Scioli, Sabbatella … – 3ra. parte ¿y última?

Comencé a escribir sobre este tema porque me pareció una buena forma de vincular la enconada discusión teórica sobre peronismo y progresismo que conmueve la blogosfera politizada,  con una disputa política concreta en la provincia de Buenos Aires. Traté de enfocarlo sin engancharme en los relatos de «infiltrados» y «traidores», a izquierda y derecha – soy un hombre de la Capital, lo que me permite cierta distancia – y analizarlo como el inevitable despliegue de las ambiciones y temores de los actores políticos. Y el marco que la realidad les imponía.

No importa. Se inició, en ese post y aún más en el siguiente, un confuso, apasionado y muy rico debate entre peronistas y progres, con algunas intervenciones socialdemócratas y cualunquistas. Pero me parece que el análisis de la realidad electoral quedó un poco de lado.

Sospecho que era inevitable: las listas «colectoras», que hasta no hace mucho eran de interés para los apoderados partidarios y blogueros conocedores de la interna bonaerenses, ha llegado a ser el «tema» político más caliente en este febrero. Si hasta Clarín se ha visto motivado a publicar ayer un artículo didáctico, donde explica que son una herramienta contra Scioli. Y hoy LaNación trae una nota firmada por Luis Majul «Escenas de la batalla entre CFK y Scioli«… Se me ocurre que ya hemos llegado al nivel más elemental de divulgación, salvo que aparezca en fascículos para la escuela primaria.

Es obvio que. ante una oposición que no termina de afirmarse, los poderes fácticos enfrentados al gobierno nacional – estos dos medios, por ejemplo – harán ruido con algo que puede llegar a ser un conflicto, quizás hasta una división, en el oficialismo. Y hablando de oposición, ya salió De Narváez a aprovechar la volada.

Pero no hay que engañarse: han sido voces kirchneristas, desde el mismo centro formal del «dispositivo», como el jefe de gabinete Aníbal Fernández, hasta las fronteras rebeldes donde se ubica Luis D´Elía, las que han hecho más para instalarlo en los medios. Curiosamente, semanas y semanas antes que se deba, o pueda, tomarse una decisión definitiva. Y sin que la presidente, Cristina Fernández, se pronuncie.

Creo que para analizarlo racionalmente, es necesario usar la clasificación con que atormento a mi amigo Manolo Barge: dirigentes / militantes / pueblo. O, en tiempos desangelados, candidatos / activistas / votantes. Ojo: me parece que, en la mayoría de los análisis, algunos lúcidos y brillantes, que leí en la blogosfera y en los medios no se distingue con claridad a esta última categoría: la de los que votan.

Desde el punto de vista de la Presidente y de su «mesa (muy) chica», la motivación es obvia: abrir un canal para el voto de «centro-izquierda» que hoy aprueba del gobierno o de sus políticas pero es renuente a votar al peronismo… o a algunos de sus candidatos. Autorizar una «colectora» puede juzgarse más fácil que armar un frente en toda la regla, que obligaría a abrir las listas de diputados y concejales y comprometer cargos en el gobierno provincial.

Tengamos en cuenta que un 5 % en la Provincia de Buenos Aires (aproximadamente lo que Sabbatella alcanzó en junio ´09) significa más votos en una elección presidencial que varias provincias «chicas» juntas. Y si bien hoy las encuestas colocan a Cristina Fernández muy por arriba de sus potenciales adversarios, no puede descartarse una polarización, que sumase sus votos. De Narváez no parecía un contendiente serio, a principios del ´09. La reelección presidencial es mucho más segura si gana en primera vuelta.

Ha habido también, es evidente, un permiso tácito a los ataques al gobernador Scioli desde fuera del gobierno pero adentro del kirchnerismo. Esto me resulta más difícil de entender, a pesar de la tradicional rivalidad entre la presidencia y el gobierno de Buenos Aires, que en el peronismo hubo desde Perón y Mercante a Menem y Duhalde. Pero en este caso, Scioli es hoy el inevitable candidato a la reelección como gobernador; más aún, estoy convencido que la operación «colectoras» fue conversada con él: no es viable de otra forma.

En cambio, la actitud de dirigentes kirchneristas – y una parte de la militancia K – que han salido a atacar al gobernador de la Provincia, resulta muy explicable. El discurso conciliador que Scioli ha hecho suyo es el blanco ideal de los que enarbolan – y, en la mayoría de los casos, creen sinceramente – un relato de heroica confrontación. Enfrentarlo les da una identidad que expresa su rechazo a un aspecto del peronismo con el que no se encuentran cómodos: su ideal de conciliación nacional y su inclinación a sumar apoyos sin cuestionar procedencias ideológicas (Aspecto que deben aceptar, y defender, cuando lo hace el gobierno nacional. Scioli les da una oportunidad sin costos – si no forman parte del gobierno provincial, claro – de exorcisarlo).

Aunque personalmente prefiero la conciliación y no cuestiono ideologías – soy un cordero herbívoro – en tanto sirvan para alcanzar los objetivos comunes, tengo que reconocer que la poco efectiva gestión de Scioli como gobernador hace más fácil cuestionarlo. Pero como político, me saco un sombrero imaginario: su coherencia práctica y su sangre fría le han permitido sobrevivir a Menem, a Duhalde y a las furias de Kirchner. Hoy es, en parte debido a los ataques que mencioné arriba y también a su actitud conciliadora, la «esperanza blanca» de los sectores hostiles al gobierno – más que Macri, Duhalde, o el hermético Reutemann; más aún que Ricardo Alfonsín – sin dejar de ser el candidato más importante, después de la Presidente, de la coalición oficialista, y cuyo triunfo es necesario para asegurar la reelección de ésta.

Por el otro lado, la actitud de Martín Sabbatella también es lógica y coherente. El desarrollo político de Nuevo Encuentro y de su figura se basa en la crítica dura al peronismo bonaerense y a sus figuras. No «apoya al peronismo desde la izquierda«, como otras experiencias históricas. Es un partido opositor al gobierno provincial y al PJ, que apoya la reelección de la Presidente, pero que ya decía esto en octubre del año pasado “Con relación a Daniel Scioli, puedo hacer una evaluación de la gestión, que es una mala gestión, y puedo hacer una evaluación de su pensamiento ideológico: yo creo que es un señor que pertenece a la centro derecha argentina”. Una parte de la militancia kirchnerista también piensa así.

Sabbatella además apela a la insatisfacción de algunos sectores del Gran Buenos Aires – la clase media progresista – con la gestión y el estilo de los intendentes peronistas. No importa que el menemista Rousselot haya sido destruído en Morón por el cafierista Horacio Román: Sabbatella se ha ubicado como el enemigo de los «Barones del Conurbano».

Y, por supuesto, también es muy explicable la reacción de los intendentes frente a la idea de una «colectora» sabbatellista. Más que los cuestionamientos políticos, les preocupa la pérdida de algunas bancas en los Consejos Deliberantes que pueda destruir su gobernabilidad. No es un temor infundado: Morón, Quilmes, Lomas de Zamora… Sobran los ejemplos.

Es decir: la política de autorizar listas colectoras ya enfrenta la oposición abierta de los jefes políticos actuales de los distritos más importantes. Es natural entonces que aún mi prudente amigo Ezequiel Meler, no comeprogres él, se haya preocupado por los riesgos de esta estrategia en dos posts muy recientes, aquí y aquí, y advierta «tal vez el kirchnerismo no pueda ganar una primera vuelta sin los votos progresistas, pero directamente no figura sin los votos del justicialismo, sin sus legisladores, sin sus gobernadores y sin sus militantes. Puntualmente, no figura (en Buenos Aires) sin Daniel Scioli, como no figura en Santa Fe por afuera del PJ. Y eso, en las áreas metropolitanas, porque en las periféricas… bueno, en las periféricas hay que ver si le alcanza para pelear una intendencia»

Muy lúcido, y necesario para tener en cuenta. Pero es un análisis teórico. Si bien la candidata necesita del PJ, el PJ necesita de la candidata y de su alta «intención de voto». Si a eso le sumamos los recursos del Estado Nacional, y la aquiescencia del gobernador Scioli, la pulseada puede definirse a favor de la colectora, por lo menos en algunos distritos (es el nivel municipal el que preocupa).

Tengamos presente también que la Presidente aún a hoy no ha dicho una palabra sobre el asunto. Mi expectativa es que, como indica el más elemental manual de política, esperará a que se definan las fuerzas – evaluando también la mayor o menor disposición a acompañar sus políticas – antes de pronunciarse. Después de todo, uno de los libros más interesantes sobre la política real no fue escrito por Maquiavelo o por Weber, sino por Saint Exupery. Relata como el Principito era monarca absoluto de su pequeño mundo: todas las mañanas ordenaba al sol que saliese.

Escribí este largo y quizás aburrido relato para mi propia satisfacción: ordenar en mi cabeza estos rompecabezas complicados tan típicos de los argentinos. Eso sí, puede quedar desactualizado, hasta absurdo, por nuevos hechos.

Por eso quiero pasar a ocuparme, brevemente, de lo que anticipé al comienzo: los argentinos y argentinas que votan. Ese – quiero insistirles a mis amigos de la blogosfera -, aunque evolucione, es mucho más permanente que cualquiera de los líderes políticos.

El problema que se presenta al peronismo de la Provincia de Buenos Aires, a sus expresiones territoriales y también a las sindicales, no se origina con Sabbatella. Ni tampoco con la coalición: peronismo + progresismo, que Kirchner construyó. El problema, lo conocemos muy bien en la Capital Federal, es que el peronismo tradicional no ha elaborado, salvo ocasiones muy precisas y puntuales, una política exitosa para atraer y conservar a la mayoría de la clase media.

Y la clase media, y sus preferencias electorales, son, desde hace décadas, cada vez más significativas en el Gran Buenos Aires. Vicente López, San Isidro, dejaron de ser peronistas mucho antes que Morón. Avellaneda… hemos perdido y hemos ganado, pero por poco. En todo el Primer Cordón del conurbano – esto lo saben de memoria todos los políticos – los aparatos tradicionales del peronismo son cada vez menos relevantes.

No necesitamos recurrir a sociólogos: un mapa electoral del aréa metropolitana indica con mucha claridad los niveles de ingreso: los más pobres, nos siguen votando a nosotros. La clase media… Ya en los ´80 perdimos en Ciudad Evita.

Entonces, los peronistas debemos aceptar que, si queremos gobernar Argentina en esta nueva década, necesitamos sumar expresiones políticas que incorporen a esos sectores medios (aunque a veces nos moleste su soberbia y ese hábito de juzgarnos desde butacas de espectador). Necesitamos la coalición progresista que Kirchner supo armar. Y, por supuesto, tampoco podemos alienar a todos los sectores medios que no son progres. Aquellos que encuentran a Scioli «menos crispado». ¿O alguien cree que Scioli expresa al peronismo de la Resistencia? ¿O nadie recuerda quien pensó que Daniel sería un buen candidato para gobernador de Buenos Aires?

20 Responses to Scioli, Sabbatella … – 3ra. parte ¿y última?

  1. Oscar Cuervo dice:

    Abel:
    un gusto leerlo pensar en voz alta. Nobleza obliga, para alguien que como yo alguna vez se perdió en medio de uno de sus posts. En este caso, su texto me parece de los aportes más esclarecedores que se pueden leer en estos días de agitación colectora y chicanas blogueras.

  2. Jeje… Abel pero Ud hizo cuentas? Tome el patron de desarrollo electoral 2009 del EDE y expandalo x 2 conservadora expansión si las hay , desagregue x partido y vea…lindo ejercicio.
    salu2!

  3. A ver si entendí bien: la lista de Sabatella no se llevaría tantos votos «cristinistas» como para comprometer el triunfo de Scioli (si Cristina gana la Provincia, claro está) pero el kilombo se armaría con los votos que les pueda quitar a las listas municipales del PJ. ¿Es así?
    Y una pregunta más: ¿Sabatella lleva candidatos municipales propios en toda la Provincia? ¿Y también para la Legislatura de La Plata?
    Perdón por tanta ignorancia pero a la distancia no sabemos de esos detalles.
    Eddie
    PS: me hace acordar lo sucedido en 1958 (mi primera campaña). El PC resolvió votar Frondizi-Gómez y mandó imprimir boletas con sus propios candidatos a demás puestos pero incluyendo la de la UCRI al comienzo de la tira. Pero la justicia electoral de entonces las prohibió (no me acuerdo porqué).
    PS2: Una de nuestras consignas era francamente graciosa: ¡Limpie al país con piedra pómez; vote Frondizi-Gómez!

  4. Casiopea dice:

    Protestas en Bolivia por el precio de los alimentos. Sigan aguando el dólar nomás, acá no pasó nada.

    http://www.bbc.co.uk/news/world-latin-america-12427057

  5. Martin (Lat) dice:

    Lindo e interesante post Abel. Creo que hay que poner paños fríos a esto de una vez por todas porque, irónicamente, se está transformando en la punta del ovillo para la oposición. Yo vengo puteando hace tiempo ya por este jueguito del peronómetro y el zurdómetro.
    Creo que Cristina tiene que interceder para bajar la temperatura y tratar de contentar a todos lo mas que sea posible. Me parece que bien puede agarrar a Sabbatella y pedirle que, cuando menos, baje un cambio con el ataque a Scioli (aunque se lo merezca a veces, como en el caso de J.L.Suarez) y, si fuese posible, que modifique la estrategia y llame al corte de boleta. Y, por otra parte, insistir con la necesidad de unidad y de tolerancia dentro del armado bonaerense del FPV+aliados.
    Salutes.

  6. Abel B. dice:

    Estimados:

    Oscar: Muchas gracias. Es un gusto que aprecie lo que escribo alguien que maneja las imágenes como Ud., aunque no estemos de acuerdo sobre Clint Eastwood.

    Artemio: Siempre criptico. Y además me hace trabajar. Las cifras que pude encontrar (cortesía de Andy Tow) señalan q Nuevo Encuentro es un fenómeno del Cercano Oeste. Si crece, además de Morón será un factor a tomar en cuenta en Merlo, Ituzaingó, Hurlingham… No mucho más (Buenos números en Brandsen y Saavedra, pero poca población). También, si crece, pesará en la zona próspera de LaMatanza, pero me permito dudar q ahí habiliten colectoras. Manolo pedirá una para Hamas, en ese caso.

    Ahora, hay algo q no entiendo: porqué doblar los votos sería «una conservadora expansión si las hay». Sabbatella tiene muy buenos números en la blogosfera K, pero creo q esa es una muestra sesgada si las hay.

    Eddie/ : Tu interpretación es correcta. Y sí, Nuevo Encuentro llevará, se supone, candidatos municipales propios en toda la Provincia, para la Legislatura de La Plata y a diputados nacionales.

    Casiopea: Está tomando la argumentación de Manolo. La veremos pronto militando en el conurbano?

    Abrazos

  7. Abel B. dice:

    Martín (Lat): Su comentario llegó mientras contestaba los anteriores. Gracias por el elogio, y comparto su planteo.
    Yo también espero que la Presidente baje la temperatura de la pelea política, que hoy se está dando con más fuerza dentro de la coalición oficialista que afuera. Que haga de «Madre Eterna», bah.

    Pero eso sí, Martín, como digo al final del post, una estrategia diferente de Sabbatella no cambiará el hecho que una parte de los votantes al oficialismo no votarán al peronismo como está hoy (Ojo: no olvidar que otra parte – quizá mayor – no votaría una oferta electoral como la que presentaría Nuevo Encuentro).
    La vida, y la política, son complicadas.

    Un abrazo

  8. Oscar Cuervo dice:

    ¿No concordamos sobre Clint Eastwood? Bueno, yo no tengo una opinión concluyente sobre él. Me parece que tiene algunas geniales (Los imperdonables, Iwo Jima, Madison), otras aceptables (Gran Torino, Un mundo perfecto) y otras desastrosas (El sustituto, la última). ¿A usted le gustan todas? ¿No le gusta ninguna?

  9. OMIX dice:

    Abel
    de acuerdo, agrego que si algunos miraran un poco para la ancha vereda de enfrente las cosas andarían bien.

    para el caso necesitamos el frente amplio, pero que hacer con los que interpretaron a NK como un tipo que llevó el fiel de la balanza hacia la izquierda y hacia el antipejotismo.

    Esos son enemigos de acuerdos hacia la derecha (sectarios y excluyentes a más no poder) y encima el enemigo somos nosotros

    ahora se escudan en la política de seguridad de scioli para decirnos asesinos -ademas de corruptos-

    Por que si callaran acerca de nuestra berruga en la nariz (que por cierto la tenemos) no habría resistencia de este lado, nos hemos tragado sapos del tamaño de godzilla, como no nos vamos a tragar al insignificante EDE, pero estos muchachos desconocen las reglas elementales de los acuerdos políticos: el enemigo está fuera de la circunstancial alianza y no puedo criticar al candidato de mi socio.

    Respecto a la colectora, el crecimiento electoral del 2007 al 2009 el EDE fue grande (pomelo labura la calle y el viento de cola se lo aportó el paraguas nestorista que tenía que tener a raya a todo el mundo), ahora con el -supuesto- escudo antimisiles que se moriría por otorgarle cristina kirchner (según un relato fantástico de algunos) para renovar el elenco de jefes comunales multiplicado por 2, mete miedo, más si le dan colectora, la boleta del EDE va a estar ubicada al lado de la puerta de entrada del cuarto oscuro y la del FPV-PJ con el numero 15401, allá atrás, perdida entre la del partido blanco de los jubilados y la de mussa, no me quiero imaginar.

    lo paradojico es que quienes se rasgaban las vestiduras hasta no hace mucho tiempo clamando por transparencia en los comicios piden a los gritos ahora toda clase de manganetas a su favor

  10. pepe dice:

    No es aburrido Abel, es muy bueno y didactico.

  11. […] This post was mentioned on Twitter by Ezequiel Meler and Abel B. Fernández, Carlos Benítez. Carlos Benítez said: Les recomiendo este post del blg de Abel, https://abelfer.wordpress.com/2011/02/10/scioli-sabbatella-%E2%80%93-3ra-parte-%C2%BFy-ultima. […]

  12. parcass dice:

    Estimado Abel:

    Creo que Ud ( con honestidad,claro) esta discutiendo el sexo de los angeles.

    Escuche radio,amigo.Por primera vez en mi vida escucho permenentes mensajes de oyentes defendiendo a un sindicalista(el «momo»).Pais increible.

    Esta pobre mujer, lo unico que le falta es aparecer con un turbante tipo ayatola.
    Estan todos locos?
    Ahoradicen que el proximo candidato es Moyano y que la «ayatolla» se toma licencia!!???

    No creo que el pais real(el pueblo) resista estas payasadas.
    A menos que alguno ordene que salga el sol.(Je.)

    Cordiales Saludos
    ramon c

  13. HARRY dice:

    Es muy lógico que los jacobinos ataquen a un dirigente sindical, en los 70 el sindicalismo era la izquierda transformista del movimiento y los montoneros -ahora no se que son -eran el verdadero fascismo con taparrabos tercermundista, ahora el taparrabos cambio, son la progresia americana, bien, es igualmente lógico que Patricia Bullrich coincida telepáticamente con Cristina.
    Podria hasta ocupar un ministerio.

  14. manolo dice:

    Abel

    El problema de tu triangulo de la muerte, que es diferente pero similar al de Artemio, candidatos / activistas / votantes; es que las colectoras promueven el cuentapropismo de los activistas.
    Cada uno para cada cual; y el resto que se joda.
    Traducido, meto un concejal aunque se pierda la presidencia.
    Dentro de la lógica Nosiglia-Grosso-Duran Barbas, Candidatos/Pantalla/Votantes, es un dato insignificante.
    Porque la mediación siempre es mediática, no política.
    Por eso se plantea que la salida anticipada de Alfonsín, de la Rua e Ibarra fue por la intriga de sus enemigos; nunca por los errores políticos cometidos.
    El actual problema de fondo, es que esos activistas “sin relación de dependencia”, son el ‘Ersatz’ del Estado no supimos conseguir.
    En lenguaje militar, incentivamos a los cabos, para que decidan a que coronel le cobran la obediencia.
    Es pretorianismo puro y duro, con Pertinax y Dido Juliano participando de la subasta del titulo imperial.
    Es cierto que la financiación política siempre estuvo al límite de lo mercenario; pero con la decisión tomada, que no sirve nada revertir, la impone como única alternativa a Clarín y La Nación.
    ¿Que va a salir de esta candonga?, ni idea; porque el Invierno K, de Casiopea ;-P, nos va a pegar de lleno el próximo año.
    Sin estructura política funcional, para capear la tormenta, no queda otra que sacarle lustre a las bayonetas; o ir al neofeudalismo que proponen los escritores de SF.
    Vos citastes Agora, hace poco, y por supuesto me tentó verla.
    Como crítica político-poética, Tribulaciones de Charly García es mas concreto en su descripción psicológica.
    Solo espero que no terminemos danzando desnudos a través de las colinas.
    Un abrazo

  15. Abel B. dice:

    Estimados:

    Oscar C.: Soy un admirador (una forma débil de decirlo) del estilo de Eastwood como director. Con palabras más mías: de su forma de contar historias.
    Es cierto que algunas de sus películas son mejores que otras. Pero decir que El sustituto, donde la hace bastante buena actriz a Angelina Jolie!, y Más allá de la vida (admito: una película por debajo de lo que ambiciona) son muestras de senilidad… Harry el Sucio sabría como responder a eso.

    Omix: Tenés razón. Pero no perdás de vista algo: Es la razón de un lado (el nuestro). EDE va a usar manganetas que siempre despreció. Y los muchachos putean las colectoras, q usaron en otras ocasiones. Vamos a acusar a los progres de que son tan tramposos como nosotros? Si ya lo sabíamos.

    Resumiendo: ganar es mejor que perder. Pero eso no se decide en los blogs, Omar. Aquí hablamos para los que ya tienen sus ideas: la propaganda directa no sirve acá, pienso.

    Insisto: el problema q el peronismo enfrenta es sumar votos de clase media. Porque los necesita para ganar. Si queremos conservar la pureza y el folklore del barro, o conservar las listas para los de confianza, y dejamos que esos votos los sumen otros, no nos quejemos si después los Sabbatella o los Scioli nos cobran caro el trabajo.

    Parcass: Salvo alguna FM con buena música – y a Gerardo Fernández cuando me hace un reportaje :=) – no escucho radio. Sobre todo, no escucho a los que llaman a la radio. Pero no siento que me pierdo algo; creo que Ud. en sus comentarios me proporciona un buen resumen de esos enfoques.
    En cuanto al «país real», me parece conocerlo. Es una idea original de intelectuales franceses (muchas de esas nociones lo son). Allá como aquí, está lleno de «gente real», con ideas muy parecidas a las suyas.
    La pena es q tienen otra cosa en común: no votan en los comicios reales. En cambio, hay millones de «gente irreal», con ideas distintas, que votan y eligen. Qué le vamos a hacer.

    Harry: Ésta no es la pelea de los ´70. Aquí se discute poder en serio. Preguntale a Moyano.

    Manolo: Entiendo tu argumento, pero – como le digo a Omix – hacés pesar mucho esta pulseada. El elemento «mercenario» en el activismo existe desde hace, por lo menos, un cuarto de siglo. Las colectoras las usó Duhalde, por derecha con Rico y por izquierda con Farinello.
    Lo grave – estamos de acuerdo – es q nadie fortalece esas redes de punteros y militantes que es el reemplazo del Estado, y el vínculo cuando éste empieza a existir.
    No lo va hacer EDE, seguro. Tal vez el sindicalismo y los movimientos sociales, si consiguen imbricarse sin conflictos graves con el territorio.

    Abrazos

  16. manolo dice:

    Abel
    Ojala solo sea una sobre-reacción mía, no de los actores concretos; y este finde bajen las aguas.
    Un abrazo.

  17. parcass dice:

    Estimado Abel:

    A pesar que, supuestamente,que Ud es un hombre muy anciano,soy mucho mas joven;evidentemente nuestras costumbres se entrecruzan.Yo escucho radio (vieja costumbre) y Ud tiene un blog.

    Donde hay mas gente comun?.En la radio o en los blogs?

    Lamentablemente,el comun del puebo se informa por TV,pateticos periodistas.Asi estamos.

    Lo de pensadores franceses,digaselo a Harry,ya que yo entiendo esas cosas.

    Cordiales Saludos
    reamon c

  18. Oscar Cuervo dice:

    Abel:
    si a usted le parece que la forma de narrar que tiene CE en Más allá de la vida o en El sustituto tiene algo que ver con la de Imperdonables o Iwo Jima, creo que va a ser más fácil que nos pongamos de acuerdo sobre la relación entre peronismo y kirchnerismo.
    saludos

  19. en ezeiza el tema colectoras antecede a Sabbatella, que saco el 2 1/2% en la ultima eleccion, aparece para muchos de nosotros como una herramienta para pelear una relacion de fuerzas politica-economica establecida con el menemismo, que desde esa fecha (1995), es distrito autonomo de esteban echeverria. Hay otra forma de establecer que tiene cada uno, vigente? Las elecciones de Ejecutivos municipales desatan disputas sobre el territorio. Hubo colectora en el 2007, Dragone 12% y luego candidaturas testimoniales, todos juntos, ahora se reabre…PD.de narvaez tuvo tres colectoras, total 23%, ningun concejal, ninguna de las tres llego al piso. saludos

  20. ezequiel gaut dice:

    Primera vez que entro al blog. Buen análisis. Es cierto que hay que enfriar la discusión y bajar un cambio. Lo de las colectoras, si suma, bienvenido. Pero convengamos que esa actitud de Sabatella (y de gran cantidad de clasemedia) de «nosotros somos los puros, inmunes a la rosca y a los intereses personales, y uds son los cerdos despreciables interesados y venales» es bastante de desagradable.
    saludos
    egvh

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: