciente, con 38 comentarios hasta ahora, aquí. Para no hablar de todo lo que apareció […]

  21. […] en sí. Ya lo hice en otros, como por ejemplo, aquí. Inclusive, me extendí sobre el asunto en éste otro, incluyendo la forma de comunicarlas, que es – cualquiera puede darse cuenta – un […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: